Acróstico de Te extraño

Dentro de las distintas expresiones poéticas, se conoce con el nombre de Acróstico a toda composición, que se encuentre conformada por versos, cuyas letras iniciales, medias o finales, puedan ser leídas de forma vertical, de arriba abajo, creando palabras con sentido, las cuales reciben también el nombre de Acróstico.

Origen etimológico del término Acróstico

En referencia al origen etimológico del término Acróstico, los especialistas en Filología han destacado que este proviene de una palabra griega compuesta por dos partículas: ákros, que puede traducirse como “extremo”; y stikhos, cuyo sentido literal sería verso. De esta forma, se podría afirmar que la palabra Acróstico, etimológicamente hablando, podría traducirse directamente como “verso final”, hecho que es interpretado por algunos poetas como la contención del significado en su propia forma.

Origen histórico

Por otra parte, en lo que se refiere al origen histórico del Acróstico, los anales de la historia literaria han indicado que todo señala a los poetas provenzales como los primeros escritores en cultivar este tipo de composición poética. No obstante, investigaciones mucho más acuciosas han indicado que aún cundo los trovadores provenzales fueron los que más cultivaron el género del Acróstico, estos debieron aprenderlo de los poetas castellanos, siendo entonces el Castellano la primera lengua que conoció y cultivó el género del Acróstico.

Definición de «extrañar»

En Español, el verbo extrañar está relacionado directamente con la acción de hechar de menos a alguien, que se encuentra ausente. En este sentido, la carga emocional de esta acción estaría ligada a su vez con el concepto de nostalgia, es decir, con el recuerdo que duele. De esta forma, la persona que sufre o padece el extrañar una circunstancia o persona, que ya no puede tener cerca, se enfrenta al sentimiento de la añoranza, la cual de no lograrse superar o solventar en poco tiempo, puede conducir al individuo a la melancolía, originada por no poder estar en contacto con el objeto de deseo o amor.

Acróstico de Te Extraño

En la actualidad, el Acróstico se emplea a fin de elogiar o rendir homenaje al objeto de su composición, por lo que casi siempre se encuentra compuesto a fin de reflejar el nombre propio de una persona, empresa, ciudad, país, entre otros. Sin embargo, este tipo de composición también puede ser usado para expresar sentimientos, conformando entonces expresiones afectivas, como por ejemplo “te quiero”, “me haces falta”, “te amo”, entre otras.

Un ejemplo de esto puede ser entonces un acróstico desarrollado en base a la expresión “te extraño”, el cual puede ser compuesto de manera que a un tiempo le exprese al destinatario cómo el emisor lo echa de menos, así como los distintos sentimientos y opiniones que éste pueda inspirarle. A continuación, un Acróstico hecho en base a esta expresión:

Todas las mañanas del mundo
El amanecer me trae el recuerdo de tu risa

En medio de mi soledad, repaso el
Xilófono de angustias y pesares que
Traspasa día a día mi pena.
Repaso palmo a palmo el recuerdo de tu aroma, de tu
Alma, de tu piel, de tu cara de niño, de todo lo que esta
Ñoña y antipática despedida, me arrebató, entregándome a un
Olvido inservible, que no me quita la pena de vivir sin ti.

Imagen: pixabay.com

Acróstico de Te extraño
octubre 31, 2016
Se habla de:                 

Ver más Artículo al azar