Características del teatro según sus épocas

El Teatro es una manifestación artística de carácter universal consistente en la representación de una historia –basada en la realidad o de carácter completamente ficcional- representada por un grupo de actores y actrices ante un público.


Lo más reciente:

De acuerdo a los estudiosos de este arte, los orígenes del Teatro se remontan a tiempos prehistóricos incluso, ya que se tienen indicios de que las comunidades primitivas tenían ciertas formas teatrales para llevar a cabo sus ritos o representar sus mitos. No obstante, la Historia del Teatro ubica a Grecia y la civilización helénica como la cuna del Teatro, pues fue en esta civilización que se le dio forma a muchos aspectos que continúan hasta hoy en día. De hecho la denominación “Teatro” (del griego theáomai: mirar) nació en Grecia, donde se le llamaba así a los sitios destinados para observar la representación de los actores.

Sin embargo, como toda creación humana, mutable y colectiva, el Teatro ha ido evolucionando con el paso de los años, adquiriendo nuevas características, perdiendo otras y enfocándose en temas distintos, cumpliendo con su rol artístico de responder a las inquietudes o sensibilidades de la generación que lo produce, escribe y representa. En este sentido, se puede entonces analizar a groso modo cuáles han sido las características principales del Teatro desde su nacimiento en Gracia hasta nuestros días.

A continuación entonces las características generales y específicas que ha tenido el Teatro en las épocas históricas más relevantes de la Humanidad:

Características del Teatro Griego

De acuerdo a los historiadores, el Teatro Griego se originó como evolución de los Ritos Órficos. Con el tiempo surgió la Tragedia y posteriormente la Comedia, por medio de la cual se escenificaban pasajes de mitos que trataban de dar explicación al origen del universo, el comportamiento humano y el funcionamiento de la Polis. Entre las principales características que son inherentes a esta época del Teatro están las siguientes:

1.- Las representaciones tenían un carácter netamente pedagógico, las cuales buscaban instruir al pueblo-público sobre los valores que debían manejarse en la polis.

2.- La Tragedia narra las desventuras humanas, mientras que la Comedia se refiere a la risa de los Dioses.

3.- Tanto en la Tragedia como en la Comedia representadas en el Teatro Griego se representa la intervención de los Dioses griegos y su interacción con los humanos.

4.- Hay presencia de un Coro.

5.- Se hacían uso de máscaras, a fin de que un actor pudiera representar varios personajes con sólo cambiar su máscara.

6.-Las obras comenzaron a representarse en lugares abiertos, hasta que se diseñó una construcción semicircular, regularmente a los pies de una ladera inclinada, a fin de otorgar altitud a los espectadores, mientras que abajo el escenario contaba con la acústica brindada por esa pared natural.

7.- El público intervenía en la obra, a través de vítores o abucheos, a favor o en contra de lo que sucedía en escena, a través de un proceso llamado catarsis.

De Grecia el Teatro comenzó a extenderse a través del Mediterráneo. Entre los Teatros que destacan en la época antigua están el Teatro Romano, el cual recibió influencia directa del griego, y aunque no en la misma medida también tuvo una modesta producción de obras teatrales, solo que en el caso del Imperio romano estas tenían más carácter de entretenimiento que pedagógico. No obstante, el Teatro Romano contó también con una importante influencia por parte de los espectáculos etruscos, que combinaban la música con la danza. Así mismo, destaca también el Teatro Indio, en el cual los temas eran básicamente religiosos, y contaba con obras donde se combinaba el canto, la mímica y la danza.

Características del Teatro en la Edad Media

El Teatro realizado durante esta época histórica estuvo estrechamente ligado a la evolución del Cristianismo como religión hegemónica. Por un lado las obras de origen antiguo y pagano, herencia de la cultura helénica fueron suprimidas, por ser consideradas contrarias a los mandatos de Dios. No obstante se continuó haciendo Teatro, sólo que los temas que ponderaron fueron aquellos de temática cristiana, que se enfocaban en la representación de pasajes bíblicos o sobre la vida de Santos. No obstante, en este época, al margen de las Instituciones se escribieron también obras caballerescas que contenían mucho del tinte épico. Así mismo surgieron obras cortesanas, donde en ocasiones se hacían sátiras de los personajes del Clero, la corte e incluso del propio vulgo.

Características del Teatro en la Edad Moderna

En la Edad Moderna, en Occidente se pueden encontrar tres momentos bastantes distintivos de la Historia del Teatro: el Renacimiento, el Barroco y el Neoclásico, teniendo cada uno sus características y temas.

Teatro Renacentista: cónsono con el tema de su época, el Teatro renacentista se enfocó más al naturalismo, es decir, a intentar representar en escena un reflejo del mundo tal como es. Así mismo, centrando la atención del hombre como centro del universo, se esforzó por situar en escena la figura humana, apegada a lo que realmente es, con su movilidad y dimensionalidad. De hecho el Teatro actual le debe al Renacentista la reglamentación de tres unidades: acción, espacio y tiempo. Así mismo surgieron personajes arquetípicos, entre los que destacan Pagliaccio y Arlequín. De esta época también es el Teatro Isabelino, nacido en Inglaterra, y de los cuales su mayor representante en William Shakespeare, quien para muchos rescató y trajo a escena nuevamente el género de la Tragedia.

Teatro Barroco: Durante esta época, de acuerdo a los estudiosos de la Historia del Teatro se desarrollaron sobre todo temas de índole trágico, donde se colocaba en escena el peso del destino. Este Teatro, en sintonía con su época -que buscaba llenar con formas el vacío espiritual que vivía- se caracteriza por escenografías recargadas, de índole ornamental. No obstante, en toda Europa no se vivió de la misma forma, por ejemplo, en España el Teatro realizado durante esta época era básicamente cómico, de donde destacan autores como Lope de Vega, Tirso de Molina y Calderón de la Barca.

Teatro del siglo XVII: Este Teatro surge a partir de la reforma de la Comedia que realizó Carlo Goldoni, la cual básicamente se alejó de la vulgaridad, para darle paso en escena a personajes y comportamientos de la vida real. El género que predominó fue el drama. Así mismo la escenografía se depuró, tornándose naturalista, permitiendo una mayor cercanía entre los actores y el público. Un aporte muy importante del Teatro hecho en esta época es que se democratizó, dejando de estar reservado para los señores de clases altas, dando cabida a obras de carácter popular. Así mismo, debido a que los temas y las obras se volvieron mucho más complejas surgió la necesidad de una figura que rigiera sobre todos los aspectos, surge entonces la figura del Director teatral.

Teatro neoclásico: En un intento por retomar el pasado, durante todo el siglo XIII, el Teatro Neoclásico volteó la vista atrás y comenzó a inspirarse en obras grecorromanas, a fin de representar en escena sus arquetipos y temas. De esta época destacan Vicente García de la Huerta y Vittoio Alfieri.

Características del Teatro Contemporáneo

Esta época de la Historia del Teatro se extiende durante todo el siglo XIX, pudiendo identificarse tres importantes períodos artísticos: el romanticismo, el realismo y el simbolismo. Por su parte el Teatro Romántico, cuyo principal representante es Goethe, se caracterizó por abarcar temas oscuros, marcados por el sentimentalismo. Así mismo se colocaba en escena la cultura popular y la veneración a la naturaleza. Al Teatro Romántico se le debe el nacimiento del género del Melodrama.

Así mismo el Teatro Realista sentó las bases del teatro que predominaría durante todo el siglo XX. La escenografía se decantó por representar la realidad. Se introdujo el uso detallado del vestuario y los elementos que sirvieran para representar lo más realistamente posible la escena. Se optó por una actuación más realista y menos sobreactuada. Igualmente, por primera vez se introdujo el uso de iluminación en el Teatro. Uno de sus más grandes representantes fue Anton Chejov.

En último lugar, el Teatro Simbolista volcó su interés por los temas metafísicos, que buscaban precisar y entender la condición humana, a través de la meditación, el estudio y el sopesar de las emociones. Así mismo, regresaron a escena durante esta etapa los temas de índole mitológico, siendo considerado este tipo de Teatro como esotérico.

Características del Teatro Actual

En Teatro actual abraca todo el siglo XX, así como la primera década del siglo XXI. Durante su primer siglo, el Teatro dejó de colocar el énfasis sólo en el texto literario, reforzando otras áreas referentes al carácter visual de las representaciones, es por eso que una de sus características es la evolución del área del Director de escena y de la escenografía, como áreas fundamentales de la puesta. Así mismo se puso el acento en la dimensión social-psicológica del personaje, más allá de la espacial. De esta forma, los actores y actrices comenzaron a estudiar esta dimensión de la mano de grandes teóricos del Teatro como Stanislavski. Surge un nuevo actor que tiene la responsabilidad de darle expresión corporal a su personaje, así como dimensión psicológica.

Así mismo, el Siglo XX fue el telón de fondo de varios movimientos teatrales que se sucedieron unos a otros, y entre los que destacan: el expresionismo, el Teatro Épico, el Teatro del Absurdo, el Teatro de los Angry Young Men. Con una gran vitalidad, durante el siglo XX, surgieron en todas las latitudes grandes dramaturgos entre los que destacan Bertolt Becht  y Peter Weiss (teatro épico); Antonin Artaud y Albert Camun (Teatro del Absudo); Tennessee Willians, Arthur Miller, Dario Fo, Federico García Lorca, Ramón María Inclán, entre otros.

De esta época, la década de los años sesenta marca nuevamente un cambio en el enfoque de esta expresión artística. A partir de ese momento se vuelve el interés a poner en contacto la obra con el espectador, a fin de provocar en éste conmoción. De esta época destaca Grotowski, como pionero de este nuevo teatro de provocación, que buscaba afectar al público. Igualmente, se le da aún más énfasis al lenguaje simbólico y al visual, como ampliación del texto dramático.  Surge entonces también el “Teatro Total” donde se combinan actuación, canto, baile, acrobacia, luces, efectos y escenografía, dando lugar a los musicales, obras infantiles, etc. Uno de los grandes representantes de este género puede ser la compañía Cirque du Souleil.

Fuente de imagen: Gallery.com

Características del teatro según sus épocas
diciembre 13, 2015
Se habla de:     

Ver más Artículo al azar