Cómo calcular la Mediana con datos no agrupados

Ampliar este tema:
  • Antes de abordar una explicación sobre la Probabilidad frecuencial, se revisará la propia definición ...
  • Antes de abordar una explicación sobre la Probabilidad matemática, se revisarán algunas definiciones ...

Entre los distintos tipos de Medianas que existen, se encuentra aquella que se calcula en base a los datos no agrupados. Sin embargo, antes de abordar una explicación sobre esta clase de medidas, se revisará la propia definición de Mediana, pues de seguro esto permitirá entender esta clase de medida en su propio contexto estadístico.

Mediana

Por consiguiente, podrá comenzarse por decir que la Mediana ha sido explicada, por las distintas fuentes, como una de las principales medidas de la estadística, así como el parámetro que representa el valor de la variable, que en un conjunto de datos ordenados, ocupa la posición central. De acuerdo a lo que señalan las distintas fuentes, la Mediana se denota o se escribe con el símbolo Me.

Así mismo, la Estadística señala que pueden existir dos posibles casos a la hora de establecer la Mediana de un conjunto de elementos. A continuación, una breve explicación de estas:

  • Si el número total de valores es impar: en este caso, la determinación de la Mediana resulta bastante sencilla, en tanto que bastará con identificar cuál es el valor medio del conjunto de datos que se han ordenado, para saber cuál es la Mediana.
  • Si el número total de valores es par: también puede ocurrir que el número de datos no sean pares. En este caso, se deberán tomar los valores centrales, sumarlos y dividirlos entre 2. El número obtenido, será considerado la Mediana.

Mediana de datos no agrupados

Toda vez se ha revisado el concepto de Mediana, puede que sea mucho más sencillo abordar una explicación sobre la forma de determinar esta medida cuando se ha decidido hacerlo en base a datos no agrupados, es decir, cuando los datos se abordan individualmente.

Según lo que señalan las distintas fuentes, en este caso también se debe considerar si el total de datos es par o impar, pues cada una de las situaciones determinará cuál es el procedimiento que debe seguirse. A continuación, una breve explicación de cada uno de estos casos:

Si el número de elementos es impar

En este caso, lo primero que deberá hacerse es ordenar los números o valores de forma ascendente o creciente –aunque también podrían ser ordenados de forma decreciente- y luego, tomar cuál es el valor que ocupa la posición central, y se procede entonces a sumarle la unidad, y el total dividirlo entre 2. La forma matemática de expresar este procedimiento sería el siguiente:

Si el número de elementos es par

Por otro lado, si llegara a ocurrir que el conjunto de datos sobre el cual se quiere calcular la Mediana de datos no agrupados estuviera conformado por un número de elementos pares, entonces después de ordenar los datos –bien sea de forma ascendente o descendente- se procedería a tomar los datos que pertenecen al centro, es decir, que toman posición central, con el fin de sumar sus respectivos valores, y luego dividirlos entre dos. El resultado de esta operación será tomado como la Mediana:

En ambos casos, es necesario ordenar primero los números o valores sobre los que se determinará la Mediana.

imagen: pixabay.com

Cómo calcular la Mediana con datos no agrupados

Bibliografía ►


Ver más Artículo al azar



x