Ejemplos de cómo aprovechar las bondades del vinagre blanco

Aunque de desconoce quién lo descubrió o en qué época comenzó a usarse, desde tiempos antiguos el vinagre blanco ha sido un ingrediente básico de nuestras cocinas. No obstante, este producto proveniente de casi cualquier fruta dulce no se limita al campo culinario, ofreciéndonos cientos de opciones que van desde ayudarnos a desinfectar alguna superficie de nuestra casa hasta servirnos de cosmético. En esta ocasión te presentamos algunos de los usos domésticos que puedes darle a este habitante de tu alacena:

Como desinfectante: el vinagre blanco constituye uno de las sustancias antisépticas de mayor poder. Basta con que limpies tu piso o mesa con él para que se conviertan en lugares higiénicos y seguros para ti y tu familia. Igualmente, puede evitar las moscas. Para facilitarte su uso puedes envasarlo en un recipiente que tenga atomizador, a fin de que lo emplees tal como lo haces con tu desinfectante comercial.

Como desodorizante de ambientes: Si quieres eliminar el olor a cigarrillo o humedad que hay en tu casa, una habitación o un closet, coloca una taza de vinagre en un plato hondo y ponlo en algún lugar de la habitación que quieres desodorizar.

En la crianza de la mascota: el vinagre blanco puede resultar uno de tus más grandes aliados en el entrenamiento y educación de tu nueva mascota. Los perros se orientan por le olfato a la hora de orinar, por lo que una vez que lo ha hecho en un sitio, pretenderá repetir su audacia una y otra vez. El vinagre te ayuda por un lado a eliminar el olor a orina de tu piso o alfombra, al tiempo que este efecto desodorizante sirve para que el perro no vuelva a orinar el mismo sitio, evitando que adopte un hábito que sería perjudicial para todos.

Contra las malas hierbas: si al hacer mantenimiento de tu casa, observas pequeñas plantas que nacen entre las grietas del pavimento o en la acera frente a tu casa, no desesperes, existe una forma muy práctica de eliminarlas. Basta con que las rocíes con vinagre y esperes a que el ácido acético que lo compone deshidrate la planta. Debes tener cuidado de que tus otras plantas no entren en contacto con esta sustancia.

Igualmente puedes usar el vinagre como un gran aliado cosmético. Seguidamente te presentaremos algunos usos que puedes darle al vinagre blanco en tu rutina de belleza. No obstante es importante resaltar que algunas personas pueden resultar alérgicas al vinagre, por lo que debes estar segura de no ser una de ellas antes de incluirlo en tu tocador. Algunos de los usos que puedes darle al vinagre como cosmético son:

Para eliminar el frizz: a veces, por más acondicionador y crema de peinar que uses, el clima y la humedad juegan en tu contra dejando tu cabello como se de una esponja se tratará. Sin embargo, guardado en tu cocina habita un ingrediente que puede convertirse en tu mejor amigo a la hora de acabar con ese molesto frizz: el vinagre blanco destillado. Basta con que mezcles una cucharada de vinagre en un vaso con agua fría, y lo agregues a tu cabello antes del último enjuague. Esto te ayudará a eliminar el cabello esponjado, además de dejar tu melena brillante y sedosa.

Como peeling natural: Una vez estés completamente segura de que no eres alérgica al vinagre (lo cual puedes averiguar consultando a tu médico de confianza) puedes incorporarlo a tu rutina de limpieza de cutis, pues este ingrediente es ideal para deshacerse de todas esas células viejas que te hacen lucir opaca y cansada, devolviéndole a tu rostro su suavidad y resplandor. En una tazota mezcla igual cantidad de vinagre y agua, y luego con un algodón limpio limpia la cara en forma circular. Luego de esta limpieza, la cual no debes hacer tan seguido, debes aplicar a tu piel una buena crema humectante que te ayude a hidratarla y protegerla.

Para prevenir el acné: a pesar de que de acuerdo a los médicos el acné tiene más carga alimenticia que cutánea, siendo ésta apenas un síntoma de un trastorno metabólico, el vinagre blanco puede ayudarnos a prevenir esos molestos granitos y puntos negros, ya que ayuda a reducir los poros abiertos, e igualmente el acné. Una vez que estés completamente segura de no posees ninguna reacción alérgica al vinagre, solo basta con que agregues una cucharadita de vinagre a seis cucharaditas de agua destilada. Cuando hayas preparado tu mezcla guárdala en un envase con atomizador. Lava muy bien tu cara con el jabón recomendado por tu dermatólogo de confianza, y después de secar rocía tu cara con esta mezcla y deja secar al natural.

Para cuidar nuestro manicure: seguramente te has preguntado cómo hacer para que tu esmalte de uñas no se desgaste o se pele tan rápido, pues por más que cuides tus uñas al poco tiempo de arregladas pasa algo que las arruina. No obstante existe un ingrediente que puede ayudarte a que el esmalte de tus uñas se mantenga en buen estado un tiempo más: el vinagre blando destilado. Después de arreglar tus uñas y antes de pintarlas agrega una capa de vinagre en ellas, verás como tu esmalte se endurece y dura por más tiempo.

Fuente de imagen: labioguia.com

Ejemplos de cómo aprovechar las bondades del vinagre blanco
septiembre 9, 2015
Se habla de:                 

Ver más Artículo al azar