Ejemplos de conjunciones de tiempo

Antes de abordar la exposición de algunos casos, que vengan a servir de ejemplos concretos a los usos que pueden tener las Conjunciones de tiempo, en el Español, se revisarán algunas definiciones, que de seguro permitirán entender estas partículas, dentro de su justo contexto.


Lo más reciente:

Definiciones fundamentales

En este sentido, también se decidirá delimitar estas revisiones teóricas a tres nociones específicas: Conjunciones, Conjunciones subordinantes y Conjunciones de Tiempo, por encontrarse estrechamente relacionadas con los ejemplos que se estudiarán posteriormente. A continuación, cada una de estas definiciones:

Las conjunciones

De esta manera, podrá comenzarse por decir que las Conjunciones han sido explicadas, de forma genera, como uno de los distintos tipos de palabras, que existen en la gran mayoría de las lenguas naturales, incluida por su puesto el Español.

Así mismo, las Conjunciones han sido definidas de forma precisa por cada una de las distintas disciplinas de la Lingüísticas. Estudiar de forma breve estos conceptos permitirá tener una visión mucho más integral sobre esta clase de palabras.

En este orden de ideas, podrá encontrarse entonces que la Sintaxis –materia que se preocupa por estudiar las palabras de acuerdo a su función y posición dentro de la oración- considera que las Conjunciones serán aquellas partículas lingüísticas, que cumplen con la tarea de enlazar o unir otras palabras, sintagmas o incluso oraciones. Por ende, desde el punto de vista de la Sintaxis, las Conjunciones son nexos sintácticos.

Por su parte, la Semántica –disciplina que estudia los significados- también ha dado su propia definición de Conjunciones, palabras estas a las que consideran como partículas lingüísticas carentes de significado. Es decir, que la existencia de las Conjunciones sólo se encuentra justificada en su función sintáctica.

Igualmente, la Morfología –área de la Lingüística que se preocupa por la constitución o conformación de las palabras- considera que las Conjunciones deben ser vistas como palabras invariables, toda vez que no presentan cambios en su estructura, debido a que no intentan concordar en género, número o algún otro accidente gramatical con su contexto.

Conjunciones subordinantes

Así también, será necesario lanzar luces sobre la definición de las Conjunciones subordinantes, las cuales han sido vistas, en primer momento, como una de las distintas clases de palabras, que existen en las Lenguas naturales, al igual que como uno de los dos grandes grupos de Conjunciones, que existen según la Lingüística.

De forma mucho más precisa, las Conjunciones subordinantes han sido explicadas por la Sintaxis como aquellas palabras, que cumplen con la función de introducir la palabra, sintagma u oración subordinada, que viene a completar lo expresado por una oración principal, es decir, que sirven de complemento a esta estructura.

Aun cuando las Conjunciones subordinantes, siendo conjunciones al fin, no cuentan con un sentido específico, ellas sí introducen ideas o complementos precisos, característica que es tomada para clasificarlas en nueve distintos tipos: conjunciones de lugar, de tiempo, de modo, comparativas, consecutivas, causales, condicionales, finales y concesivas.

Conjunciones de tiempo

Por último, será también prudente lanzar luces sobre el concepto de Conjunciones de tiempo, las cuales han sido explicadas como uno de los distintos tipos de palabras, que existen en las Lenguas naturales, así también como uno de los nueve distintos tipos de conjunciones subordinantes que pueden encontrarse.

Ya desde una definición más precisa, la Sintaxis ha señalado que las Conjunciones subordinantes de tiempo son aquellas palabras, que cumplen con la tarea de introducir la conjunción subordinante, que venga a señalar en qué momento o tiempo ocurre, ocurrió u ocurrirá lo expresado en la oración principal.

Según señalan las distintas fuentes, las Conjunciones subordinantes contarán con las siguientes formas en el Español:

Cuando, Durante, Antes, Antes que, Después, Después de que, Mientras que, Tan pronto que, Mientras tanto, Al tiempo que, En seguida que

Ejemplos de usos de Conjunciones de tiempo

Una vez se han revisado cada una de estas definiciones, puede que ciertamente sea mucho más sencillo abordar una explicación sobre los distintos ejemplos que se encuentran en el Español sobre las Conjunciones de tiempo. A continuación, algunos de ellos:

Ejemplos uso de la conjunción de tiempo “cuando”

Te llamaremos cuando hallamos tomado una decisión
La comida se servirá cuando lleguen los novios
Ven cuando quieras

Ejemplos uso de la conjunción de tiempo “tan pronto”

La mudanza deberá realizarse tan pronto se termine el contrato
Deberás inscribirte tan pronto terminen las clases
La cirugía será programada tan pronto estén los exámenes

Ejemplos uso de la conjunción de tiempo “antes de que”

Iremos a verlo antes de que anochezca
Es necesario limpiar los muebles antes de encerar el piso
Debes contar el dinero antes de retirarte de la caja del supermercado

Ejemplos uso de la conjunción de tiempo “después de que”

La celebración comenzará después de que se lea el discurso
Los ganadores vendrán después de que retiren sus certificados
La guerra vino después de que los embajadores fuesen expulsados del territorio

Ejemplos uso de la conjunción de tiempo “mientras”

Ella lloraba mientras le decía la noticia
Debes dormir mientras puedas
Los negocios deben hacerse mientras se estudia el mercado

Imagen: pixabay.com

Ejemplos de conjunciones de tiempo
mayo 29, 2019
Se habla de:                         

Ver más Artículo al azar