Ejemplos de discursos para Año Nuevo

Ejemplos | Lugares y tradiciones

Aun cuando cada cultura tenga su propia fecha, por lo general tanto Occidente como Oriente celebran el fin de año, momento en que se considera que culmina un ciclo cronológico, y comienza uno nuevo, en el cual la mayoría celebra los triunfos del año que culminan, olvidan lo malo, agradecen pasar un año más juntos, y se disponen a asumir los mejores propósitos  el año que empieza.

Historia del Año nuevo

De esta manera, cada civilización o cultura cuenta con un momento de su calendario en donde la cuenta de los días termina, para comenzar de nuevo, y así ir contando el tiempo de existencia que posee. De hecho, no sólo son las culturas actuales las que disfrutan o consideran importante esta fecha, sino que esta celebración parece datar de al menos unos cuatro mil años de antigüedad.

En este sentido, la mayoría de los historiadores optan por considerar a los babilónicos como los autores de celebrar el Año nuevo, ya que esta civilización contaba con un festival denominado Akitu, el cual se tiene idea de que era festejado hace cuatro milenios en el seno de este pueblo tan importante para la civilización occidental. En estas fiestas, que tenían lugar en la primera luna nueva, ocurrida después del equinoccio vernal –es decir, aproximadamente en marzo- los babilónicos asumían que empezaba un nuevo año, por lo que se dedicaban a celebrar, e incluso a renovar sus autoridades gubernamentales.

No obstante, aun cuando se pueda fijar el festival de Akitu como la raíz occidental del Año Nuevo, los historiadores refieren que la primera vez que se celebró un Año nuevo el 1 de enero fue en el año 1582, cuando el papa Gregorio XIII decidió fijar esta fecha como el día de Año nuevo, quizás impulsado por la necesidad cristiana de acabar con las fiestas heredadas del imperio romano, las cuales tomaban el mes de enero del calendario juliano –fijado por Julio César en el año 46 a.C- para dedicárselo a Jano, dios del Partenón romano, asociado con los comienzos y los finales.

Es así entonces cómo desde la Edad media, el occidente cristiano asume el 1 de enero como el día de Año Nuevo, celebración esta que convive en el mundo con otras fechas de Año Nuevo, de las otras culturas no cristianas, siendo algunas de las más importantes el Año Nuevo Chino, el cual se celebra el 19 de enero, o el Año Nuevo judío, el cual coincide con el día 14 de septiembre, fechas que corresponden a su vez a las propias historias y costumbres de estas culturas.

Ejemplos de discursos de año nuevo

Así también, además de la diferencia de fechas, el Año Nuevo implica celebraciones distintas para cada cultura, pues mientras en unas es la celebración más festiva del año, en otras por el contrario es un momento de reflexión, introspección y conexión religiosa, como por ejemplo sucede en el Año Nuevo judío, el cual es conocido por su parte como Rosh Hashaná.

En cuanto a la celebración occidental, además de las grandes fiestas y reuniones, en donde son protagonistas el brillo, las luces, los juegos pirotécnicos, la música y la alegría, también se da oportunidad para las reuniones sociales, en donde las cenas y los brindis también ocupan un lugar de gran importancia, en donde igualmente siempre se le concede a alguien la responsabilidad de decir algunas palabras, que puedan resumir el sentido de la celebración de la cual se participa. No obstante, no todas las personas, por más importantes que resulten para su núcleo familiar o laboral cuentan con la facilidad de la palabra, por lo que no está demás ofrecer algunos ejemplos de lo que podría ser un breve y perfecto discurso de Año Nuevo, propicio para esta celebración, se haya recibido la responsabilidad, o se sienta el deseo genuino de comunicar algo a aquellos a quienes se aprecian. A continuación tres ejemplos de ellos:

Discurso de Año Nuevo para jefes de familia

En caso de que la persona escogida para pronunciar el discurso de Año Nuevo cuente con la posición del jefe de familia, siendo alguno de los padres o abuelos del grupo, podría realizar como su discurso de Año Nuevo el siguiente:

Los curiosos puentes de caucho Una de las maravillas producto de la combinación de la naturaleza con ...
Ejemplos de la Propiedad conmutativa en el Álgebra de conjuntos En el ámbito del Álgebra de Conjuntos, se conoce con el nombre de Prop...
Teriantropía: los hombres que se convierten en animal Muchos de nosotros hemos tenido la idea de querer tener los ¨poderes¨ ...

Buenas noches a todos. Creo que lo primero que nace en mi corazón al verlos es un profundo agradecimiento a la vida por permitirnos estar juntos para despedir un año más. Esto claro, no quiere decir que olvido a aquellos que nos han dejado, solo que considero que también están presentes, en nuestros recuerdos y corazones, por lo que asumo que también están hoy con nosotros para decirle adiós a este año que termina, y empezar con la mayor esperanza el que comienza.

De esta forma, no solo le agradezco a la vida por tenerlos acá, sino a cada uno de ustedes por esta, por tomarse un momento, una noche, para venir hasta acá y permitir ver la familia junta. Por abrazarse y quererse, por entender que pasa lo que pase lo importante siempre serán los sentimientos y el tenernos unos a los otros. Para todos ustedes: Un feliz año nuevo, que la Salud, el Bienestar, la Fortuna, la Paz y el Amor sean el sello de los próximos 365 años que comienzan. ¡Salud!

Discurso de Año nuevo para los hijos

Sin embargo, quizás por la ausencia de los mayores, o por disposición de estos, las palabras para despedir el Año pueden quedar bajo la responsabilidad de alguno de los hijos, quien por su lado podría usar como base este ejemplo de discurso:

Nuevamente estamos todos reunidos en casa para celebrar que hemos sobrevivido un año más. No obstante, esta sobrevivencia no es sólo física, sino que está marcada por cientos de bendiciones: la mayoría de nosotros estamos sanos, fuertes, muchos encontraron el amor este año, otros más tuvieron la fortuna de convertirse en padres. Todos llegamos a esta noche con la certeza que no muchos tienen: una casa, una mesa, una cena, y lo más importante: una familia que sabemos que nos ama y nos acompaña.

Ante toda esta riqueza, no queda más que tomarse una fecha como la de hoy para dar las gracias. No sólo a la vida o a Dios, para aquellos que profesan una religión específica, sino sobre todo a los jefes de esta familia, nuestros padres y abuelos, quienes además de todos los años de cuidados, apoyo, crianza y amor, nos dejaron la herencia más valiosa que puede tener un ser humano: la familia.

Por eso, en un instante, cuando las copas que están en sus manos choquen entre ellas, eleven con ese brillante sonido a su más profundo agradecimiento a aquellos padres que estén presentes, así como a los que se nos han ido, porque gracias a ellos estamos y nos tenemos hoy, para despedir un año más. ¡Salud y Feliz año para todos!

Como miembro de un equipo de trabajo

Empero no todas las fiestas que pueden presentarse en el Año Nuevo tienen como escenario las cenas familiares, sino que también suelen tener lugar en los ambientes laborales, en los cuales la responsabilidad de pronunciar el discurso puede provenir tanto del cargo que se ostente, como decisión de los compañeros, o incluso del destino. No obstante, no se debe caer en desesperación, puesto que llegado el momento, se podría pronunciar el siguiente discurso de Año nuevo para los compañeros de trabajo:

Queridos compañeros, esta noche nos hemos reunido para dar una pausa a nuestras labores, y darnos la oportunidad de compartir y celebrar que un año está por acabarse, para dar paso a uno más, el cual esperemos que venga cargado de bendiciones y buenas cosechas.

Sin embargo, antes de mirar hacia el futuro, tomémonos también un minuto para ver a los ojos al año que se va y darle las gracias por toda la fortuna que nos trajo en sus días, puesto que durante sus semanas y meses nos dio la alegría de contar con un trabajo, de tener una forma de ganarnos la vida en lo que nos gusta y apasiona,  una manera de sostener a nuestras familias, algo que millones en el mundo no tienen.

Así también, pudimos seguir desarrollándonos en nuestras carreras, sentir el orgullo de ver crecer la empresa a la que pertenecemos, además claro de la gran bendición de contar con la salud y la fuerza para venir cada día hasta nuestra oficina a dar lo mejor de nosotros.

Espero entonces que el año que viene traiga mucho más de esto, así como nuevas bendiciones, tanto para esta compañía que nos ha dado la oportunidad de crecer, como para cada uno de ustedes y sus familias. ¡Feliz Año Nuevo para todos!

Imagen: pixabay.com

Ejemplos de discursos para Año Nuevo


¿Conoces acerca de...?

Se habla de:                     

Bibliografía

El pensante (diciembre 31, 2017). Ejemplos de discursos para Año Nuevo. Bogotá: E-Cultura Group. Recuperado de https://educacion.elpensante.com/ejemplos-de-discursos-para-ano-nuevo/