El hombre que se hizo millonario vendiendo terrenos en la Luna

En el año de 1967 se estableció, por parte de la Organización de Naciones Unidas, el tratado de espacio exterior, documento en el que impide a algún país ser propietario de algún objeto más allá de la tierra, lo que incluye cualquier planeta o estrella.

También te puede interesar:

El primer dueño de la Luna

Sin embargo, en el año de 1954, antes de que dicho documento se emitiera, el chileno Jenaro Gajardo Vera, se dirigió ante un notario para declarar que él era el propietario de la Luna, petición que tras surtir los respectivos trámites, se aprobó y se hizo efectiva. Sin embargo, Gajardo no sacó mayor provecho de ello salvo el de ser aceptado en un club social en el que era requisito tener alguna propiedad.

A su muerte la dejó en legado al pueblo chileno, con tan mala fortuna que Chile hace parte de los países que han firmado el tratado Lunar, mismo que impide la posesión total o parcial de la luna por parte de particulares, con lo que tal título quedó invalidado.

Dennis Hope

Paralelo a ello, en el año de 1980, y sirviéndose del vacío legal en el tratado de espacio exterior en el que se prohíbe a un país ser propietario de algún planeta o estrella, pero que no dice nada acerca de las personas particulares, Dennis Hope, un empresario estadounidense, registró a su nombre, no sólo la Luna, sino también todos los planetas del sistema solar junto con sus respectivos satélites.

A partir de entonces estableció la embajada Lunar en la Tierra y comenzó a vender parcelas en la luna con tanto éxito que en la actualidad ha vendido terrenos lunares a más de 6 millones de personas en el mundo y se estima que las ganancias que ha acumulado por sus ventas son de aproximadamente 120 millones de dólares.

Venta de terrenos y compradores

Pero Hope no ha vendido terrenos en la Luna a incautos y, muy al contrario, entre sus compradores se encuentran verdaderas estrellas de Hollywood, el expresidente de Estados Unidos Jimmy Carter y prestantes cadenas hoteleras como la Hilton y la Marriot, no tanto motivadas por el hecho de ser efectivos dueños de algún terreno en la Luna, pero sí por tener un título, aunque sea simbólico, de tal propiedad y, eventualmente, por si pudieran tener algún beneficio en el futuro.

Venta de otros planetas

Pero el controvertido empresario ha ido mucho más allá, pues no sólo comercializa terrenos en la Luna sino que en la actualidad también se encuentra vendiendo parcelas en Mercurio, Marte y Venus y se estima que supera las 1000 ventas diarias. De acuerdo al propio Hope, una vez que haya vendido la totalidad de los terrenos lunares, espera haber recaudado 35 mil millones de dólares.

Fuente de imágenes: pixabay.com

El hombre que se hizo millonario vendiendo terrenos en la Luna
octubre 21, 2015
Se habla de:                     

Ver más Artículo al azar