El valor de la perseverancia

Definición del valor de la Perseverancia

En el ámbito de los valores humanos, la Perseverancia es conocida como la capacidad que tiene un ser humano de colocar lo mejor de sí, además de su Paciencia, Constancia y Laboriosidad para obtener los resultados que anhela en cada una de las áreas que conforman su vida.

Con referencia a este valor, la Psicología ha indicado que la Perseverancia se encuentra estrechamente relacionada con la fuerza interior que impulsa a un individuo por esforzarse y seguir adelante a pesar de las dificultades, a fin de obtener los logros que se traducirán en su bienestar y en el de las personas de su entorno. Una persona perseverante no se rendirá ante una pequeña o gran derrota, y por el contrario la asumirá de forma madura y paciente, para seguir luchando hasta lograrlo, por su puesto colocando nuevas estrategias en funcionamiento, según también su capacidad de ser flexible.

Importancia de la Perseverancia como valor

En cuanto al impacto individual que tiene la Perseverancia como un valor integrado a la estructura de pensamiento y acción de una persona, la Psicología ha afirmado que en la medida en que un individuo sea perseverante, será un ser humano que tenderá a la lucha, la constancia y la laboriosidad, cualidades que lo harán ser en primera instancia percibido por su entorno como una persona confiable y con carácter de líder, lo que le originará relaciones interpersonales sólidas, basadas en el respeto y la admiración. De igual forma, el carácter perseverante de una persona, tarde o temprano dará sus frutos, por lo que integrar la Perseverancia dentro de la estructura de valores, encamina a la persona al éxito, así como a niveles altos de autosatisfacción, autoestima y felicidad.

Por su parte, en un sentido un poco más amplio, la Psicología también ha señalado las ventajas que puede vivir una sociedad donde la mayoría de sus miembros sean seres perseverantes. En este sentido, los psicólogos indican que esta será una sociedad caracterizada por tener miembros que luchan, sin sentimientos de competencia sino de cooperación, por ser cada día mejores, objetivo que se traduce en una comunidad humana mucho más productiva, y orientada al éxito y a la autorrealización. Así mismo, una sociedad caracterizada por contar con el valor de la Perseverancia dentro de su gama de virtudes, será un grupo humano que sabrá y podrá sortear cualquier tipo de crisis o desastre natural, pues en sus bases está la noción de supervivencia, superación y construcción de una mejor realidad cada día.

La investigación documental, qué es y en qué consiste En el ámbito de la Investigación Científica, se distingue con el nombre de Investigación Documental ...
Las mejores rondas para niños En el campo de la Pedagogía Infantil se conoce con el nombre de rondas a aquellas canciones para niñ...
Autobiografía de Benito Juarez Entre los personajes más famosos de México Benito Juárez es uno de los más ilustres y queridos por e...

Adquisición de la Perseverancia como valor

A pesar de que el valor de la Perseverancia está marcado por una cualidad inherente a la condición humana, la Psicología también señala la importancia de inculcar y estimular este valor desde las primeras etapas de la infancia, a fin de originar seres que a lo largo de su vida sabrán la importancia de no rendirse ante las dificultades, sino por el contrario continuar en pro de lograr ser cada día mejores en cualquiera que sea la actividad que desarrollen, así como en sus relaciones interpersonales.

No obstante, algunos padres y maestros pueden sentirse un poco desorientados a la hora de sembrar y cultivar el valor de la perseverancia en los más pequeños, por lo que la Psicología también ha diseñado una serie de estrategias que se pueden colocar en práctica tanto en casa como en la escuela para poder enseñar a los niños el valor de la Perseverancia. A continuación, algunos de ellos:

1.- Como siempre que se trata de enseñar una actitud o valor, la principal herramienta será el Ejemplo. En este sentido, un niño que crezca viendo cómo sus padres no se rinden antes las dificultades de la vida o el cansancio, sino que por el contrario se levantan cada día con mucho más ánimos de luchar y salir adelante, será un niño que crezca siendo consciente de la importancia que tiene en la vida el luchar, la constancia, la devoción y el amor por lo que se hace.

2.- Igualmente, la Psicología resalta el hecho de estimular, impulsar y reconocer los distintos triunfos del niño, bien si estos son dibujos, bailes, o cualquier actividad que el niño realice. De esta forma, desde muy temprano el niño podrá entender de forma positiva el bienestar de realizar algo que le traiga satisfacciones tanto a él como a los otros de su entorno.

3.- Así mismo, es importante que los padres acompañen también al niño emocionalmente cuando éste se enfrente a alguna derrota, a fin de que le expliquen al niño que esas situaciones son naturales en la vida, y que por el contrario se debe seguir luchando hasta obtener los resultados deseados. Esto por su puesto no significa obligar al niño a continuar en una actividad que realmente no le gusta o disfruta, pues esto generaría también la infelicidad del niño. En sintonía con esto, se debe buscar un equilibrio entre la importancia de seguir y cambiar de estrategias, o simplemente retirarse y buscar algo más acorde con los talentos y expectativas personales.

4.- Con referencia a las actividades del aula, los psicólogos indican que los maestros pueden hacer uso de algunas historias como fábulas y cuentos que ilustren la importancia del valor de la Perseverancia, de forma lúdica y en un lenguaje sencillo, accesible para el niño.

Fuente de imagen: elpensante.com

El valor de la perseverancia
febrero 21, 2016