Ensaladas a base de arándanos

Tal vez lo más recomendable, previo a exponer algunas de las recetas más populares de Ensaladas con arándanos azules, que pueden encontrarse en la web, sea revisar algunos aspectos de estas frutas, como por ejemplo su naturaleza, origen o propiedades.

También te puede interesar:

El arándano azul

Conocidos también por su nombre en inglés, Blueberries, los arándanos azules son descritos como unas pequeñas bayas o moras, de color azul profundo o púrpura, y de delicioso sabor, las cuales nacen en arbustos silvestres, reconocidos a su vez por la Botánica como perteneciente al género Vaccinium, así como por su nombre científico Vaccinum corybosum.

De igual forma, los especialistas en Botánica han señalado la importancia de conocer la existencia de varias especies de arándanos, de las cuales los arándanos azules o blueberries forman tan solo una parte de ellos, junto por ejemplo a los arándanos rojos, o el agraz, un tipo de arándano bastante común hacia el sur del continente americano, específicamente en las tierras altas de Colombia.

Origen del arándano

Por su parte, en cuanto al origen de esta fruta, la mayoría de las fuentes coinciden en señalar que los arándanos son nativos del suelo americano, especialmente en los territorios que se encuentran ubicados al norte de esta plataforma continental. Al respecto, existen estudios que sustentan cómo los pueblos nativos, de lo que actualmente es el territorio de Estados Unidos, conocían y comían los arándanos azules miles de años antes de la llegada de los primeros europeos, momento para el que estos habitantes originarios americanos no consumían los arándanos sólo por su delicioso sabor, sino también por ser una gran fuente de energía, así como por sus propiedades nutricionales.

Desde entonces, estas regiones al norte del continente americano siguen siendo también los mayores productores de arándanos, estando a la cabeza Estados Unidos, seguidos de cerca por México, países que por su puesto se alzan también como los mayores importadores de arándanos azules en el mundo.

Propiedades nutricionales

Sin embargo, la razón de que los países productores de arándanos hayan visto el crecimiento de su negocio durante los últimos años del siglo XX y los primeros del XXI no solo se debe al delicioso sabor y frescura de esta fruta propia de América, sino que durante estos períodos son varios los estudios y descubrimientos que se han realizado sobre las propiedades de esta fruta, conociéndose entonces que es una gran fuente de nutrientes, así como de importantes cualidades medicinales.

En este sentido, la mayoría de los autores coinciden en señalar que dentro de los arándanos pueden encontrarse un aporte considerable de Proteínas, Carbohidratos y Fibra, lo que los convierten en una fruta ideal a ser incluida tanto dentro de los desayunos como de otras comidas, pues con ellas se está garantizando buena parte del requerimiento nutricional que necesita el ser humano. Por igual, los especialistas en nutrición señalan que los arándanos azules han de ser reconocidos también como una fuente importante de vitaminas, entre las que destacan algunas del complejo B, como lo son las vitaminas B1, B2, B3, B5, B6 y B9, así como otras vitaminas esenciales para el funcionamiento del cuerpo como lo son las vitaminas A, C, E y K.

Así también, los arándanos azules son considerados una gran fuente de minerales, entre los que se encuentran el Hierro, el Calcio, el Magnesio, el Fósforo, el Potasio, el Manganeso, el Sodio y el Zinc. Estos minerales, sumados a las vitaminas y demás compuestos nutricionales de los arándanos también le confieren a esta fruta grandes cualidades medicinales, entre las que destacan por ejemplo ser un arma eficaz para luchar contra la anemia, pues en él se encuentra una combinación efectiva de Hierro y de vitamina C, componente este que permite que el cuerpo asimile la mayor cantidad posible de Hierro, y así se estimule la producción de Hemoglobina.

Igualmente, la cantidad de vitamina C que contienen los arándanos han hecho que esta fruta sea reconocida también como una forma natural bastante efectiva de luchar contra los cuadros gripales, así como para prevenir su aparición. Por otro lado, los arándanos son también identificados, debido a la vitamina A que contienen, como una buena forma de estimular la regeneración celular, así como la salud visual, combatiendo sobre todo la fatiga visual, al tiempo que puede mejorar también la visión nocturna.

Finalmente, los arándanos azules, o Blueberries, son tenidos también como un alimento que por su gran contenido de ácido fólico es ideal para cuidar la salud fetal y el adecuado desarrollo del sistema central nervioso durante la edad gestacional, así como un elemento que ayuda a prevenir la aparición de la espina bífida. Ya en el organismo formado, los arándanos estimulan el buen funcionamiento cognitivo. Los arándanos son reconocidos también como una fuente importante de Magnesio, mineral relacionado con la salud ósea y la prevención de enfermedades cardiovasculares. Igualmente, los arándanos son protectores del sistema urinario, protegiéndolo de ciertas infecciones.

Ensaladas a base de arándanos

Sin embargo, sus grandes propiedades nutricionales, así como sus cualidades medicinales no son las únicas razones por las cuales los arándanos son escogidos por gran número de paladares alrededor del mundo, sino que su delicioso sabor, y su seductora textura y apariencia, convierte a esta pequeña mora azul en una de las decisiones culinarias más populares, cuando se trata de agregar un toque exótico y a la vez saludable a las recetas y preparaciones.

Un ejemplo de ello son las ensaladas, las cuales bien sean dulces o saladas, combinan a perfección con los arándanos azules, quienes llegan a estos platos para agregar a ellos un toque de sabor, dulzura y elegancia, puesto que los arándanos son considerados también bastante chics. Algunas de las recetas de ensaladas con blueberries más populares en los portales culinarios son los siguientes:

Ensalada de frutas con blueberries

Una buena forma de integrar arándanos en la dieta puede ser agregarlos al desayuno, y qué mejor manera de comenzar la mañana que con una rica ensalada de frutas, la cual podría ser comida también como entrada de un almuerzo, o también como postre. Para prepararla será necesario reunir los siguientes ingredientes: dos (2) bananas / una (1) manzana roja pequeña / dos (2) naranjas / una cuarto ( ¼ ) de taza piña picada en cuadritos / media ( ½ ) lata de duraznos en almíbar / ocho (8) fresas maduras /  un cuarto ( ¼ ) de arándanos azules o blueberries / una (1) cucharada de miel.

Al momento de dar inicio a la preparación, será necesario simplemente lavar, pelar y cortar todas las frutas. Se colocan en un recipiente, y se agrega el jugo de media naranja, el jugo de medio limón, y el almíbar de los duraznos. Así mismo, se agrega la cucharada de miel. Se mezcla, y se lleva a la heladera por al menos un par de horas antes de consumirla.

Ensalada de jamón, nueces y arándanos

No obstante, las ensaladas dulces no son las únicas opciones que ofrecen las recetas a base de arándanos, frutas que también se llevan muy bien con los sabores salados, así como con las carnes frías. Un ejemplo de esto lo constituye esta ensalada, en donde se puede apreciar el equilibrio perfecto entre los sabores del jamón de pavo, el crujiente de las nueces y el rico sabor de los arándanos.

Para prepararla, será necesario tener a mano los siguientes ingredientes: seis o siete (6 o 7) hojas de lechuga, del tipo que se desee / un cuarto ( ¼ ) de libra de arándanos / media ( ½ ) taza de nueces / cien (100 gr.) gramos de jamón de pavo / media ( ½ ) cebolla morada / cincuenta (50 gr.) gramos de queso trenza o en hebras / dos (2) cucharadas de semillas de girasol / una (1) cucharada de manteca / una (1) cucharada de miel / aceite de oliva / mostaza.

Con todos los ingredientes a mano, se comenzará por lavar las lechugas, colocándoles un chorrito de vinagre, y dejándolas en remojo por al menos unos diez minutos. Después, volver a enjuagar, y cortar las lechugas de forma rústica con ayuda de las manos. Hecho esto, se procede entonces con el segundo paso, que será el de caramelizar los arándanos, para lo que simplemente será necesario colocar en un sartén un poquito de miel, manteca y los arándanos, llevándolos al fuego por unos cuatro minutos, hasta que se tornen un poco caramelizados. Se reservan entonces al igual que la lechuga.

Se procede entonces a caramelizar las nueces, lo cual se hará con un procedimiento similar, llevando al fuego un sartén en donde se han colocado las nueces, con un poco de manteca y miel. Si se quisiera esto podría hacerse también con un poco de aceite de coco, en lugar de mantequilla o manteca.

Se colocan en una ensaladera unos hilos de jamón de pavo, así como la lechuga, los arándanos y las nueces caramelizadas. Así también, se agregan las julianas de cebolla morada, el queso en hebras y las semillas de girasol. Por último, se agrega el aderezo, el cual puede ser preparado mezclando tres (3) cucharadas de mostaza / dos (2) cucharadas de miel y tres (3) cucharadas de aceite de oliva.

Ensalada de arándanos y alcachofas

Por último, una de las ensaladas, que además de aportar gran cantidad de nutrientes, puede resultar un verdadero toque gourmet en la mesa será la ensalada de alcachofas y arándanos, para la que se necesitarán los siguientes ingredientes: tres (3) tazas de mix de hojas de lechuga / un (1) tomate maduro / medio ( ½ ) pepino / una (1) taza d alcachofas encurtidas / una (1) taza de arándanos / dos (2) cucharadas de maní tostado / media ( ½) taza de aceite de oliva / un cuarto ( ¼ ) de taza de vinagre de Jerez / una (1) cucharadita de miel / un cuarto ( ¼ ) de cucharadita de sal marina.

Se inicia la preparación, mezclando los ingredientes con los que se realizará la vinagreta que servirá de aderezo. Para eso se mezcla el aceite de oliva, con el vinagre de jerez, la miel y la sal. Hecho esto, se procede también a lavar y trocear las lechugas. Así mismo, se hará con el tomate y el pepino. Se colocan entonces estos ingredientes en la ensaladera, agregando también los corazones de alcachofas troceados, así como los arándanos y los maníes. Finalmente, se agrega la vinagreta hecha al principio de la preparación. Esta ensalada puede servirse como acompañante de carnes blancas o rojas, así también como plato principal, acompañado de pan tostado.

Imagen: pixabay.com

Ensaladas a base de arándanos
agosto 14, 2018
Se habla de:                         


Ver más Artículo al azar