Ensayo sobre el Premio Nobel

Probablemente uno de los premios más famosos y prestigiosos del mundo moderno sea el Premio Nobel, reconocimiento que desde el año 1901 –en concordancia de su propulsor Alfred Nobel- es entregado a las figuras más resaltantes del mundo de la Física, la Química, la Medicina, la Literatura, la Paz y más recientemente las Ciencias Económicas, cuyo trabajo haya resultado relevante en el desarrollo del año inmediatamente anterior a la postulación.


Lo más reciente:

Características del Premio Nobel

Sin embargo, antes de profundizar en algunas controversias que este premio ha originado durante su función de premiar las gestiones, carreras, esfuerzos o trayectorias más relevantes, de las principales carreras del mundo moderno, resulta pertinente hacer un breve repaso por los estamentos fundamentales del Premio Nobel. A continuación, algunos tips sobre su constitución y principales características:

  • El Premio Nobel se instauró en 1895, como respuesta al último deseo del industrial e inventor Alfred Nobel, quien en su testamento dejó estipulado el crear un reconocimiento que viniera a laurear a aquellos profesionales que más hubiese aportado al mundo, con su trabajo, en el último año.
  • Aunque se instauró a finales del siglo XIX, no fue sino hasta 1901 que comenzó a entregarse formalmente.
  • En principio, las categorías del Premio Nobel eran sólo cinco: Física, Química, Medicina, Literatura y Paz. En 1968, la Institución que administra este Premio aprobó por consenso la creación de una categoría más: las Ciencias Económicas, entendiendo este grupo de disciplinas como una rama esencial en la construcción de un mundo mejor. Es esta nueva categoría, a la que se refiere de forma equivocada la mayoría de la gente, cuando nombran el Premio Nobel de Economía. Así mismo, se ha apuntado que aun cuando Alfred Nobel no dejó estipulado esta categoría, ésta nació como un homenaje a la actividad económica que realizó este hombre.
  • Los premios son entregados por distintas instituciones de Suecia. En este sentido, los ganadores de las ramas científicas: Física, Química e incluso el de Ciencias Económicas son elegidos por la Real Academia de las Ciencias de Suecia. Por su parte, el Nobel de Medicina es responsabilidad de la Asamblea del Nobel del Instituto Karolinska. Así mismo, el Premio Nobel recae sobre la Academia Sueca, dejando finalmente al Comité Noruego del Nobel la tarea de elegir al Premio Nobel de la Paz, quien a diferencia de las otras categorías recibe el premio, durante una ceremonia que tiene lugar en la ciudad de Oslo, generalmente el 10 de diciembre de todos los años, día que coincida por demás con el Día de los Derechos Humanos.
  • El Premio Nobel es entregado únicamente a científicos, escritores, economistas o activistas que se encuentren vivos al momento de la premiación, y únicamente se otorgaría de forma póstuma si el ganador hubiese muerto entre el momento de su elección hasta la realización de la ceremonia.
  • Así mismo, este premio, cuyo valor en metálico asciende un poco más de los ochocientos mil euros, tampoco puede ser retirado después. Es decir, para tener acceso al dinero que contempla este reconocimiento debe hacerse acto de presencia en la ceremonia de premiación, en caso contrario sólo se recibirá de manera posterior el diploma y la certificación.

El Premio Nobel de la Paz

El Permio Nobel de la Paz constituye una de las cinco categorías reconocidas por la institución del Nobel, y por lo general, según consta en los estatutos del Premio, copia textual del testamento dejado por su fundador Alfred Nobel, todos los años debe ser entregado:

“a la persona que haya trabajado más o mejor en favor de la fraternidad entre las naciones, la abolición o reducción de los ejércitos existentes y la celebración y promoción de procesos de paz».

En este sentido, el primero en obtener un Premio Nobel de la Paz fue el filántropo y activista Jean Henri Dunant, quien es reconocido mundialmente por su concepción y especial aporte en la formación de la Cruz Roja Internacional, cuerpo de paz humanitario, que sin pertenecer a ningún mando, interviene para auxiliar a las víctimas de guerra durante los conflictos. Igualmente, a Dunant se le atribuye el haber propulsado también la instauración de la Convención de Ginebra. Sin embargo, según los estatutos del propio Premio, este también puede ser entregado a instituciones que trabajen por la Paz Mundial, como por ejemplo el Comité Internacional de la Cruz Roja, quién se ha hecho merecedora del reconocimiento en tres distintas fechas. Así mismo, la entrega de este premio fue suspendida durante los conflictos de la Primera y la Segunda Guerra Mundial.

Controversia sobre el Premio Nobel de la Paz 2009

Sin embargo, por muy romántico que pueda sonar la idea de entregar un reconocimiento público y mundial a alguien que trabaje arduamente por conseguir la Paz, no siempre los elegidos despiertan el acuerdo y entusiasmo del público. Un ejemplo de esto lo constituye por ejemplo la proclamación en el año 2009 del presidente estadounidense Barack Obama como Premio Nobel de la Paz de ese período.

De acuerdo al Acta leída durante la proclamación, el Premio Nobel de la Paz se le otorgaba a este presidente –quien además se convertía en el primer Presidente estadounidense en ser premiado mientras se encontraba dueño del cargo- por su “extraordinario esfuerzo en fortalecer la diplomacia internacional y la cooperación entre pueblos”, así también por su importante “visión de un mundo sin armas nucleares”.

Hasta ahí parece marchar todo correctamente. Sin embargo existieron ciertas circunstancias que a los detractores de esta premiación no parecía dejarlos tranquilos. En este sentido, una de las principales quejas por parte de los que opinaban en contra del Premio era que aun cuando la premiación se realizó, de acuerdo a la tradición, el 10 de diciembre de 2009, la proclamación ocurrió en octubre, mientras que su postulación –según marca las leyes del propio premio- debió ocurrir entre septiembre de 2014 y 1 febrero de 2009. Sin embargo, cabe acotar que el presidente Barack Obama fue electo el 4 de noviembre de 2008, tomando el poder finalmente el 20 de enero de 2009. Estas fechas hacen que algunos críticos al reconocimiento otorgado por el Premio Nobel se pregunten cómo si las postulaciones de ese año cerraron quince días después de que Barack Obama tomara la presidencia, se puede hablar de su gran papel como mandatario, para conservar la Paz planetaria. A esto, algunos han respondido que se premia el esfuerzo impreso por Obama durante su campaña, así como la influencia de su mensaje de Paz en el electorado, manifestado de forma contundente en la elección que origino la victoria de este Presidente. Otros alegan que fue un espaldarazo político, que lejos de reconocer un esfuerzo, premió una intención.

Actividad bélica del Premio de la Paz de 2009

No obstante, si algunos podían pasar por alto el estrecho margen que existen entre las fechas de postulación y lo corrido desde la llegada a la presidencia de Estados Unidos, por parte del presidente Barack Obama, a la gran mayoría les parece un hecho imposible de ignorar que, aun con el reconocimiento que fue envestido, Obama ha protagonizado durante su mandato una tendencia belicista, que a algunos parece no coincidir con un Premio Nobel de la Paz.

Habría que recordar por ejemplo, que durante el 2009, mismo año en que fue embestido con el Nobel de la Paz, el presidente Obama tomó la decisión de enviar más tropas estadounidenses a Afganistán, en lugar de mandar su retirada. Así mismo, apenas dos años después del reconocimiento, en 2011, dio su aprobación para que aviones estadounidenses bombardearan Libia, durante las revueltas que terminaron con el mandato y ejecución de Muamar el Gadafi. En 2014, el presidente Obama también volvió a reforzar su participación militar en Irak ante la crecida de los yihadistas. Así mismo, algunos críticos resaltan que aún cuando ha sido el Presidente que logró, junto a su homólogo cubano, colocar fin a más de cincuenta años de ruptura de relaciones diplomáticas, Guantánamo no fue desmantelada desde el principio como prometió durante su campaña.

Todas estas son decisiones que probablemente el mandatario estadounidense, Barack Obama se vio obligado a tomar, por presión del Congreso, de la opinión pública o de su propio rol como Comandante en Jefe del Ejército más poderoso del mundo. Sin embargo, más allá de las razones históricas y políticas, los críticos señalan la contradicción que existe entre el reconocimiento otorgado por el Premio Nobel y su comportamiento, tildado de belicista por algunos sectores. En este sentido, algunos medios se han hecho eco de algunos críticos que se preguntas abiertamente, si Obama volvería a ganar el Nobel de la Paz, evaluando las decisiones tomadas durante  su mandato, considerando su participación en los distintos movimientos y conflictos mundiales, donde la nación liderada por él tenía total protagonismo.

Imagen: pixabay.com

Ensayo sobre el Premio Nobel
agosto 31, 2016

Ver más Artículo al azar