La investigación experimental

Dentro de los distintos tipos de investigaciones y estudios científicos, resalta con el nombre de Investigación Experimental el estudio que se vale de la aplicación del método científico, así como de la realización de experimentos controlados, a fin de abordar un objeto de estudio específico.

También te puede interesar:

Realización de Experimentos

En este sentido, se entenderá entonces como Investigación Experimental a toda disciplina que tome la realización de experimentos para la obtención y análisis de resultados, bien si los experimentos se han hecho dentro de un laboratorio o no. Sin embargo, básicamente, estos experimentos deben cumplir con la metodología en la cual el investigador aplica el método científico, eligiendo dos grupos distintos, a fin de escoger posteriormente cuál es el medio de control y cuál el de variable, para luego someterlos a las distintas condiciones controladas que le llevarán a concluir si el fenómeno estudiado se comporta según su hipótesis, respuesta que lo llevará a promulgar sus conclusiones.

Objetivos de la Investigación Experimental

Con respecto a los objetivos con los que puede contar la Investigación Experimental, las distintas fuentes han optado por señalar básicamente dos, los cuales resumen en esencia los alcances pretendidos de toda disciplina que opte por la realización de experimentos controlados, a fin de descubrir por medio de la observación la respuesta o comportamiento específico del objeto, sujeto o fenómeno estudiado, bien si éste es de interés científico o social. . A continuación, una breve explicación de cada uno de ellos:

Conclusión de leyes y predicciones

En primera instancia, se puede decir que uno de los principales objetivos de la Investigación Experimental es el de elaborar mecanismos experimentales a través de los cuales se pueda establecer las leyes bajo las cuales se comporta el objeto o fenómeno estudiado, esto con el fin de poder conocer la naturaleza de la entidad estudiada, así como poder elaborar proyecciones y predicciones.

De esta forma, la Investigación Experimental forma parte de diversas disciplinas científicas (Física, Química, Farmacia, Biología, Medicina) así como de disciplinas sociales (Sociología, Psicología, Lingüística, Mercadeo, Publicidad) permitiendo que los distintos profesionales sean capaces de predecir de forma adecuada la incidencia de una objeto o fenómeno dentro de un colectivo humano, evitando al máximo sus efectos secundarios, puesto que se parte de la afirmación de que los sujetos o fenómenos elegidos para la realización del estudio, tenderán a comportarse de manera similar ante las mismas circunstancias a las que se han enfrentado durante los experimentos realizados por los investigadores.

Solución de conflictos

Así mismo, se puede estudiar algún fenómeno que se encuentre afectando a la población (enfermedades, contaminación, efectos de desastres naturales, plagas, etc) a fin de eliminarlo o solucionarlo. Por consiguiente, la Investigación Experimental se erige como un método de gran importancia en la civilización humana, la cual se beneficia con este método de estudio.

Disciplinas de la Investigación experimental

Se podría pensar en primer momento que la investigación Experimental, por estar basada en la aplicación del método científico, es un método usado de forma exclusiva por las disciplinas científicas. Sin embargo, con el advenimiento y desarrollo de las Ciencias Sociales, este método ha conquistado otros territorios, inscribiéndolo también como método de cabecera de varias disciplinas humanísticas. De esta forma, la Investigación Experimental es ampliamente practicada por las siguientes disciplinas:

Área Científica

Dentro del Área Científica, la Investigación Experimental es usada por disciplinas como por ejemplo: la Física, en donde se usa para medir y estudiar el comportamiento de los cuerpos y las fuerzas universales; la Química, en donde se persigue estudiar el comportamiento y naturaleza de las sustancias y elementos químicos; la Farmacia, disciplina relacionada con la Química, y que busca en todo momento estudiar la incidencia de ciertos fármacos en humanos y animales; la Biología, así como todas sus ramas (Zoología, Genética, Anatomía, Botánica, etc.) la cual se vale del método científico para entender las leyes sobre las cuales se manejan los seres vivos y sus ecosistemas; la Medicina, disciplina que se encarga del estudio del cuerpo humano, su salud y las distintas enfermedades que lo afectan; Astrología, ciencia encargada de medir y estudiar la naturaleza y comportamiento de los fenómenos cósmicos.

Área Humanística

Así mismo, las Humanidades o Ciencias sociales se benefician de la aplicación del método científico, lo que les permite que sus investigaciones sobre ciertos fenómenos y patrones sociales sean lo más precisas posibles, permitiéndoles entonces elaborar a su vez leyes y hacer predicciones sobre estos. En cuanto a las disciplinas de este campo que pueden valerse de la Investigación experimental se encuentran algunas como las siguientes: Lingüística, disciplina que se encarga de estudiar el Lenguaje en sus fases y niveles; Sociología, disciplina que aborda los distintos fenómenos y expresiones sociales desde una óptica científica; Psicología, ciencia que aborda y estudia el comportamiento humano, tanto colectivo como individual; Publicidad, disciplina que pretende abordar las reacciones de las personas ante distintos estímulos, a fin de entender cómo promocionar los distintos elementos del mercado.

Imagen: pixabay.com

La investigación experimental
noviembre 22, 2016


Ver más Artículo al azar