Las propiedades de la sábila

Existe una planta que en las últimas décadas ha ido apropiándose de los jardines y macetas de todas las casas en el mundo, donde se le planta a fin de tenerla cerca y poder aprovechar todas sus propiedades medicinales: la sábila, conocida también como aloe vera.

Originaria del África, esta planta xerófila llegó para quedarse, y es que su sabia o cristales se han convertido en una verdadera revolución en el ámbito de la medicina alternativa o naturista. En esta ocasión compartiremos algunos de los usos más frecuentes que se le da a esta planta en el tratamiento de algunas dolencias cutáneas e internas. No obstante no está demás señalar que el uso de la sábila no puede de ninguna forma sustituir o contradecir el diagnóstico y tratamiento designado por un médico. Igualmente, debe consultarse con un profesional de la medicina antes de decidir su uso. A continuación los usos más frecuentes:

1) Gracias a sus propiedades humectantes y regenadoras, la sábila es usada generalmente como un compañero de los tratamientos de belleza, por lo que se le usa a fin de nutrir la piel de nuestros rostros. No obstante antes de usarla, consulta con tu médico de confianza, a fin de comprobar que realmente seas tolerante a esta planta.

2) La sábila también cuenta con propiedades cicatrizantes, lo cual la convierte en una opción ideal para el tratamiento de pequeñas heridas o lesiones cutáneas. No obstante es recomendable que siempre consultes con tu médico ante cualquier herida que implique gravedad. Igualmente, antes de aplicar la sábila en una pequeña herida asegúrate de desinfectar la zona a tratar, y de procurarle a la lesión las mayores condiciones higiénicas.

3) Sus propiedades analgésicas y calmantes también convierten a la sábila en la opción ideal para ser aplicada en la piel en caso de insolación o quemaduras por el sol, así como otro tipo de quemaduras. Sin embargo, ante la gravedad de estas, es mejor que acudas al médico, pues la propiedad acá indicada es sólo un coadyuvante.

4) Una vez que estés seguro de que no es grave o no implica un cuadro alérgico grave, puedes usar la sábila para tratar algunas picaduras de insectos. Igualmente, en caso de alergias, una vez hayas consultado al médico, puedes usar sábila para ayudar a reducir los síntomas cutáneos de la reacción.

5) Así mismo, la aloe vera o sábila cuenta con propiedades desinflamatorias por lo que su uso es recomendado para tratar espinillas, barros y acné. A pesar de que estudios científicos han comprobado que el acné tiene principalmente carga alimenticia, no está demás procurarle a la piel un ambiente higiénico y equilibrado, para esto bastará con que implementes en tu rutina cosmética el uso de mascarillas a base de los cristales o sabia de la aloe vera, a fin de implementar en  tu piel todo su poder desinflamatorio, regenerador y humectante.

6) Igualmente, se recomienda el uso de sábila a través de cremas, lociones o mascarillas (las cuales pueden ser preparadas caseramente) para el cuidado del cabello, estando recomendada incluso para tratar la caspa.

7) De la misma manera, su importante contenido de vitaminas del complejo B hacen que la sábila no solo sea recomendada para uso cosmético y externo, sino que algunos especialistas en medicina naturista recomiendan su ingesta, en forma de jugo, a fin de regular el tránsito intestinal y mejorar el proceso digestivo, por lo que está aconsejado ante cuadros de estreñimiento. Así también puede mejorar otros cuadros gastrointestinales.  Sin embargo su toma no está recomendada a mujeres embarazadas o que estén buscando quedar en estado, pues la sábila puede generar espasmos o contracciones uterinas que podrían desembocar en un aborto o adelanto del parto. Tampoco se recomienda su toma durante el proceso de lactancia, pues podría pasar a la leche materna, y aun no se ha comprobado su inocuidad en el recién nacido.

Fuente de imagen: pixabay.com

Las propiedades de la sábila
septiembre 14, 2015
Se habla de:     

Ver más Artículo al azar