Los paralelepípedos

Quizás lo más adecuado, antes de abordar una explicación sobre los Paralelepípedos sea revisar de forma breve algunas definiciones, que de seguro permitirán entender este tipo de prismas dentro de su justo contexto geométrico.

Definiciones fundamentales

De esta manera, puede que también resulte conveniente delimitar esta revisión teórica a cuatro nociones específicas: Polígonos, Paralelogramos, Poliedros y Prismas, por encontrarse directamente relacionados con el concepto de Paralelepípedos. A continuación, cada una de estas definiciones:

Polígonos

Por consiguiente, se comenzará por decir que los Polígonos han sido explicados como aquellas figuras geométricas, que se caracterizan por ser completamente planas, o bidimensionales. Es decir, por contar tan solo con dos dimensiones, sin que en ellas pueda verse evidencia de la tercera dimensión: la de la profundidad.

Así también, la Geometría ha señalado que los Polígonos se caracterizan por ser figuras geométricas completamente cerradas, puesto que se encuentran totalmente delimitadas por un conjunto de segmentos de recta, elementos estos que le otorgan su tercera característica a estas figuras planas y cerradas: la de contar con todos sus lados rectos.

Además de esto, la disciplina geométrica ha descritos los Polígonos como figuras en las que pueden encontrar cuatro diferentes elementos, los cuales han sido descritos a su vez de la siguiente forma:

  • Lados: en primer lugar, se encontrarán los lados de los polígonos, los cuales son los responsables de delimitar y constituir los polígonos. De hecho, la Geometría bautiza los polígonos de acuerdo al número de lados, que presentan estas figuras geométricas.
  • Vértices: siendo figuras geométricas cerradas, los lados de los polígonos suelen encontrarse en puntos determinados, creando lugares de confluencia, los cuales se conocen como vértices.
  • Ángulos: no obstante, cuando dos lados de un polígono se encuentran, no sólo dan lugar a un vértice, sino que también comienzan a delimitar un espacio geométrico específico, el cual recibirá el nombre de ángulo, y contará con tres distintos elementos: dos lados, un ángulo y un vértice.
  • Diagonales: por último, las Diagonales se encuentran también incluidas dentro de los cuatro elementos que pueden verse en un polígono, siendo descritas por la Geometría como aquellos segmentos de recta, que se disponen entre los vértices no contiguos de un polígono.

Paralelogramos

En segunda instancia, será igualmente necesario revisar la definición de Paralelogramos, los cuales han sido vistos como aquellos polígonos cuadriláteros, que se distinguen por los paralelismos que sostienen sus lados, y que se da en pares, independientemente si esta figura es un polígono regular (todos sus lados miden igual) o si es un polígono irregular (alguno de sus lados o todos ellos presentan medidas distintas).

Poliedros

Por su lado, también será necesario revisar la definición de Poliedros, los cuales han sido explicados, de forma general, como aquellos espacios geométricos, que se encuentran completamente delimitados por un conjunto de figuras geométricas planas y encerradas por lados rectos, es decir, por Polígonos. En los Poliedros, tal como señala la Geometría, podrán encontrarse también cinco distintos elementos:

  • Caras: constituidas por los distintos polígonos que delimitan o cierran el poliedro.
  • Aristas: estas han sido definidas como los segmentos de recta en donde se intersectan las distintas caras del poliedro.
  • Vértices: por su lado, los Vértices del poliedro han sido explicados como aquellos puntos geométricos, en los cuales confluyen tres o más aristas.
  • Ángulo diedro: así también, dentro de los Poliedros existirán varios ángulos diedros, los cuales han sido explicados como aquellos espacios geométricos, delimitados por los polígonos que se intersectan en una arista.
  • Ángulo poliedro: finalmente, los Poliedros también contarán en ellos con ángulos poliedros, reconocidos por la disciplina geométrica como aquellos espacios geométricos, delimitados por tres o más polígonos, que confluyen en el vértice del poliedro.

Prismas

Por último, será también menester abordar el concepto de Prismas, los cuales han sido explicados como aquellos poliedros, que se caracterizan por contar con caras verticales, las cuales están constituidas por polígonos paralelogramos, mientras que sus caras horizontales, denominadas respectivamente como base superior y base inferior, están conformadas por polígonos iguales, o que al menos resulten paralelos. A diferencia de las caras verticales, las bases horizontales pueden tener distintos lados: tres, cuatro, cinco, seis, etc.

Paralelepípedos

Una vez se han revisado cada una de estas definiciones, puede que ciertamente sea mucho más sencillo abordar una explicación sobre los Paralelepípedos, los cuales han sido vistos como aquellas prismas, que cuentan con las siguientes características:

  • como todos los prismas, los paralelepípedos tienen caras verticales, compuestos por paralelogramos, es decir, polígonos cuadriláteros que presentan paralelismos entre sus lados, en pares.
  • además, en los paralelepípedos, las bases inferior y superior, se distinguen también por ser paralelogramos.

Así mismo, los Paralelepípedos contarán con varios tipos, según las características de los paralelogramos que le sirven de caras. Por ejemplo, si el Paralelepípedo está construido por un Prisma recto, que cuentan con rectángulos como caras verticales, y además las bases horizontales están constituidas por paralelogramos rectángulos, entonces el Paralelepípedo recibirá el nombre de paralelepípedo rectángulo, quizás como referencia a los cuatro ángulos rectos que presenta cada rectángulo que les sirve de cara. Así mismo, este tipo de Paralelepípedo se conoce con el nombre de Ortoedro.

Imagen: pixabay.com

Los paralelepípedos
septiembre 10, 2018
Se habla de:                     

Ver más Artículo al azar