Morfogénesis (TGS)

En el ámbito científico, se conoce con el nombre de Teoría General de Sistemas (TGS) al abordaje sistemático que se hace a cualquier asunto, fenómeno u objeto de estudio, entendiendo que se puede hacer uso de las distintas disciplinas, procedimientos, teorías y prácticas, a fin de estudiar un elementos desde todas las perspectivas posibles.

También te puede interesar:

De esta forma, la principal característica de la Teoría General de Sistemas (TGS) en el planteamiento interdisciplinario que le propone a la Ciencia, demostrando que las fronteras entre las distintas disciplinas, en realidad no son tales, y que además no debe bajo ningún motivo tomarse como límites castrantes, sino por el contrario ver de qué forma cada uno de los campos ofrecen los conocimientos y métodos apropiados, que permitan al científico las herramientas necesarias para la total comprensión de un objeto, o al menos su aproximación.

Beneficios de la TGS

Nacida en el año 1950, gracias al planteamiento del biólogo Ludwig von Bertalanffy, esta teoría nace en principio para el ámbito de las Ciencias puras, encontrándose actualmente aplicada a todos los campos del saber. De esta forma, las fronteras entre las distintas disciplinas cada vez son menos y más delgados, existiendo entonces campos comunes, en donde se da la coexistencia de las distintas materias y especialistas.

De esta forma, se puede ver cómo por ejemplo una investigación arqueológica cuenta con la participación de Arqueólogos, pero también de médicos patólogos, químicos e incluso físicos. Por otro lado, las Ciencias Sociales no se han quedado exentas de esta teoría, consiguiéndose por ejemplo como un fenómeno social es estudiado en simultáneo por Psicólogos, Trabajadores Sociales, Sociólogos e incluso Filósofos. Así también en las Humanidades puede verse como Literatura y Lingüística se dan la mano, o como incluso intervienen otras disciplinas como la Psicología y la Filosofía, entre otros.

Objetivos de la TGS

De esta forma, esta concepción científica sistemática también se planteó en su primer momento objetivos claros, que promovieran el conocimiento completo de los objetos de estudio. En este sentido, las distintas fuentes sobre el tema, plantean que los principales objetivos de la Teoría General de Sistemas pueden describirse como los siguientes:

  • Homologar los términos científicos, a fin de lograr una nomenclatura y terminología común a todas las ramas científicas.
  • Concebir un conjunto de leyes que pudieran explicar los distintos comportamientos.
  • Una vez ubicadas las leyes se quería lograr que se hiciera su formalización matemática.
  • Promover el estudio interdisciplinario, y el intercambio de conocimientos.
  • Lograr que los campos de conocimiento, extremadamente prácticos, lograran la conformación de una teoría.
  • Conseguir que los campos de conocimiento abstractos o meramente teóricos contaran con las herramientas necesarias para desarrollar un campo experimental y práctico.
  • Construir un lugar de encuentro de las distintas disciplinas científicas, así como el intercambio y compartir entre los especialistas de las distintas áreas científicas.
  • Suprimir los esfuerzos múltiples y paralelos de las diferentes áreas científicas, haciendo que por el contrario trabajaran en conjunto por la obtención de los mismos resultados.

¿Qué es la Morfogénesis?

Debido a tener a la Biología como su raíz, así como por su carácter científico, casi todos los conceptos inherentes a la TGS cuentan con denominaciones científicas equivalentes al campo biológico. Un ejemplo de ello lo constituye el término “morfogénesis”, término científico que cuenta con varias acepciones. Por ejemplo, morfogénesis es un concepto propio de la geomorfología, y es usado para referirse a los procesos geológicos que han dado origen a los distintos tipos de relieves en el planeta, como por ejemplo las montañas. Por otro lado, por ejemplo, la palabra “morfogénesis” conforma también  un término biológicos, el cual puede ser  definido como la situación genética en donde se forman los distintos rasgos morfológicos de un individuo, en las primeras etapas de gestación.

Finalmente, en el ámbito de la TGS, la palabra Morfogénesis es usada para denominar la cualidad con la que cuentan los sistemas para sufrir modificaciones en sus estructuras básicas, a fin de conservar su viabilidad, permitiéndole a quienes los estudian hacer análisis comparativos. Así mismo, dentro de la Morfogénesis planteada por la TGS surgen dos definiciones, cuya breve explicación resulta también pertinente. En este sentido, se trata de las siguientes:

  • Retroalimentación positiva: se usa cuando los sistemas que se abordan son de tipo complejo, como por ejemplo sistemas culturales o sociales, los cuales se caracterizan por su capacidad de adaptación, de acuerdo a las exigencias que plantea el externo, a fin de mantenerse cohesionados y garantizar su sobrevivencia. A este proceso de respuesta y adaptación se conoce como Retroalimentación positiva.
  • Circularidad: por el contrario, cuando el sistema es cibernético, las relaciones o procesos que tienen lugar son casi todos de tipo causales, es decir, que un elemento provoca u otro, que a su vez provoca el elemento inicial, planteando entonces un tipo de retroalimentación también, pero en términos de circularidad. Igualmente, tal como ocurre con los sistemas complejos y su retroalimentación positiva, la circularidad en los sistemas cibernéticos permite también su adaptabilidad y viabilidad.

Imagen: pixabay.com

Morfogénesis (TGS)
junio 29, 2016

Ver más Artículo al azar