Orbes ¿qué son y en qué consisten?

El fenómeno orbe se ha convertido en uno de los más inquietantes de los últimos tiempos y ha llamado la atención de muchos estudiosos del fenómeno paranormal y, aunque todavía no existe una certeza absoluta acerca de qué son y en que consisten, de su naturaleza misma, lo que sí parece correcto es que son una manifestación real.
Orbes ¿qué son y en qué consisten?

Obes ¿qué son y en qué consisten?

Imagen orb ampliada de mi archivo privado. Sasaima (Colombia) 20 abr 2014.

Por: J. Lallemant
Autor: Las verdades ocultas de la Biblia

Un orb u orbe, en estricto sentido, es una esfera, bien sea totalmente circular o no. Partiendo de este hecho, cada planeta o estrella es un orbe; las esferas de vidrio con las que juegan los niños, son orbes. No obstante, en los últimos tiempos, la acepción ha adquirido un tinte particular debido a las esferas luminosas, invisibles a simple vista, que aparecen en algunas fotografías tomadas desde diferentes cámaras fotográficas.
¿Con qué tipo de cámara capturar un orbe?
Básicamente se pueden capturar con cualquier tipo de cámara, tanto fotográfica como de video. No obstante, lo más usual es que aparezcan en cámaras digitales, con el flash activo, zoom out, y a una distancia que oscila entre 1 y 10 metros, aproximadamente.

Los orbes en video son poco frecuentes.
¿Aberración óptica o fenómeno paranormal?
Los orbes fotográficos, en efecto, pueden aparecer por consecuencia de variadas aberraciones ópticas al momento de tomar la foto o de hacer la grabación y que puede deberse a múltiples factores como:

  • Contaminación en el lente
  • Problemas con el sensor
  • Autoreflección de la luz provocada por el flash
  • Partículas en suspención (polvo, humedad, polen, etc.)
  • Insectos
  • Imágenes tomadas a contraluz
  • Imágenes tomadas cerca de un espejo o superficie reflectante

Desde mi experiencia puedo decir que todo esto es causal de que se capturen «orbes falsos», o mejor «orbes naturales», u «orbes físicos» (la acepción de orbe nos remite a «esfera», sea de la naturaleza que sea), especialmente en el caso de partículas en suspensión, en donde se presenta el efecto backscatter, que consiste en la reflección de la luz del flash.

No obstante, hay situaciones de aparición de orbes que son dificilmente explicables mediante este mecanismo, y en las que se descartan cualquiera de las causales de distorción óptica. Cabe decir que los mismos fotógrafos reconocen que hay un porcentaje mínimo, con respecto al fenómeno orbe, que no permiten una explicación dentro de las posibles alternativas propuestas.

En efecto, muchos de los orbes capturados en fotos no serían «orbes físicos«, sino «orbes metafísicos«, por cuanto se descarta cualquier tipo de interacción entre la luz y cualquier partícula física de materia.

Uno de los que más ha contribuido a alimentar la percepción de orbes metafísicos ha sido el el argenitno Benjamín Solari Parravichini, el denominado «Nostradamus Latino», quien en una de sus psicografías, hecha en el año 1950, escribe lo siguiente:

«Seres no visibles por la retina humana viajan en bolas de fuego pequeñas que penetran casas y habitan en ellas. Ya son en la tierra»

A su vez Sixto Paz Wells, el renombrado investigador del fenómeno ovni también da cuenta de los orbes, y los avala como «seres de otros planos, de otras dimensiones».

Difiero en que los orbes deben reflejar algún rostro, siendo lo usual que se parezcan a la estructura de una célula, en algunos casos conformada por tres secciones internas. No obstante, aun cuando tenue, tiene las características de un orbe legítimo.

A continuación, un video de un artículo desarrollado por cuatro.com (ver artículo).

Por supuestos, las opiniones están divididas, pero el porcentaje mínimo de los orbes que no pueden ser explicados es el que nos da pie para hablar de los dos tipos de orbes, los físicos y los metafísicos.
¿Qué son los orbes?
Ya hemos visto qué podría ser un orbe físico, pero ¿qué podría ser un orbe metafísico?

Diferentes hipótesis han surgido con respecto a la naturaleza de los orbes y lo que podrían ser, veamos algunas de ellas:

  • Seres extraterrestres
  • Proyección de seres extraterrestres
  • Esferas dejadas por seres extraterrestres
  • Espíritus de personas fallecidas
  • Energía liberada de los difuntos
  • Energía de personas con gran sensibilidad o espiritualidad
  • Algún tipo de vida inteligente

Tengo la convicción de que, eventualmente, fotografías tomadas en el espacio nos revelarán hermosos orbes que flotan no sólo en nuestro sistema solar, sino más allá de éste, y distante de cualquier planeta o en planetas no habitados. Esto, por supuesto, inclinará la balanza con respecto a que no son espíritus ni energía liberada por difuntos.

Algunos parapsicólogos sostienen que han tenido una incipiente comunicación telepática con ellos e, inclusive, que pueden obedecer a una orden (debe darse con respeto y cariño), por ejemplo, de moverse de un sitio a otro.

Esto inclina la balanza en el sentido que pudiera ser algún tipo de vida inteligente y, en lo personal, adhiero perfectamente a esta posición. Hace poco lo expresaba en estos términos:

«Todas las criaturas del universo pasan por 4 reinos básicos: el mineral, el vegetal, el animal y el humano. Los orbes son criaturas que todavía no han entrado al reino mineral. Son lo más puro e inocente que alguien pueda conocer. Es frecuente distinguir en ellos tres segmentos circulares bien definidos, y que no serían otra cosa que la representación de una suerte de ADN cosmogónico, y que se corresponden con los tres grandes estadios de todo lo que es, de todo lo que ha sido, y de todo lo que será, así: el Absoluto Primordial, el Absoluto inferior y el Universo manifestado».

No obstante, dichos segmentos no son siempre visibles. En efecto, los orbes son bien cambiantes y, en algunas ocasiones se presentan con una formas atípicas y parecieran tener algún tipo de relieve. En mi concepto, estos son los que ya se encuentran más próximos de entrar al reino mineral.

La profecía de Parravicini dice:

«Seres no visibles por la retina humana viajan en bolas de fuego pequeñas que penetran casas y habitan en ellas. Ya son en la tierra»

Esta tesis, novísima dentro de las diferentes hipótesis del fenómeno orbe, no se encuentra en oposición a lo expresado por Parravicini (en caso que la psicografía se corresponda con el fenómeno orbe). Pero todavía más, en caso que no fueran seres que se están preparando para entrar al reino mineral, sí son criaturas incipientes en proceso de evolución, y eso está fuera de duda.

Las bolas de fuego en las que viajan han sido denominadas por algunos como «elm» (plural «elmes»), que realmente sería el corpúsculo que recubre a estos seres. Los elmes -como nos rescuerda al plural «almas»- serían para ellos como la piel para nosotros.
¿Características de los orbes?

  • No son visibles a simple vista
  • Son, por lo general, de forma circular o semicircular
  • Tienen diferentes tamaños y colores, siendo el blanco el color más común
  • Tienen diferentes grados de luminosidad
  • Tienen diferentes grados de opacidad y transparencia

Naturaleza y composición de los orbes
Como quiera que los orbes son criaturas incipientes en proceso de evolución, son también, por secuencia lógica, un tipo específico de energía, y justamente así podemos percibirlos en las fotos, máxime cuando son luminosos. Raúl Bedoda, ha realizado la siguiente estructura de los orbes, distinguiendo varias partes.
Estructura y partes del orbe
Estructura de los orbes

1. Energía, pensamiento, emoción, inteligencia
2. Protección de plasma. Energía iónica
3. Campo electromagnético
4. Protección de la navegación de la energía
5. Efecto externo (radiación)

Dicha estructura resulta pertinente, no obstante se está obviando el núcleo del orbe, visible más fácilmente en los orbes «más jóvenes». Luego de esto siguen, similar a la estructura de una célula, los orgánulos (a los que podremos denominar cuerpo interior, o plasma) y la membrana nuclear (a la que podemos denominar cuerpo exterior, o membrana exterior, que emite mayor o menor radiación.

En el núcleo y el cuerpo interior están comprendidas la energía, el pensamiento, la emoción y la inteligencia; mientras que entre la membrana exterior y la radiación se encuentra el campo electromagnético. En todo caso, deberemos distingir tres segmentos que se corresponden, por una parte, con la estructura celular (núcleo, orgánulos y membrana nuclear), con la estructura atómica (protón, neutrón y electrón) y con la estructura cosmogónica propuesta líneas arriba.

Orbes ¿qué son y en qué consisten?
abril 28, 2014
Se habla de:     

Ver más Artículo al azar