Personajes de Antígona

Descripción de Antígona

Con el nombre de Antígona, se conoce una tragedia griega, escrita por Sófocles, la cual está basada en el mito del mismo nombre, y que sirve como excusa para plantear las nociones del deber con respecto a las exigencias del ámbito familiar y civil, y cómo pueden chocar entre ellas.

De esta forma, Antígona su protagonista se debatirá ente cumplir como su deber religioso y familiar, enterrando a su hermano, o respetar las leyes civiles impuestas por Creonte, el nuevo Rey, quien ha ordenado que éste no sea sepultado, sino dejado a la intemperie, a merced de los animales, lo que para la Cultura griega era un terrible castigo, pues la creencia era que si un cuerpo no recibía los honores respectivos, no podría tener paz en el inframundo. Antígona decide seguir los designios de su sangre y su fe, desobedeciendo a Creonte, y siendo condenada a ser enterrada viva, castigo que además elude suicidándose, lo que provoca también el suicidio de su prometido, hijo de Creonte, y el de la madre de éste, desatando así la tragedia familiar, por haber puesto las Leyes civiles por encima de las religiosas.

Personajes de Antígona

En cuanto a sus personajes, según coinciden las distintas fuentes, se pueden identificar diez personajes. A continuación, una breve descripción de cada uno de ellos:

Antígona: personaje protagónico de esta tragedia. Es hija de la relación incestuosa entre Edipo y Yocasta. Así mismo es hermana de Ismene, y de Eteocles y Polinices, quienes se pelearán por el trono, pereciendo, tal como signaba la profecía. Antígona, acompaña a su padre Edipo al exilio, luego de que se ha desatado la tragedia de su familia. A la muerte de éste regresa a la ciudad. Luego de la condena por parte de Creonte, su suegro y tío, en la que signa al cuerpo de uno de sus hermanos a no tener sepultura, Antígona se rebela contra las leyes de los hombres, muy a pesar de su suerte, encontrando así su destino.

Ismene: es también hija de Edipo y Yocasta, por lo que también es hermana de Antígona, así como de Polinices y Eteocles. No obstante, ella no asume la misma actitud frente a la decisión de Creonte de no dar sepultura al cuerpo de su hermano.

Hemón: por otra parte, se encuentra Hemón, quien es hijo de Creonte y Eurídice, quienes asumirán el reinado de Tebas, luego de que Polinices y Eteocles murieran en la cruenta guerra que se desatara por permanecer en el poder. Así mismo, Hemón es primo de estos monarcas, así como de Ismene y de Antígona, con quien además tiene una relación sentimental, estando comprometido con ella. A pesar de que en principio, muestra obediencia hacia su padre y rey, Creonte, el desarrollo de los sucesos, lo hacen volcarse contra su padre, en favor de Antígona. Después del suicidio de ésta, Hemón tratará de matar a Creonte sin conseguirlo. No obstante, se suicidará, lo que provocará también la decisión de su madre de acabar con su propia vida, dejando a Creonte en una terrible conmoción ante lo que ha ocasionado.

Creonte: para el momento en que sucede esta tragedia, Creonte ha asumido el trono de Tebas, luego de la muerte de Polinices y Eteocles, de quien es tío, así como de Antígona y su hermana Ismene. Al ser hermano de Yocasta, madre y esposa de Edipo, es a su vez cuñado y tío de éste. Es él quien ordena que Polinices no sea enterrado, desatando la tragedia, por pretender colocar las leyes civiles por encima de lo que dictan los dioses.

Coro de los ancianos de Tebas: igualmente, como toda Tragedia griega cuenta con la presencia de un Coro, la cual representa también la voz del pueblo, quien opina y denuncia aquello que va sucediendo en el desarrollo de la tragedia.

Guardián: con un rol un poco más secundario, algunas fuentes mencionan al guardián como un personaje de Antígona.

Tiresias: este personaje aparece en varios relatos y mitos de la Cultura griega, cada vez que se cuenta alguna historia relacionada con la ciudad de Tebas. Se caracteriza por ser un anciano ciego, al que se le atribuye el don de la adivinación. De acuerdo a la mitología, Tiresias es hijo de Everes y de una ninfa de nombre Cariclo, igualmente es el padre de Manto y Dafne, y junto a Calcas es uno de los dos más grandes adivinos de la tradición griega. En esta tragedia, le avisa a Creonte de las desgracias que traerán las decisiones que tome, apegadas al dogma, la soberbia y la prepotencia, lo cual logra propiciar cambios en Creonte, aun cuando la tragedia ya está en curso.

Eurídice: es la esposa de Creonte, por lo que es también la reina de Tebas y la madre de Hemón. Al ver a su hijo muerto, decide poner punto final también a su vida.

Mensajero: así mismo, algunas fuentes coinciden a señalar al mensajero como un personaje de esta tragedia, aun cuando tiene un rol secundario.

Corifeo: por su parte, el Corifeo es identificado como el presidente del Coro de Ancianos de Tebas, el cual es relacionado también con la voz del pueblo. Se distingue por su inmenso cuidado a la hora de hablar con Creonte. Sabe desde los primeros episodios de esta Tragedia las terribles consecuencias que pueden desatar las órdenes de Creonte, aunque no se atreve a decírselo directamente. Finalmente termina recomendándole que entierre a Polinices y libere a Antígona.

Imagen: provadinci.com

 

 

Personajes de Antígona
febrero 29, 2016
Se habla de:     

Ver más Artículo al azar