Poemas sobre la libertad

Probablemente, una de las definiciones más discutidas en el ámbito filosófico y social sea el concepto de Libertad, sobre el cual se tienen gran número de posturas, así como de ideas sobre su pertinencia, naturalidad, necesidad y consecuencias.

Lo más reciente:

Definición de Libertad

No obstante, sin ánimos de entrar en los distintos conceptos que sobre la Libertad han promulgado los grandes Filósofos y teóricos a lo largo de la Historia, en líneas generales se puede decir que la Libertad está ligada con la capacidad que tiene un individuo de movilizarse, escoger y decidir sobre sí mismo, en correspondencia total con su voluntad, y sin que nadie o nada medie o lo obligue a hacerlo.

Con respecto a los distintos contextos que han sido atribuidos a la Libertad, se encuentra el de las Libertades sociales, las cuales además son consideradas actualmente –y después de años de lucha- como derechos inherentes al ser humano, y entre las que se encuentra la Libertad de tránsito, Libertad de pensamiento, Libertad de expresión, Libertad de culto, entre otro tipos de garantías y derechos que garantizan básicamente que un ciudadano pueda vivir donde quiera, viajar a donde sus medios le permitan, estudiar lo que su vocación dictamine, creer en lo que su religiosidad le dicte, relacionarse con los que quiera y estén dispuestos a corresponderle, pensar y decir lo que crea respecto a la realidad, y sobre todo la posibilidad de ir y permaneces tanto en espacios públicos como privados, sin otra oposición que la que dicten las leyes o reglas de los lugares privados.

En consecuencia, la Libertad ha sido vista desde siempre como uno de los bienes más preciados del hombre, pues lo contrario, la Esclavitud o la no Libertad indicaría que el ser humano sometido a esa situación no tiene autonomía para decidir sobre sí mismo, ni tampoco sobre su destino, estando entonces plegado a otro ser humano. Así mismo, la Libertad, considerada el segundo Derecho Humano, según la Declaración de los Derechos Humanos de la ONU, es perdida en el momento en que el individuo transgrede las leyes básicas de convivencia social, siendo considerado por ende como un peligro para sus semejantes, por lo que es aislado y condenado por un juez, y en total respeto a sus otros derechos básicos, a ser privado de su Libertad.

Poema sobre la Libertad

De esta manera la Libertad constituye un tesoro para el hombre, y su perdida una gran desgracia para quien la sufre, bien en manos de la Justicia o de situaciones que involucren acciones delictivas, como secuestro, explotación sexual o trata de blancas. Igualmente, una vez que el individuo ha perdido la Libertad, su recuperación se convierte también en una gran esperanza, por lo que sea en su disfrute o en su ausencia la Libertad constituye una de las guías espirituales del hombre, hecho que tal vez explica cómo también ha formado parte de los pensamientos y obra de los más célebres filósofos, sociólogos y artistas, entre ellos los poetas, quienes han dejado volar sus versos en torno a la Libertad, vista por la Poesía como la situación ideal y primigenia del hombre  y su espíritu. A continuación, un ejemplo de este tipo de composiciones poéticas en torno a la Libertad:

Bienvenida

Se me ocurre que vas a llegar distinta
no exactamente más linda
ni más fuerte
ni más dócil
ni más cauta
tan solo que vas a llegar distinta
como si esta temporada de no verme
te hubiera sorprendido a vos también
quizá porque sabes
cómo te pienso y te enumero

después de todo la nostalgia existe
aunque no lloremos en los andenes fantasmales
ni sobre las almohadas de candor
ni bajo el cielo opaco

yo nostalgio
tu nostalgias
y cómo me revienta que él nostalgie

tu rostro es la vanguardia
tal vez llega primero
porque lo pinto en las paredes
con trazos invisibles y seguros

no olvides que tu rostro
me mira como pueblo
sonríe y rabia y canta
como pueblo
y eso te da una lumbre
inapagable
ahora no tengo dudas
vas a llegar distinta y con señales
con nuevas
con hondura
con franqueza

sé que voy a quererte sin preguntas
sé que vas a quererme sin respuestas.

A pesar de que en una primera lectura, estos versos del poeta uruguayo Mario Benedetti puedan ser tomados como un poema de amor, algunos críticos han visto en sus imágenes un mensaje hacia la Libertad. De esta forma, algunos expertos en la poética de este autor sureño han señalado que el poema Bienvenida puede ser atribuido a los años de opresión de la dictadura uruguaya, en donde el poeta escribe cómo añora la llegada de una Libertad a la que imagina con cara de pueblo. De esta forma, Benedetti declara cómo se encuentra en ausencia de esa entidad femenina, la cual desee que llegue, aunque sabe que volverá distinta, pero que sin importar los cambios, le abre los brazos para darle la Bienvenida, pues la ama.

Calma chicha

Esperando que el viento
doble tus ramas

que el nivel de las aguas
llegue a tu arena

esperando que el cielo
forme tu barro

y que a tus pies la tierra
se mueve sola

pueblo
estás quieto

cómo
no sabes

cómo no sabes
todavía

que eres el viento
la marca

que eres la lluvia
el terremoto.

Así mismo, este poema de Mario Benedetti llamado Calma chicha, puede constituir también un poema hacia la Libertad, la cual aun cuando no es nombrada directamente en sus versos, sí se encuentra de forma implícita, pues el poeta configura una suerte de exhortación al pueblo, el cual yace dominado y dormido, para que reaccione, recordando el gran poder de su fuerza, y vaya tan la recuperación de su Libertad y autonomía. En este caso, Calma chicha sería un canto desesperado para que el pueblo marche hacia la recuperación de su Libertad política y civil.

Para la Libertad

Para la libertad, sangro, lucho, pervivo.
Para la libertad, mis ojos y mis manos,
como un árbol carnal, generoso y cautivo,
doy a los cirujanos.

Para la libertad siento más corazones
que arenas en mi pecho: dan espumas mis venas,
y entro en los hospitales, y entro en los algodones
como en las azucenas.

Para la libertad me desprendo a balazos
de los que han revolcado su estatua por el lodo.
Y me desprendo a golpes de mis pies, de mis brazos,
de mi casa, de todo.

Porque donde unas cuencas vacías amanezcan,
ella pondrá dos piedras de futura mirada
y hará que nuevos brazos y nuevas piernas crezcan
en la carne talada.

Retoñarán aladas de savia sin otoño
reliquias de mi cuerpo
que pierdo en cada herida.
Porque soy como el árbol talado, que retoño:
porque aún tengo la vida.

Finalmente, este poema de Miguel Hernández, titulado Para la Libertad es un ejemplo explícito de versos dedicados a esta entidad y situación apreciada por el hombre como la única y máxima: La Libertad. Con respecto a su contenido, los versos de Miguel Hernández son una manifiesto de su férrea decisión de luchar, sin importar las heridas y los despojos, por la recuperación o mantenimiento de la Libertad, finalizando con una afirmación tajante en donde el poeta declara que mientras tenga vida luchará por ella, sin importar lo que suceda a su cuerpo, pues una lucha digna significará siempre el retoño de nuevas vidas.

Imagen: pixabay.com

Poemas sobre la libertad
febrero 7, 2017
Se habla de:                     

Ver más Artículo al azar