Preposiciones impropias

Uno de los dos tipos de preposiciones que pueden encontrarse, en base a una clasificación realizada desde el punto de vista de la Morfología, son las Preposiciones impropias. Sin embargo, antes de abordar una explicación sobre este tipo de palabras, se revisará el concepto mismo de Preposición, para así poder entender esta categoría en su justo contexto lingüístico.

Las preposiciones

En consecuencia, se tendrá que las Preposiciones pueden ser entendidas, de forma general, como uno de los principales tipos de palabras, que hacen vida en la gran mayoría de las lenguas naturales. Sin embargo, un entendimiento integral sobre este tipo de partículas puede requerir también tomar en consideración las definiciones particulares, que sobre ellas han promulgado cada una de las principales disciplinas de la Lingüística.

Por consiguiente, podrá verse cómo por ejemplo la Sintaxis –área que se preocupa por estudiar las palabras según su función y posición- considera que las Preposiciones pueden entenderse como un tipo de palabra que en la oración sirve de nexo sintáctico, ayudando a enlazar palabras, así también como sintagmas o incluso oraciones.

Así miso, la Semántica –disciplina que estudia las palabras de acuerdo a su significado- entiende a las Preposiciones como palabras, cuya tarea será la de indicar dirección, origen, destino, procedencia o incluso el lugar, dando así datos precisos sobre una entidad o una acción específica.

Por último, la Morfología –área de la Lingüística que prefiere estudiar la constitución de las palabras- señala que las Preposiciones pueden ser comprendidas como una clase de palabra invariable, la cual no sufre cambios en su estructura morfológica, pues al no tener género ni número, no busca concordar con las palabras a las cuales acompaña.

Preposiciones impropias

Una vez se ha revisado el concepto de Preposiciones puede que ciertamente sea mucho más sencillo aproximarse a la definición de Preposiciones impropias, las cuales han sido identificadas, en primer momento, como una de los dos principales tipos de preposiciones, que pueden encontrarse en el Español, según una clasificación hecha por la Morfología.

Desde una perspectiva mucho más específica, las Preposiciones impropias son explicadas como un grupo de palabras, que se comportan como una unidad gramatical, cobrando un sentido distinto al que cada una de ellas tiene por separado, y que en términos sintácticos y semánticos se comportan como una preposición, es decir que sirven como enlaces entre palabras o sintagmas, al tiempo que señalan origen, lugar, dirección o destino, en la oración a la cual pertenecen.

Siendo entonces conformadas por un grupo de palabras que se comportan como una sola, las Preposiciones impropias pueden ser consideradas como Locuciones prepositivas. Algunas de las formas, que pueden tener estas preposiciones, en el Español, serán las siguientes:

A causa de;  Gracias a; Acerca de; Rumbo a; Desde entonces; Detrás de; Tras de; En compañía de; Junto a; A lo largo de; Alrededor de; Al final de; En el fondo de; En la parte alta de; En medio de; Por encima de; Por detrás de; Debido a.

Así mismo, la Lingüística señala que una de las principales características que pueden encontrarse en cuanto a las locuciones prepositivas es la cualidad de poder ser sustituidas completamente por una preposición propia, es decir, por una preposición constituida por una sola palabra. Un ejemplo de esto puede encontrarse en el siguiente ejemplo:

La preposición impropia “Debido a” puede ser sustituida fácilmente en algunos contexto por la preposición “por”:

La fiesta se suspendió debido a la lluvia
La fiesta se suspendió por la lluvia

Imagen: pixabay.com

Preposiciones impropias
abril 5, 2019
Se habla de:                     

Ver más Artículo al azar