Propiedades curativas del melocotón

Quizás lo más recomendable, antes de abordar una explicación sobre las distintas propiedades curativas de los melocotones, sea revisar de forma breve algunos aspectos sobre su naturaleza, origen y demás propiedades nutricionales de esta deliciosa fruta.

También te puede interesar:

El durazno: origen y propiedades

De esta manera, se comenzará por decir entonces que el Melocotón –conocido igualmente como durazno- puede ser definido como el fruto del árbol del melocotonero, planta que dentro de la Botánica es concebida dentro del género Prunus, perteneciente entonces a la familia Rosaceae. Así también, los especialistas en Botánica señalan que el Melocotón responde al nombre científico de Prunis persica.

Así mismo, se caracteriza por sus colores, los cuales muestran tonos amarillos y anaranjados, así también como color piel. Por otro lado, su cáscara también se caracteriza por su suavidad y textura aterciopelada. Su pulpa es bastante jugosa, mientras que su semilla se distingue por ser una sola, bastante dura, y conocida en ocasiones por el nombre de hueso del melocotón o  durazno.

Origen del Melocotón

Con respecto a su origen, el Melocotón puede ser identificado como una fruta proveniente del continente asiático, territorio en donde se cree se originó en el actual territorio de China, Afganistán o Irán. No obstante, quienes harían que esta fruta cruzara las fronteras asiáticas, para ser conocido finalmente en occidente, fueron los romanos durante la expansión de su imperio, de ahí incluso su nombre de Prunis persica, el cual hace referencia a Persia, país del que los romanos consideraron provenía este fruto.

De esta manera, se cree que el Melocotón era ya cultivado y consumido en China al menos unos dos mil años antes de que los romanos comenzarán con su expansión. Así mismo, se cree que el momento de la introducción de esta fruta a occidente pudo coincidir igualmente al comienzo de la Era cristiana, por lo que entonces se podría hablar, con respecto a la antigüedad del Melocotón, de al menos unos cuatro mil años.

Propiedades nutricionales del Melocotón

Por otro lado, la Ciencia también ha identificado al Melocotón como una gran fuente de nutrientes, los cuales pueden beneficiar positivamente al cuerpo humano. En este sentido, los distintos autores señalan que los melocotones cuentan en su composición con al menos 80% de agua, por lo que su consumo en climas o épocas calidad, como por ejemplo el verano, puede en realidad prevenir la deshidratación.

Así también, los Nutricionistas resaltan la gran variedad de sustancias proteicas, contenidas por los Melocotones. De igual forma, esta fruta originaria de Asia es vista como una fuente importante de vitaminas, entre las que se encuentran las vitaminas A, B1, B2, B3, B6, C, E, K. Además, esta fruta contiene gran cantidad de minerales, vitales para el buen funcionamiento del cuerpo humano, entre los que se encuentran el Calcio, el Hierro, Magnesio, Fósforo, Potasio y Zinc.

También, dentro de este refrescante alimento, los especialistas han podido encontrar gran cantidad de ácidos orgánicos y un contenido moderado de azúcares, lo cual hace de este alimento una opción ideal para quienes deseen consumir carbohidratos y azúcar, pero que por algún problema de salud no pueden, puesto que al hacerlo a través de los melocotones, en realidad lo estarían haciendo de forma segura.

Propiedades medicinales del Melocotón

Sin embargo, el sabor y las grandes propiedades nutricionales del Melocotón no son las únicas razones por las personas escogen esta fruta como una de las opciones ideales, para incluirla dentro de una alimentación sana, pues además este alimento originario del lejano oriente es una fuente de salud, puesto que cuenta con grandes propiedades terapéuticas y medicinales, entre las cuales se encuentran las siguientes:

Melocotón, contra el estreñimiento

De acuerdo a lo que han señalado los distintos especialistas y científicos alrededor del mundo, en el Melocotón puede encontrarse una gran cantidad de fibra insoluble, lo cual convierte a esta fruta en una de las mejores opciones para estimular el tránsito intestinal, combatiendo y a la vez previniendo el estreñimiento. Por consiguiente, el Melocotón cuenta entonces con propiedades depurativas y desintoxicantes, teniendo también un efecto desinflamante.

Así mismo, los distintos manuales de Medicina naturista señalan que la fibra insoluble con la que cuenta esta fruta también ayuda a mantener la salud del colón, combatiendo algunas dolencias como la colitis, o previniendo algunos tipos de cáncer, por lo que su consumo es muy positivo para la salud del intestino.

Para combatir la presión alta

Por otro lado, de acuerdo a lo que señalan los especialistas, el Melocotón –siempre natural y no en almíbar- resulta una fruta bastante segura y beneficiosa para las personas con hipertensión, puesto que este alimento cuenta con muy  poco contenido de Sodio, el cual puede incrementar o estimular el aumento de la tensión, mientras que cuenta con un importante contenido de Potasio, elemento que ayuda a disminuir la presión alta, mientras que incentiva el correcto funcionamiento del corazón. Así mismo, en caso de no sufrir de esta afección, el consumo regular de Melocotón hace entonces que se prevenga la Hipertensión como tal.

Melocotón contra la anemia

Igualmente, el Melocotón cuenta en su composición con una combinación que resulta ideal para combatir la anemia, puesto que dentro de él cuenta con una gran cantidad de Hierro, al tiempo que también cuenta con vitamina C. En este sentido, las distintas fuentes señalan que el cuerpo humano no puede asimilar de forma completa o eficiente el Hierro que consume, sino que es la vitamina C el componente que incentiva a que esta asimilación se produzca.

Por ende, en el Melocotón se encuentra tanto el Hierro, que es el componente que permite combatir o prevenir la Anemia, así como la vitamina C, que hará que el organismo asimile el Hierro presente en la fruta. De acuerdo, a algunos manuales de Medicina naturista, la mejor forma de consumir el Melocotón para combatir la anemia será de forma deshidratada.

Melocotón: enemigo del catarro

En consecuencia, los especialistas también han indicado que la cantidad de vitamina C convierten al Melocotón en una fruta cuyo consumo regular puede ayudar a prevenir y combatir los cuadros gripales o los catarros de forma natura, por lo que su consumo tanto en niños como en adultos mayores, así como en mujeres embarazadas resultan una manera saludable y deliciosa de combatir la gripe, en estas delicadas etapas.

Para una vista saludable

También, dentro de las múltiples propiedades que existen dentro del Durazno, se encuentra la de ser una fuente importante de vitamina A, así como de antioxidantes como los carotenos, elementos que juntos se convierten en una fuente de salud para los ojos, puesto que estos elementos ayudan a prevenir las cataratas, entre algunas enfermedades degenerativas, que pueden comprometer la visión. De igual forma, la gran cantidad de vitamina A que poseen los melocotones.

Melocotón para un sistema inmunológico fortalecido

Por otro lado, los especialistas en Medicina naturista han señalado que este importante contenido de vitamina A del Melocotón, combinado con otros elementos como las vitaminas B1 y B2 estimulan al cuerpo para sintetizar la Hemoglobina.

De igual manera, estas vitaminas estimulan al cuerpo para que asimile y retenga en Magnesio, lo cual convierte al Melocotón en un gran aliado del sistema inmunológico, por lo que su consumo sigue siendo positivo para cualquier edad, pero sobre todo en los momentos más vulnerables del ser humano, como lo son la infancia, la vejez o también el embarazo. Igualmente, esta combinación de vitaminas hace que los Melocotones también se conviertan en un elemento esencial para un sistema nervioso equilibrado.

Para evitar accidentes cardiovasculares: el melocotón

Los melocotones son vistos también como una gran fuente de Cumarinas, elementos que influyen y procuran que los vasos sanguíneos mantengan su elasticidad, así como su resistencia. Así mismo, estas frutas de origen asiático cuentan con la combinación de vitaminas A, B1 y B2, que juntas hacen que el cuerpo mantenga sus niveles de Magnesio adecuados, además de contener también este mineral, que es vital para evitar que el Calcio escape de los huesos hacia los órganos y vasos sanguíneos.

De esta forma, estos dos elementos y mecanismos hacen que el melocotón sea una fruta buena para la salud del corazón, evitando la aparición de infartos, accidentes cerebrovasculares, o incluso otras dolencias menores como las várices.

Melocotón: fuente de la eterna juventud

Entre otra de las grandes propiedades medicinales que se pueden encontrar dentro de los melocotones, se encuentran los de ser una fuente importante de vitamina E, así también como de algunos antioxidantes como los carotenos, y del poderosa vitamina C, componentes que estimulan la producción de colágeno en el cuerpo, situación que se traducirá en uñas y cabello brillantes, resistentes y saludables. De igual forma, la producción de colágeno influirá en una piel mucho más elástica y flexible, elemento esencial para prevenir la aparición o formación de arrugas.

Para combatir la neurosis

Finalmente, otra de las sorprendentes propiedades curativas con las que cuentan los Melocotones radican en su gran cantidad de Fósforo, elemento que además de ser de gran importancia para la función cerebral, se constituye en un ingrediente esencial para tratamientos naturales contra la neurosis, por lo que el consumo de esta fruta en pacientes afectados por este condición es un buen tratamiento alternativo. Así mismo, el Fósforo así como la cantidad de azúcares controlados del melocotón y su Magnesio convierten a esta fruta asiática en una buena forma natural de combatir la depresión.

Imagen: pixabay.com

Propiedades curativas del melocotón
julio 31, 2018
Se habla de:                 


Ver más Artículo al azar