Propiedades curativas del pepino

Hogar, salud y belleza

Quizás lo mejor, previo a abordar algunas de las tantas propiedades curativas que tiene el pepino, sea revisar de forma breve la propia definición de esta fruta, así como sus aportes nutricionales, a fin de entender estas propiedades medicinales dentro de su justo contexto.

Definiciones fundamentales

En este sentido, se comenzará por decir que según las distintas fuentes el pepino es una fruta, que nace de una hierba, perteneciente a la familia de las cucurbitáceas, y que recibe el nombre de Cucumis sativus. De acuerdo a los especialistas, el pepino está compuesto por casi 97% de agua, lo que hace que sea una fruta tan refrescante.

Se cree, según estudios realizados, que el pepino es originario de la India, país en donde se cultivaba al manos 3000 a.C., al menos así permite concluir algunos hallazgos realizados en el Rig-veda, el cuarto texto más antiguo de la literatura india, el cual se cree escrito en el 1000 a.C. DE acuerdo a este libro, en ese momento el pepino era conocido por la cultura india como uruaru.

Propiedades nutricionales del pepino

Pese a que casi toda su composición es agua, el pepino también cuenta con una importante fuente de nutrientes, lo cual lo convierte en un alimento ideal, tanto para acompañar ensaladas y platos salados, como para hacer jugos y postres. En este orden de ideas, las diferentes fuentes han señalado que en el pepino se pueden encontrar gran cantidad de vitaminas, como por ejemplo la vitamina A, B, C y E.

Así mismo, el pepino cuenta con una gran cantidad de importantes minerales, como por ejemplo el Potasio, Hierro, Calcio, Fósforo y el Magnesio, el cual es necesario para controlar las funciones metabólicas, renales y combatir la fatiga. Por otro lado, el pepino resulta igualmente una fruta de poco aporte calórica, así como bastante baja en cuanto a su contenido de Hidratos de carbono. También es entendida por los nutricionistas como una gran fuente de fibra.

Propiedades curativas del pepino

Sin embargo, dentro del pepino, según han señalado algunos expertos en Medicina naturista, no solo se encuentran esta gran cantidad de nutrientes, sino que también existen otra serie de componentes que lo convierten en un alimento con grandes propiedades curativas y medicinales, entre las cuales se pueden encontrar las siguientes:

Como hidratante

Tal vez una de las propiedades medicinales más conocidas sobre el pepino es su gran poder hidratante, el cual se debe a su importante cantidad de vitamina C. De esta manera, una buena forma de lograr que la piel de los ojos, la cara, los pies, las manos u otras partes del cuerpo que necesiten recuperar su hidratación, será colocando rodajas de pepino sobre la parte afectada, por al menos 20 minutos. De acuerdo a los manuales especializados en cosmética naturista, las rodajas de pepino son los mejores aliados a la hora de combatir ojeras o bolsas en los ojos.

Remedio para gastritis y úlceras estomacales Dentro de las complicaciones gástricas más comunes se encuentran la ga...
Propiedades curativas de la curuba Propia de los suelos ubicados en la selva alta de la cordillera de los...
Ejemplo de cómo preparar cócteles a base de aguardiente Definición de Aguardiente En el mundo de las barras y la coctelería, s...

Como antiinflamatorio cutáneo

No obstante, no solo la pulpa del pepino cuenta con grandes propiedades beneficiosas a la hora de tratar una piel reseca, irritada o que por alguna circunstancia se encuentre inflamada, como producto de esta irritación. En consecuencia, según indican los especialistas, la cáscara de pepino cuenta con una gran cantidad de ácido ascórbico, ácido cafeico y vitamina C, por lo que su aplicación directa sobre la piel, siempre que no exista alguna alergia al pepino o una herida de consideración, puede resultar ideal para tratar algunas condiciones o lesiones, como por ejemplo la psoriasis, los eczemas o el salpullido.

Como depurativo

Así mismo, las diferentes fuentes de Medicina alternativa han señalado que la gran cantidad de ácido ascórbico y vitamina C que contiene el pepino, tanto en su pulpa como en su cáscara, hacen que esta fruta pueda ser usada como alimento depurativo, pues es capaz de desintoxicar el organismo, al tiempo que estos elementos contribuyen igualmente a la regeneración de los tejidos. Por consiguiente, algunas fuentes recomiendan tomar de vez en cuando en ayunas un vaso de jugo de pepino y limón, endulzado con un poco de miel.

Para fortalecer los tejidos

Otra de las propiedades curativas que tiene el pepino es la de ser una fruta con gran contenido de Sílice, un mineral cuya función en el cuerpo humano es la de procurar la salud y el fortalecimiento de todos los músculos, ligamentos, cartílagos y tendones, es decir, los tejidos conectivos del cuerpo. Por demás, el pepino es una fuente importante de Magnesio, mineral que es sumamente importante a la hora de evitar la pérdida de calcio en los huesos, por lo que entonces el consumo de pepino de forma regular en la dieta se traduce también en huesos mucho más fuertes.

Mantener controlada la presión arterial

La gran cantidad de Magnesio que contiene el pepino, y el control que ejerce este mineral sobre el Calcio, hará igualmente que el pepino se convierta en un gran protector del sistema cardiovascular, pues impedirá la liberación y acumulación de calcio en los órganos o los vasos sanguíneos. Por igual, el pepino resulta un alimento lleno de Potasio, por lo que algunos especialistas lo han encontrado como un alimento ideal a la hora de mantener controlada, o reducir, la presión arterial.

Contra el estreñimiento

Igualmente, el pepino puede resultar ideal a la hora de combatir el estreñimiento, o incluso los procesos de mala digestión, puesto que la combinación de gran cantidad de agua y fibra, con las que cuenta, lo convierte en la opción natural ideal para consumir si se atraviesa algunos de estos dos episodios. De esta manera, el pepino ayudará a restaurar el movimiento intestinal. Sin embargo, debe tenerse cuidado, puesto que en algunas personas el pepino produce gases, por lo que su consumo –de ser esta la situación- podría empeorar el cuadro.

Combatir la retención de líquidos

Finalmente, el gran contenido de agua con la que cuenta el pepino (97%) en su composición lo convierten también en un excelente diurético. De esta manera, según recomiendan los manuales de medicina naturista especializada, lo mejor será consumir un vaso de jugo de pepino en ayunas. Si se deseara un poder diurético más fuerte podría agregársele piña. Este método es ideal para combatir aquellos procesos de retención de líquidos. Así mismo, los especialistas han señalado que el jugo de pepino puede ayudar a quemar las grasas del cuerpo, por lo que es recomendado en procesos en donde se quiera perder peso.

Imagen: pixabay.com

Propiedades curativas del pepino

¿Conoces acerca de...?

Se habla de:                 

Bibliografía

El pensante (abril 18, 2018). Propiedades curativas del pepino. Bogotá: E-Cultura Group. Recuperado de https://educacion.elpensante.com/propiedades-curativas-del-pepino/