Recetas de ensaladas a base de pera

Quizás uno de los ingredientes más divertidos y deliciosos, a la hora de preparar ensaladas sea la pera. No obstante, previo a exponer algunas de las más creativas recetas, se revisarán algunos asuntos esenciales sobre esta fruta, como por ejemplo su propia naturaleza, origen y propiedades.

La pera: aspectos fundamentales

Por consiguiente, se puede comenzar por señalar que la Pera, según refieren la mayoría de los botánicos, puede ser considerada una fruta comestible, constituyente de una de las especies que se agrupan dentro del género Pyrus, frutos estos que a su vez se marcan como propios de los árboles, denominados como perales. No obstante, la pera que es consumida en tiempos modernos en el mundo nace específicamente del peral denominado científicamente como Pyrus communis.

En cuanto a las características físicas específicas de esta fruta, la Pera puede ser descrita entonces como una fruta que en ocasiones tiene forma de reloj de arena, y por lo general se distingue por su forma redondeada. Así también su cáscara se distingue por tener una textura un poco áspera, y contar con colores que oscilan entre el verde y el amarillo. Con respecto a su pulpa, esta es carnosa y jugosa, de color claro, al igual que de un delicioso y dulce sabor.

Origen de la pera

En tiempos modernos, la Pera es conocida en todo el mundo, siendo producida ampliamente en las zonas templadas del planeta, aun cuando la producción al norte sufrió una baja importante durante las últimas décadas del siglo XX, siendo aventajada por aquella realizada al sur del planeta. No obstante, los países a la vanguardia de la producción de pera en épocas modernas son China, Italia y Estados Unidos.

Empero, si se busca el origen de la Pera, se podrá encontrar que fue el comercio, y los distintos procesos de conquistas e invasiones culturales, las que ayudaron a la pera a popularizarse, así como a extenderse por el planeta. En este orden de ideas, los científicos han llegado a la conclusión entonces que la Pera, que se consume actualmente en el mundo,  pudo haber surgido en el Asia occidental, hace miles de años, específicamente en los territorios en donde se ubica actualmente Afganistán, región ésta en donde fue conocida, consumida y cultivada.

De la cara occidental de Asia habría viajado a la cara oriental de Europa, a través de su paso por la civilización griega, así como por la romana, siendo esta última responsable de su extensión por toda Europa. Así mismo, para la época de la Conquista del Nuevo mundo fueron los españoles los responsables de llevar la Pera desde el viejo continente a América.

Propiedades nutricionales

Así mismo, además de su capacidad de adaptación a los distintos climas templados del planeta, la Pera también se distingue por la gran cantidad de propiedades nutricionales que contiene. En este sentido, los especialistas han señalado que la Pera puede ser considerada una fuente natural de calorías, carbohidratos, azúcares, grasas y proteínas vegetales, por lo que entonces la Pera se encuentra bastante aconsejada para regímenes en donde se requiera tomar energía.

Por otro lado, en esta fruta, proveniente de Asia, se pueden encontrar también importantes vitaminas, esenciales para el buen funcionamiento del cuerpo humano. Al respecto, los científicos han podido determinar gran cantidad de vitamina A en la Pera, por lo que esta fruta se encuentra vista entonces como un buen aliado en lo que se refiere a regeneración celular y salud visual, sobre todo en la nocturna.

De igual forma, los nutricionistas han encontrado gran cantidad de vitamina C en la Pera, por lo que su consumo se encuentra igualmente asociado entonces a un sistema inmunológico fortalecido. Así mismo, la Pera es fuente importante de vitamina B3. Por igual, en esta fruta existe presencia de importantes minerales, como por ejemplo Calcio, Hierro y Sodio.

Recetas de ensaladas a base de peras

Sin embargo, no son solo sus grandes propiedades nutricionales las que hacen que la Pera sea escogida día tras día por centenares de paladares alrededor del mundo, pues la Pera además de nutritiva, también cautiva por su exquisito sabor, que combina a la perfección tanto con ingredientes dulces como ingredientes salados.

Un ejemplo de lo versátil que puede ser la Pera, es lo bien que se comporta como elemento estrella de deliciosas ensaladas, con las cuales se pueden acompañar deliciosos platillos. A continuación, algunos ejemplos de estas recetas:

Ensalada de peras y queso azul

Una de las combinaciones favoritas de quienes aman la presencia de la Pera en ensaladas, es aquella que la mezcla con el contundente sabor del queso azul. Para preparar esta ensalada será necesario tener a disposición los siguientes ingredientes: tres (3) peras medianas / medio ( ½ ) limón / tres (3) tazas de mezclote de lechugas / una (1) taza de queso azul / una (1) taza de vinagreta de miel y mostaza (a base de aceite de oliva, vinagre de frutas, mostaza y miel) / sal / una (1) cucharada de vinagre de manzana / tres (3) cucharadas de aceite de oliva.

Cuando se cuenten con todos los elementos a disposición, se comenzará por lavar y cortar las peras, teniendo cuidado de cortarlas en dados, y de extraer las pequeñas semillas que puedan quedar. Hecho esto, se disponen las peras a lo largo y ancho de un plato llano, se bañan entonces con el jugo del medio limón, para que así no se oxiden, y se salpimentan, para que tomen sabor.

Aparte, con la ayuda de un colador, se procede a lavar muy bien las hojas de lechuga, pasarlas por un poco de vinagre, y cortarlas de forma rústica. Una vez que se han escurrido muy bien, se colocan en una ensaladera, haciendo una cama con ellas. Se agregan las peras, así como el queso azul, el cual también se ha cortado en trozos rústicos, pero pequeños.

Se baña entonces la vinagreta, y se revuelve la ensalada. Se agrega también el vinagre de manzana y el aceite de oliva. Se agrega una pizca de sal y otra de pimienta, se vuelve a mezclar, y ya está lista para disfrutar. Esta ensalada es perfecta para acompañar carnes rojas o blancas.

Ensalada de pera, rúcula y nueces

Otra hoja verde con la cual combina la Pera a perfección es la rúcula. Un ejemplo de esta afirmación puede ser la siguiente ensalada, que incluye igualmente la textura de las nueces y el impactante sabor del queso roquefort.

Al momento de iniciar su preparación, se buscará tener a mano los siguientes ingredientes: tres (3) peras madura medianas / una (1) taza de queso roquefort picado en trozos pequeños / una (1) taza de nueces picadas en pedacitos / tres (3) tazas de rúcula.

Por su parte, la vinagreta con la que se bañará la ensalada deberá prepararse con anticipación, consistiendo en mezclar en un recipiente hondo cuatro (4) cucharadas grandes de aceite de oliva / una (1) cucharada sopera de vinagre de frutas / una (1) cucharada de miel / media ( ½ ) cucharadita de mostaza / media ( ½ ) cucharadita de jugo de limón / sal / pimienta.

Hecha la vinagreta, se procede entonces a tomar un plato llano grande, en el cual se elaborará una cama de hojas de rúcula, previamente lavadas. Se agregará sobre ellas el queso y la pera, así también como las nueces, tratando que la distribución de estos ingredientes sea uniforme. Por último, la ensalada es bañada con la vinagreta. Esta ensalada es también perfecta para acompañar carnes rojas.

Ensalada de espinacas, peras y manzanas

Tal vez por su textura y dulces sabores, la pera y la manzana siempre se asocian, por lo que no es de extrañar que también puedan ir de la mano en una deliciosa ensalada, en donde también se quiera que jueguen las deliciosas y nutritivas hojas de la espinaca, y el singular sabor de las uvitas pasas.

Por consiguiente, para preparar esta creativa receta, será necesario tener a disposición los siguientes ingredientes: dos (2) peras medianas maduras / dos (2) manzanas crujientes / dos (2) tazas de hojas de espinacas, previamente lavadas / un cuarto ( ¼ ) de taza de uvitas pasas / una (1) taza de vinagreta, hecha a base de vinagre de frutas, aceite de oliva / romero freso picado / y miel.

En el momento en que se cuenten con todos los ingredientes, se comenzará entonces por preparar la vinagreta. Así mismo, se tomará un plato llano y grande, en el cual se colocará una cama de hojas de espinaca. Sobre ellas, se extenderán entonces los daditos de peras y manzanas, así como de uvitas pasas. Por último se baña la ensalada con la vinagreta.

Ensalada de lechuga, pera, aguacate y jamón serrano

Siendo entonces uno de los sabores más cotizados aquellos que combinan lo salado con lo dulce, no es de extrañar que la mezcla de jamón serrano y pera sea considerada una delicia, y si además se incorporan otros ingredientes como el cremoso aguacate y la fresca lechuga, se tiene entonces una receta estrella, como lo es esta ensalada.

Para prepararla, será necesario entonces tener a disposición los siguientes ingredientes: dos (2) peras medianas y maduras / un (1) aguacate / un cuarto ( ¼ ) de libra de jamón serrano / tres (3) tazas de lechuga romana, cortada rústicamente. Así mismo, se deberá preparar una vinagreta, a base de una (1) taza de aceite de oliva / un tercio ( 1/3 ) de taza de vino blanco / una (1) cucharadita de mostaza Dijon / Sal / Pimienta molida.

Con todos los ingredientes a disposición, se tomará entonces una ensaladera, en la cual se hará una cama de lechugas. Sobre ella, se agregará la pera picada en dados, el aguacate en trozos, y el jamón serrano se agregará en pedazos rústicos. Se bañará la preparación con la vinagreta, y se mezclará bien. Esta ensalada, por su gran cantidad de proteína y grasa, puede ser considerada en sí misma un plato principal, ideal para un régimen alimenticio que requiera disminuir peso. También puede ser acompañante de carnes rojas o blancas.

Imagen: pixabay.com

Recetas de ensaladas a base de pera
febrero 20, 2019
Se habla de:                     

Ver más Artículo al azar