Recetas de postres a base de Yuca

Quizás lo más conveniente, antes de exponer algunas de los más deliciosos postres a base de yuca, sea revisar algunos aspectos sobre la naturaleza, origen y propiedades de este versátil tubérculo suramericano.


Lo más reciente:

La yuca: origen y propiedades

De esta manera, se puede comenzar por decir que la Yuca es considera por las distintas fuentes botánicas como una raíz comestible o tubérculo, perteneciente a una planta, que cuenta con el mismo nombre, pero que científicamente es conocida también como manihot esculenta. De acuerdo a cómo la describen los botánicos, la yuca es una raíz de carne dura, arenosa, que puede considerarse bastante parecida a la papa.

Origen de la yuca

Con respecto a su origen, de acuerdo a lo que señalan los investigadores, la Yuca es un tubérculo propio de las tierras suramericanas, en donde era cultivado por los pueblos originarios de este continente desde miles de años antes de la llegada de los españoles.

De hecho, algunas etnias, como por ejemplo las que hacen vida en el Amazonas venezolano, así como en Brasil, tienen la yuca como el eje de su economía doméstica, pues con él hacen el conocido casabe, pero también usan la toxicidad de la yuca para ayudarse en sus actividades de casa, pues tal como señalan los especialistas, la Yuca cuenta con grandes concentraciones de ácido cianhídrico, el cual se metaboliza en el cuerpo como cianuro y acetona.

En consecuencia, los indígenas usan esta propiedad de la yuca –así como la que tiene la yuca amarga, que no es recomendada para el consumo- como la base del veneno con el que paralizan o matan a los animales que cazan. Por ende, la Yuca jamás debe consumirse cruda, pues en este estado es altamente tóxica. Sin embargo, el ácido cianhídrico que contiene es altamente inestable, por lo que cuando la yuca se cocina pierde sus propiedades tóxicas.

Sin embargo, una vez sucedido el proceso de conquista por parte de los Europeos hacia América, la Yuca fue conocida en otras latitudes. Actualmente se conoce que además de ser cultivada en Latinoamérica, también es producida en Europa y África. Así mismo, cada día son más las personas que se interesan por la Yuca –conocida también como tapioca o mandioca- por ser este tubérculo, así como su harina, la opción ideal para las personas que resultan intolerantes al gluten.

Propiedades nutricionales de la yuca

Sin embargo, no es solo su textura o el no tener gluten lo que convierten a la yuca en una buena decisión culinaria, puesto que esta raíz comestible suramericana es conocida también como una gran fuente de Hidratos de carbono, lo cual se traduce en energía pura. De hecho, según los especialistas en nutrición, una porción de yuca puede aportar 80% de la energía que una persona requiere para realizar sus actividades diarias.

Además, la Yuca es considerada también una gran fuente de vitaminas, entre las cuales se encuentra la vitamina C, por lo que agregar yuca a las sopas, puede ser una efectiva forma de mantener un sistema inmunológico fuerte. Igualmente, la Yuca contiene gran cantidad de vitamina A, lo que la hace un componente positivo para la regeneración celular y la salud visual. También en este tubérculo, se encuentra una gran cantidad de vitaminas del complejo B (como la B6 y B12) y también de vitamina D.

Por otro lado, dentro de la Yuca los nutricionistas han encontrado una importante cantidad de Magnesio y Calcio, por lo que el consumo regular de este alimento puede resultar de gran ayuda para combatir algunas condiciones o enfermedades como la artritis o la osteoporosis. De igual forma, el aporte de Magnesio también protege al corazón y al sistema circulatorio en general. De igual forma, la Yuca posee gran cantidad de Hierro, por lo que incluirla dentro de la dieta puede ayudar a combatir, o prevenir, condiciones como la Anemia.

Postres a base de Yuca

Una vez revisadas las propiedades nutricionales de la Yuca, así como su facilidad de producción y su versatilidad, tal vez sea mucho más sencillo de comprender el por qué este plato ha conquistado las cocinas latinoamericanas, y cada día se extiende más alrededor del mundo. Y es que la Yuca es un tubérculo de larga duración, textura increíble, gran aporte nutricional y un sabor neutro, que combina tanto en los platos salados como dulces.

En este orden de ideas, la mayoría de las personas, cuando escuchan hablar de la Yuca, la imaginan en sopas o como acompañantes de carnes, es decir, en platos salados. Sin embargo, con este tubérculo, así como con la harina producida a base de ella, se pueden preparar deliciosos panes, ponqués y postres. A continuación, algunos ejemplos de estos deliciosos postres a base de Yuca:

Buñuelos de yuca en almíbar

Propio de la culinaria venezolana, heredada de la época de la colonia española, se encuentran los Buñuelos de yuca, bañados en almíbar de papelón y anís dulce, los cuales pueden servirse tanto como postre como una deliciosa merienda. Para prepararlo, se necesitará contar con los siguiente ingredientes: dos (2) libras de yuca sancochada y hecha puré / una (1) taza de queso duro rallado / dos (2) cucharadas de harina de trigo / dos (2) huevos / un cuarto ( ¼ ) de cucharadita de sal / Aceite de girasol / media ( ½ ) panela de papelón, triturada / dos (2) tazas de agua / una (1) cucharada de anís dulce.

En un recipiente, se colocará el puré de yuca, se condimentará con sal, y se agregarán el queso y los huevos. Se amasará con las manos, buscando lograr una masa compacta. Cuando se haya conseguido la textura deseada, se colocará harina en una mesa limpia. Se tomarán bolitas pequeñas, se pasarán por harina. En un sartén profunda, se agrega suficiente aceite. Cuando este se encuentre caliente, se colocarán a freír estas bolitas de masa, hasta que se encuentren totalmente doradas.

Acto seguido, se elabora el almíbar con el que se bañarán los buñuelos. Para esto, se coloca en una olla un poco de papelón, agua y anís, preparación que se deja hervir hasta que se reduzca, y quede convertida en un almíbar espeso. Se baja del fuego, se deja reposar y se cuela. Luego, se servirá en un plato tres buñuelos, se bañan con el almíbar y se sirven.

Postre de tapioca con leche

Así como se pueden hacer preparaciones a base de yuca natural, también pueden usarse algunos productos procesados a base de ellos, como por ejemplo la tapioca. Un ejemplo de esto lo constituye este postre, el cual es una versión del arroz con leche. 

Para prepararlo se necesitarán los siguientes ingredientes: veinte (20) cucharadas de tapioca / ocho (8) cucharadas de azúcar / un (1) litro de leche / un (1) puñado de coco rallado / y tres (3) huevos. Esta receta se comenzará a preparar 24 horas antes, momento en el que se colocará a remojar la tapioca, para hidratarla.

Al día siguiente, en una olla profunda, se colocará a hervir la leche con la tapioca hidratada y colada. Se agrega también el azúcar, y se les cocina durante unos diez minutos, removiendo para que no se peguen. En este momento, se le agregarán las yemas batidas, y se dejará cocinar la preparación hasta que se torne transparente. Para finalizar, se agrega el coco rallado. Se mezcla bien la preparación, y se coloca en una refractaria de vidrio. Encima se le coloca, con ayuda de una manga, las claras de huevo a punto de nieve. Posteriormente, se llevará la preparación al horno por unos diez minutos, hasta que las claras de huevo se endurezcan, y las puntas se tornen doradas. Se agregará la canela espolvoreada.

Flan de yuca, sin huevo

Este postre puede resultar ideal para aquellas personas que no pueden consumir lácteos, ni harinas ni huevo, puesto que da la opción de disfrutar un delicioso flan, sin la necesidad de comer algo que contenga estos ingredientes.

Para prepararlo, se necesitará tener a disposición los siguientes elementos: dos (2) sobres de gelatina sin sabor / una (1) taza de jugo de maracuyá, para que le dé color al postre / cinco (5) cucharadas de miel de abejas / harina de yuca / un (1) litro de leche de almendras.

Al momento de iniciar la preparación, se colocará una olla al fuego, y se agregará la leche y la harina de yuca. Así mismo, se agregará el jugo de maracuyá y la miel, y se revolverá, permitiendo que esta mezcla consiga el punto de hervor. Se le agregará la gelatina sin sabor, se removerá la preparación, y se llevará a la nevera para que llegue a una consistencia dura.

Quesillo de yuca

Finalmente, también se podrá colocar como ejemplo este quesillo de yuca, el cual puede prepararse utilizando los siguientes ingredientes: dos (2) libras de yuca / una (1) lata de leche evaporada / seis (6) huevos de gallina / sal / una (1) cucharadita de esencia de vainilla / ralladura de un limón / una (1) lata de leche condensada / seis cucharadas de azúcar / tres (3) cucharadas de agua.

Se comenzará por colocar una olla con agua, y en ella la yuca, pelada y cortada en trozos pequeños. Se dejará cocinar por cerca de una hora. Cuando este tiempo haya pasado, y la yuca se torne blanda y totalmente cocida, se sacará del agua, y se pondrá en la licuadora.

De igual manera, en la licuadora se agregarán la leche condensada, la leche evaporada, los huevos, el punto de sal, la vainilla y el azúcar. Se procesará hasta obtener una mezcla homogénea. Se colocará al fuego, el recipiente en donde se cocinará el quesillo, se colocarán las cucharadas de azúcar y agua, y se dejará derretir el azúcar hasta que se torne dorada. En este recipiente, totalmente untado con el caramelo, se agregará la preparación que se ha hecho con el caramelo.

Se lleva la preparación al horno por unos 45 minutos, a 350º, a baño maría. Se saca del horno, se espera a que se enfríe, y se desmolda, colocando un plato bajo el recipiente, y volteando el molde. Se lleva a la nevera. Se corta en varias porciones, y se sirve frío.

Imagen: pixabay.com

Recetas de postres a base de Yuca
julio 23, 2018
Se habla de:                         

Ver más Artículo al azar