Remedios naturales para los cálculos renales

Quizás lo mejor, antes de abordar los distintos Remedios naturales, recomendados por las fuentes naturistas en el caso de cálculo renales, sea revisar de forma breve algunas definiciones, indispensables para entender el contexto en el cual se hacen necesarios este tipo de tratamientos.


Lo más reciente:

Definiciones fundamentales

En consecuencia, previo a exponer algunos de los Remedios naturales más recomendados por la Medicina natural, en el caso de cálculos en el riñón, tal vez resulte necesario explicar brevemente qué son los riñones, así como en qué consiste específicamente la  enfermedad conocida como cálculos renales. A continuación, cada una de estas definiciones:

Riñones

En primer lugar, según las distintas fuentes anatómicas, los riñones constituyen un par de órganos –de los conocidos órganos pares- identificados como los principales elementos del sistema urinario o excretor del cuerpo humano. Así mismo, la Medicina le atribuye la función de ayudar a filtrar la sangre de las distintas sustancias tóxicas, las cuales son expulsadas del cuerpo, posteriormente, a través de la orina. No obstante, esta no es el único papel de los riñones, puesto que estos órganos también son responsables de mantener el equilibrio interno del cuerpo, controlar el pH interno, mantener en su nivel ideal los electrolitos, producir hormonas de gran importancia como la eritropoyetina (necesaria para que el cuerpo produzca glóbulos rojos) y la renina (encargada de regular la presión arterial). Por ende, pensar en un buen estado de salud –e incluso en la propia vida- sin riñones sanos es imposible, pues estos órganos básicamente mantienen al cuerpo en funcionamiento, equilibrio y salud.

Cálculos renales

Entre algunas de las afecciones que atacan los riñones, una de las más comunes es la de los Cálculos renales, situación que se origina en la imposibilidad del riñón de filtrar adecuadamente muchas de las toxinas que hay en la sangre, las cuales en lugar de expulsarse por medio de la orina, permanecen en el riñón, en donde se cristalizan, convirtiéndose entonces en cristales – o piedras como se les conoce más popularmente-, las cuales pueden provocar incomodidad  y dolor, sobre todo cuando tratan de ser expulsadas por el cuerpo. Algunos de los efectos contraproducentes de este tipo de formaciones son, además del dolor, fiebre, nauseas, vómitos, y sobre todo la incapacidad del riñón por filtrar adecuadamente las toxinas del cuerpo.

Remedios naturales para los cálculos renales

Siendo entonces los riñones órganos de tanta importancia para la salud humana, se precisa su correcto funcionamiento, de ahí que ante el menor padecimiento, los Médicos procuren atender la situación con un tratamiento adecuado. En el caso de los cálculos renales, casi siempre –cuando son de pequeño tamaño y pocos en número- los médicos aconsejan la ingesta de mucho líquido y cambios alimenticios, por el contrario si son de gran tamaño, en algunos casos, se requerirán tratamientos un poco más fuertes como por ejemplo una intervención quirúrgica, la cual desde hace algún tiempo se hace a través de ondas que destruyen y convierten en arenilla el cálculo, para que pueda ser expulsado por el cuerpo, a través de la orina. Así mismo, se tiene entendido que la forma natural más efectiva para prevenir la aparición de cálculos renales es la ingesta abundante y periódica de agua, puesto que esto mantiene el cuerpo hidratado, al tiempo en que ayuda al riñón a filtrar adecuadamente las sustancias tóxicas.

No obstante, en caso se padecer de cálculos renales, la Medicina natural señala por su parte algunos tratamiento que pueden ayudar a destruir los cálculos y a expulsarlos adecuadamente, remedios estos que aun su origen natural, deberán ser consumidos con la aprobación del médico de confianza, el cual es el que está capacitado para recomendar los tratamientos idóneos en esta circunstancia. Entre los distintos remedios naturales para el cálculo de riñón, se encuentran los siguientes:

Té de perejil contra los cálculos

De acuerdo a lo que señalan las diferentes fuentes, el Perejil es una planta que posee grandes propiedades diuréticas, por lo que su consumo, sobre todo en forma de infusión, puede estimular al riñón en su funcionamiento, permitiendo que se expulse, junto con la orina, la arenilla, cuya presencia suele asociarse con dolor e incomodidad. En consecuencia, los autores que recomiendan este tratamiento afirman que la forma ideal de consumo es agregar una cucharada de perejil seco y picado a una taza de agua hirviendo, preparación que se dejará reposar un tiempo prudente, antes de consumirse. Igualmente, se indica que el tratamiento ideal consiste en varias tomas al día.

Diente de León, para un riñón saludable

Otra de las plantas altamente recomendadas en lo que a salud renal se refiere es el Diente de León. Entre los varios atributos que se le confieren está el de ser un importante estimulante renal, lo cual se traduce en un mayor número de micciones, que pueden ayudar al riñón en su tarea de filtrar y excretar. Como consecuencia, algunos médicos naturistas señalan las grandes propiedades del diente de león en cuanto a evitar la retención de líquidos, lo cual puede traducirse también en una reducción de los niveles de hipertensión. Con respecto a la forma en que debe ser consumida esta planta, la mayoría de las fuentes hablan de la necesidad de tomar al menos tres tazas diarias de una infusión hecha en base a hojas secas de Diente de León y agua hirviendo, la cual una vez preparada, deberá dejarse reposar antes de ingerirla.

Vainas de frijoles contra el dolor renal

Así mismo, entre algunos de los remedios naturales más destacados, en cuanto al tratamiento de cálculos renales, se encuentra la infusión hecha en base a la vaina de los frijoles rojos, o marrones. En este sentido, algunos autores destacan la gran propiedad de esta preparación para aliviar el dolor que puede ser provocado por la presencia o tránsito de estos cristales dentro del riñón. Con respecto a su preparación, por lo general quienes así lo recomiendan indican la necesidad de hervir durante al menos seis horas algunas vainas de frijoles, para posteriormente colar la preparación, y beber –una vez fría- la preparación, durante el transcurso del día. Por otro lado, el consumo periódico de frijoles se traduce en un aporte importante de magnesio al cuerpo, elemento asociado a la prevención de cálculos renales.

Cola de caballo, enemiga de las piedras en el riñón

De igual forma, la tradición naturista considera que la planta denominada popularmente como Cola de Caballo –y cuyo nombre científico es Equisetum- cuenta con grandes propiedades diuréticas, lo cual puede ser de gran ayuda para el riñón en su tarea de filtrar y tratar de expulsar del cuerpo la mayor cantidad de toxinas posibles. En cuanto a su forma de consumo, la mayoría de las fuentes señalan que esta se toma en forma de infusión, realizada en base a esta planta, hervida en agua, y de cuya preparación deberá tomarse –según quienes aconsejan este tratamiento- al menos dos o tres tazas diarias, por no más de quince días.

Imagen: pixabay.com

Remedios naturales para los cálculos renales
septiembre 19, 2017

Ver más Artículo al azar