Resumen de Chico Carlo

En el ámbito de las Letras latinoamericanas, Chico Carlo constituye un libro de cuentos, nacido de la pluma de la escritora Juana de Ibarbourou, cuyo nombre real era Juana Fernández Morales de Ibarbourou, y que fue publicado por primera vez, durante el año 1944, gracias al trabajo de la Editorial Kapelusz.

Sinopsis de Chico Carlo

De acuerdo a la Crítica, este libro de relatos, concebido por Ibarbourou, puede ser considerado una obra autobiográfica, ya que su autora se entrega a un ejercicio de memoria, que en ocasiones puede recordar la obra de Proust, En búsqueda del tiempo perdido, a fin de reconstruir algunos de los pasajes más representativos de su niñez y primera juventud, los cuales tienen como telón de fondo el poblado uruguayo de Melo, cuna de esta escritora latinoamericana.

Como resultado, Juana de Ibarbourou teje un total de diecisiete cuentos, que le permiten al lector entrar en ese recodo de la memoria, en donde cobran vida personajes del pasado, los cuales son transformados por el velo de la mirada infantil y el sentir nostálgico que regala el presente a un tiempo que ha quedado atrás, para nunca más volver.

¿Por qué Chicho Carlo?

Así también, llama la atención el título de esta obra, la cual ha sido bautizada de esta manera en honor al amigo de la infancia más querido por la autora, a quien va dedicado el título del libro, así como dos de sus diecisiete cuentos: Chico Carlo (el cual le da el nombre al libro, situándose como el relato principal) y Chico Carlo y su rifle. En ambas historias se puede apreciar cómo la autora va construyendo su visión remota sobre este chico, demostrando la admiración,  cariño y profunda alegría que le brindaba este muchacho, a quien en su infancia consideraba un héroe.

No obstante, en medio de esa descripción en donde se da fe del carácter del intrépido héroe de la infancia, también queda lugar para la nostalgia de no haberlo visto más nunca, de haber perdido contacto, y de tener que conformarse con le mera rememoración de aquellos días de aventura, en donde recibía la ternura del chico más fornido y ágil que conocía: su gran amigo Chico Carlo, a quien “la vida se llevó”, como a tantos otros recuerdos.

Resumen de Chico Carlo

Este libro de cuentos comienza con una mujer adulta, de nombre Susana, quien se da a la tarea de reconstruir, a través de sus memorias, algunos pasajes de su niñez, a fin de poder volver a reunir algo de esos lugares, de sus costumbres, sus momentos vividos en ellos, y sobre todo las personas que la acompañaron en aquellos lejanos tiempos de la niñez.

No obstante, lo llamativo de la narrativa de esta escritora uruguaya es que no se da a la simple tarea de evocar recuerdos como una lista sin sentido, sino que logra recuperarlos, despojándose de su visión de adulta, para volver a sumergirse en la mirada infantil, la cual va construyendo un mundo de magia y fantasía a su alrededor, que no es entendida por los adultos del momento, y olvidada después cuando los niños alcanzan la adultez. De esta forma, Susana –la narradora de los cuentos- habla sobre el gran mundo que podía crear en la mancha de humedad que crecía en su cuarto, la cual a veces era un árbol, un mono, un ave, entre otros muchos elementos, que inundaban la imaginación de la pequeña niña.

Por el contrario, la voz narrativa de Susana también hace referencia a aquellas fantasías que fueron rompiéndose en la medida en que la realidad tomaba terreno, como por ejemplo la vez que debió visitar a una vecina viuda, que poco salía de su casa, y sobre la cual la  niña había imaginado que se trataba de una mujer de barba azul. Sin embargo, al llegar hasta casa de la mujer, para descubrir que no existe barba ni magia, sino que se trata de un ser de carne y hueso, no sólo la devolvía al mundo real, sino que le causó una decepción tal, que la llevaría a entregarse al llanto en los brazos de su madre.

También tomará especial atención el recuerdo de su perro Tilo, animal que recordará como un perro amoroso, de gracia increíble y fidelidad blindada, y quien acompañó sus juegos durante los días de la infancia. Así mismo, resaltan por su belleza otros importantes relatos de esta remembranza poética, como por ejemplo: La nodriza y el Cielo, Duendes de cerro largo, la Reina, Soldado de policía, entre otras historias que siguen fascinando a los lectores jóvenes y adultos por la sencillez de su lenguaje y la fresca poesía con la cual se reconstruye la mirada infantil sobre el mundo, y cómo ésta interpreta el mundo, la amistad, la muerte, el amor, el dolor, entre otras condiciones y sentimientos profundamente humanos.

Imagen: Juana de Ibarbourou, autora de Chico Carlo / Fuente: wikipedia.org

Resumen de Chico Carlo
octubre 9, 2016
Se habla de:                 

Ver más Artículo al azar