Resumen de El inglés de los güesos

En el ámbito de las letras latinoamericanas, se conoce con el título de El inglés de los güesos a una novela del escritor argentino Benito Lynch, la cual fue publicada por primera vez en el año 1924, gracias al trabajo editorial de la Compañía Anónima de Librería y Publicaciones Españolas (Calpe), la cual se uniera posteriormente a Espasa, formando el grupo Espasa-Calpe, que para el año 1992 pasaría a ser parte de la editorial Planeta.


Lo más reciente:

Sinopsis de El inglés de los güesos

Conformada por treinta y dos capítulos, El inglés de los güesos constituye una novela inscrita por la crítica dentro del género realista costumbrista. Así mismo, se considera también como una de las últimas obras de la denominada literatura gauchesca, cuyo tema principal es el continúo contraste entre el carácter europeo y el latinoamericano, propio de la literatura rioplatense de la época.

De esta forma, Lynch opone el paisaje de la pampa argentina y la espontaneidad de sus habitantes con los modales rígidos e inflexibles del paleontólogo inglés, mister James Gray, a quien a veces se le atribuye una figura ridícula, a través de una fina sátira, que pretende burlarse de la estampa europea, frente a la ingenuidad y frescura de los habitantes propios de la región. No obstante, de forma descarnada, el autor también pondrá en escena las trágicas consecuencias que siempre traen para los habitantes de esas tierras, la presencia del pie europeo.

Resumen de El inglés de los güesos

Esta novela de Benito Lynch, comienza narrando la llegada a Argentina de míster James Gray, un paleontólogo inglés, que ha venido a la región desde la Universidad de Cambridge, en Inglaterra, a fin de explorar la zona en búsqueda de restos óseos de los pobladores indígenas de la época prehistórica, profesión que le vale desde el primer momento el apodo que le pondrán los habitantes nativos de la Argentina: el inglés de los güesos.

De esta forma, míster James Gray llegará al rancho de La Estaca, cuyo dueño vive en Buenos Aires, siendo cuidada en cambio por el gaucho Don Juan Fuentes, quien vive humildemente en la estancia, junto a su esposa Casiana y sus dos hijos: Bartolo, quien es el menor, contando con doce años, y Baldina, con 18 años de edad, y a quien todos llaman La Negra, por el profundo oscuro que tiene su mirada.

La apariencia de míster James comienza a causar gran curiosidad y risa, entre los habitantes nativos del rancho, especialmente en Baldina y Santo Telmo –hombre mayor quien pretende a Baldina- quienes lo perciben como una figura flaca, desgarbada y ridícula, que ni siquiera puede hablar claramente español. De esta forma, ambos gastan bromas pesadas al investigador extranjero, las cuales causan especial gracia a Baldina, en vista de lo cual Santo Telmo -que nunca ha tenido oportunidad con la muchacha- cree que puede aprovechar la situación para caerle en gracia.

Pese a sus planes, Baldina pronto cambiará su forma de ver al Inglés de los güesos. Todo sucede después de que la madre de Baldina la castigara fuertemente por un pesado chiste que Baldina le jugara al científico europeo junto a Santo Telmo, razón por la cual Baldina empezó a sentir especial odio hacia este hombre. Sin embargo, la suerte quiso que esto cambiara, puesto que en poco tiempo la Negra enfermaría gravemente de sus oídos, sintiendo un fuerte dolor, sin que el malestar pudiese ser aliviado por los remedios suministrados por su mamá. Sería finalmente el inglés quien con una medicina de su propio botiquín pudo sanar a la muchacha, quien de inmediato cambió su odio por admiración.

Así mismo, un tiempo después, Santo Telmo, ciego de odio hacia el científico inglés, le propinaría una puñalada. Baldina se encargaría en cuerpo y alma de atender al hombre, a fin de lograr su sanación, lográndolo en breve tiempo. La admiración de La Negra se había convertido en amor. Por otra parte, el inglés no parecía ser indiferente a la muchacha, sintiendo un especial cariño hacia ella.

Mientras los sentimientos se encuentran en estado naciente, llega una carta de la Universidad para la cual trabaja míster James, la cual le requiere de inmediato, argumentando que el tiempo de su investigación se ha extendido más de lo debido. Míster James decide marcharse. De esta forma, tiene lugar una conversación en la cual la Negra le suplica al hombre que ama que no se vaya. La petición perturba al hombre, quien durante la noche se da a la tarea de examinar sus sentimientos, decidiendo que a pesar de su cariño por la muchacha y de la seguridad de que en la vida encontrará un amor tan sincero y espontáneo como el que ella le ofrece, en realidad su obligación es con su carrera, por lo cual decide volver sin pensarlo más.

Baldinia, viendo la inminente partida de su amor, enferma de los nervios. En medio de su crisis, recibe el consejo de doña María, curandera que le indica cómo hacer un ritual de amor. La negra coloca entonces toda su fe en el hechizo. Sin embargo, en el momento pautado, míster James se marcha sin que nadie pueda hacer nada. Mientras la muchacha ve cómo la estampa de su amado se desvanece en el horizonte, un joven llega con la noticia de que doña María ha muerto.

No obstante, no será la única muerte, al siguiente día, la perra del rancho encontrará al pie de un árbol el cadáver colgante y tambaleante de la Negra, quien no soportó la pérdida del hombre que creía era el amor de su vida. Alrededor de su cuello podía verse la soga que en algún momento le había pertenecido al inglés de los güesos, y que éste le había obsequiado como un recuerdo.

Imagen: pixabay.com

Resumen de El inglés de los güesos
julio 26, 2016

Ver más Artículo al azar