Resumen de La Riqueza de las naciones

Con el nombre La Riqueza de las Naciones se conoce a la obra más importante del célebre intelectual británico Adam Smith, la cual fue publicada por primera vez en marzo de 1776, con el nombre originar de Una investigación sobre la naturaleza y causas de la riqueza de las naciones (An inquiry into the Nature and Causes of the Wealth of Nations) constituyéndose además como la primera obra de Economía Política de la Historia.


Lo más reciente:

Descripción de La Riqueza de las Naciones

De esta forma, la obra de Smith presenta un profundo análisis de los elementos principales de la economía y la producción, y el cómo organizarlos, transformarlos y disponerlos en pro de la máxima producción de riqueza, la cual según el pensamiento de este intelectual iría derramándose como una cascada, a través de los distintos niveles jerárquicos de quienes participaban de la vida económica de una nación. En este sentido, de acuerdo a los distintos estudiosos, la obra de Adam Smith inaugura el pensamiento liberal, constituyéndose así como la Biblia de este sistema, el cual generaría a lo que actualmente se conoce como Capitalismo, doctrina que reconoce a Smith y su obra como el padre ideológico.

Resumen de la Riqueza de las Naciones

Básicamente, La Riqueza de las Naciones es un tratado sobre economía política, que en sus once capítulos trata de abarcar distintos tópicos, como la estructura de la producción, el salario, la pertenencia de la tierra, entre otros factores que para su autor resultan determinantes en la tarea de producir, generar, acumular y repartir riqueza dentro de una nación.

En este sentido, en su primer capítulo, titulado «La división del trabajo», Adam Smith hace una crítica a la forma en que se realizaba el trabajo en ese momento, en donde un empleado se encargaba de varias funciones. Al respecto, Smith plantea que la mejor forma de perfeccionar la producción, los tiempos y los costos era abogar por una especialización del empleado, es decir, hacer que el trabajador se dedique a una sola función, lo que con el tiempo logrará que éste perfeccione su técnica, acelerando el proceso productivo, a través de la especialización y la fabricación en serie.

Igualmente, otro de los tópicos importantísimos tocados por esta obra reside en el hecho de cambiar el verdadero centro de la Economía de la producción de bienes a la comercialización de bienes, convirtiéndose entonces en el máximo objetivo el dinero obtenido a través de la comercialización de estos. De esta manera, en el segundo capítulo, llamado «Del Principio que motiva la División del Trabajo», Adam Smith introduce la noción de mercancía, así como los conceptos de la oferta y la demanda, y el cómo generar mayor ganancia a través de la manipulación de estas dos entidades.

Por su puesto una obra que trate de abarcar el proceso económico de una nación no podría dejar por fuera el tema de la moneda. Así, el capítulo tres de este tratado busca elucubrar sobre el Origen y uso de la moneda, estableciendo como uno de sus primeros postulados que al ser la moneda un valor de cambio, y establecerse dicho intercambio con el trabajador por su fuerza de trabajo, ésta última entidad queda convertida a su vez también en una mercancía, postulando también al hombre como un mercader. De esta forma, esta obra deja de ver al hombre como productor, para verlo como comerciante.

Igualmente, se reflexiona sobre el precio de la mercancía, desarrollando conceptos como el costo y el precio de una mercancía, asunto que Smith abarca en el capítulo IV de su obra, demostrando que toda mercancía debe tener un precio superior al que costó fabricarla, puesto que el precio no solo deberá pagar los materiales, sino los salarios de los trabajadores, las instalaciones y por su puesto dejar una ganancia para el dueño de la fábrica. .

En este sentido, los capítulos siguientes siguen adentrándose en el tema de cómo debe ser el proceso de colocar un precio adecuado a la mercancía, el cómo hacer que éste suba según las necesidades de su fabricante, el cual jugaría generando mucha demanda de un producto y ofreciendo poca oferta, permitiendo así que los compradores pagaran un poco más para conseguirlo, lo cual se traduciría en un aumento del precio, y por ende en una mayor ganancia de dinero.

Otro planteamiento interesante sobre la obra de Smith es la concepción que tiene este intelectual sobre el salario, el cual en primera instancia considera que todo trabajador debe ganar un sueldo que le permita vivir, es decir, cubrir los gastos de comida, vivienda, salud y demás necesidades, a fin de que su sueldo en realidad cumpla con la función de recompensa por su trabajo. Igualmente, esta obra plantea la idea de que la acumulación de riqueza, a través de la comercialización de mercancías, generará a su vez una casaca de riqueza que descenderá por todos los niveles de la sociedad, asegurando de esta forma entonces la Riqueza de una nación.

Finalmente, los últimos capítulos de la Riqueza de las Naciones son empleadas por Adam Smith para abordar lo que él en su momento señaló como los beneficios del Capital, lo cual según su lógica equivaldría que entre mayor capital pueda acumular una empresa, mayor serán los salarios, llegando a una especie de espiral de beneficio en donde todos ganan. El último capítulo de la obra introduce también un concepto importantísimo para el metabolismo que plantea el sistema de Smith y es el de empezar a ver a la tierra como un valor intercambiable, es decir como mercancía, la cual más allá de producir, podría generar renta, aun sin explotarla, cambiando totalmente la idea que se tenía hasta ese momento del suelo o la tierra en el ámbito económico.

Imagen: pixabay.com

Resumen de La Riqueza de las naciones
junio 23, 2016
Se habla de:                             

Ver más Artículo al azar