Resumen por capítulos de Crimen y castigo (primera parte)

Descripción de Crimen y Castigo

Crimen y Castigo es una novela perteneciente a la Literatura Rusa, y que nació de la pluma del célebre autor eslavo Fiódor Dostoiesvki. Es considerada por la mayoría de los críticos literarios como la obra que inaugura el género de la novela psicológica dentro de la literatura de este país.


Lo más reciente:

Fue publicada por primera vez en 1866, siendo entregada por partes en la revista El Mensajero Ruso. En sus líneas –para opinión de algunos estudiosos de la obra de este autor- Dostoievski expone magistralmente cómo una idea se posesiona de un individuo, buscando realizarse, más allá de las consecuencias que para ese individuo pueda acarrear. Igualmente, es una novela que deja sobre la mesa los diferentes sentimientos y pensamientos desde donde puede actuar una persona.

En este sentido, al contar la historia de cómo un joven estudiante (Raskólnikov) decide matar a su casera, una vieja usurera, y cómo luego el sentimiento de culpa y remordimiento lo hace entregarse, Dostoievski sirve la mesa para colocar sobre ella la gama de emociones humanas, haciendo que sus lectores incluso entiendan la dualidad que existe entre razón y sentimiento, pues por ejemplo cuando Raskólnikov mata a sus víctimas no se puede hablar de falta de compasión, pues éste es un sentimiento, que no se encuentra presente en el actuar del estudiante, que en ese momento se mueve enteramente por desde la razón.

Finalmente, la mayoría de los críticos literarios coinciden en señalar que debido a su argumento, el tratamiento y contenido de sus diálogos, así como por el talento de su autor en la narración y presentación de los hechos, Crimen y Castigo ocupa uno de los principales lugares en la Literatura eslava, en donde es considerada una de las novelas más influyentes del siglo XIX, y se podría decir que también del siglo XX.

Resumen capítulo I (primera parte)

En este primer capítulo, se presenta a Raskólnikov, protagonista de la obra, quien sale del cuarto donde vive arrendado. El ambiente que se describe es de pobreza. Luego de rondar por las calles de la ciudad, pensando –a través de un gran diálogo interno- en la capacidad que tiene el hombre de hacer grandes cosas, finalmente Raskólnikov debe ir ante su casera, una vieja usurera llamada Aliona Ivanovna, de quien ha huido todo el día, y a quien quiere empeñarle las únicas joyas que posee, a fin de encontrar medios para vivir. Como cualquier usurera, la anciana le da una mísera cantidad de dinero a Raskolnikov a cambio de las prendas. Acción que hace que la rabia que siente el muchacho por esta mujer aumenta. Necesitado de dinero, Raskóolnikov sigue su camino, y entra a tomar una cerveza mientras la idea de dónde guardará el dinero la vieja usurera se ha fijada en su cabeza.

Resumen capítulo II (primera parte)

Agobiado por las deudas y necesidades, Raskólnikov se autoexamina, al tiempo que elucubra sobre su lugar en la sociedad. Decepcionado por haber tenido que abandonar los estudios, piensa incluso en fugarse del cuarto donde vive, para no tener que responderle a la casera por las deudas atrasadas. Durante este ciclón de pensamientos, Raskólnikov siente la necesidad de estar con otras personas, aunque él mismo se conoce como un hombre solitario. En ese momento conoce a Marmeladov, un viejo funcionario, quien le habla de su familia: su esposa Catalina, de los hijos de ésta y de su hija Sonia. Así mismo, Marmeladov, llevado por la embriaguez, rememora frente a Raskólnikov los antecedentes aristocráticos de su familia, diluidos en el tiempo y en el vicio de la bebida de Marmeladov. Hacia el final de este capítulo, Marmeladov lleva a Raskólnikov a su propia casa, donde este muchacho se enfrenta cara a cara con la miseria, antes de ser echado a la calle por Catalina, la esposa de Mameladov. El muchacho vuelve entonces a la calle a pensar en lo sucedido.

Resumen capítulo III (primera parte)

Nuevamente se puede ver a Raskólnikov sumergido en la miseria de su cuarto, sintiendo una fuerte disociación entre la supremacía que él cree que se merece y la realidad que lo circunda. Pasa la noche pensando y soñando con esto, hasta que la sirvienta de la casa lo despierta para darle una carta que le ha llegado: es un escrito de su madre, donde ésta se lamenta por el hecho de que Raskólnikov haya dejado los estudios, pensando igualmente en su necesidad, la madre le ha enviado un poco de dinero. Así mismo, en el transcurso de la carta la madre le refiere sobre los infortunios de su otra hija, Dunia, hermana de Raskólnikov, de quien comenta que ha establecido una relación sentimental con un acomodado abogado, de nombre Don Pedro Petrovich Lujin, con quien planea casarse. Así mismo, le avisa a su hijo que su futuro cuñado irá a San Petersburgo, y que espera que lo reciba como debe. Raskólnikov es invadido por un sentimiento de desasociego, que lo impulsa a terminar la carta y abandonar su cuarto.

Resumen capítulo IV (primera parte)

Raskolnikov no está tranquilo, sabe que su hermana no ama al tal abogado del que habla su madre, y que contraerá matrimonio solo por interés, para salvar las necesidades económicas que tiene. Además, él es el hombre de la casa, y Dunia, su hermana, ni siquiera le ha consultado su decisión. Decidido a impedir esta unión, Raskólnikov entra en furia y deambula por las calles de la ciudad, en un recorrido donde defiende a una muchacha ebria, entregándosela a la Policía, a quien da dinero para que la lleve hasta su casa. Igualmente disimula no ver a uno de sus amigos, quiere volver a esta a solas.

Resumen capítulo V (primera parte)

La idea de matar y robar a la vieja usurera, que funge como su casera, comienza a rondar y apoderarse de la cabeza de Raskólnikov. En este capítulo tiene lugar un extraño sueño, que este muchacho tiene mientras duerme en un bosque, donde se ha internado. En la experiencia onírica puede ver a una yegua que es golpeada sin piedad por varios hombres, él es un niño, y trata de detener el ataque, mientras que su padre se lo impide. Bañado en sudor, Raskólnikov sale del bosque, y retoma su camino tratando de lidiar con la nueva idea que se ha entablado en su cabeza. No obstante, en su camino –en una coincidencia que él interpreta como señal- se consigue en la calle con Isabel, la hermana más joven de la vieja usurera, que entre un comentario y otro le revela a Raskólnikov cuáles serán las horas donde la vieja se encontrará sola en su casa.

Resumen capítulo VI (primera parte)

Convencido de que es una señal, Raskólnikov se cuestiona sobre si no será el destino el que lo está instando a que lleve a cabo su plan, porque de qué otra manera puede interpretar que esa información haya llegado hasta él, justo en el momento en que la necesitaba. Igualmente, Raskólnikov piensa y se afianza en las malas actitudes de la vieja usurera, casi para justificar la decisión que ha tomado, y para cuya realización se encuentra tomando valor. Pensando en estas ideas, Raskólnikov se duerme, siendo despertado por los ruidos de la pensión. Decidido se lanza a la calle, donde encuentra un hacha, y camina firmemente hacia la casa de la vieja Aliona, convencido de llevar a cabo su idea.

Resumen capítulo VII (primera parte)

Sin titubear, pero sumamente nervioso, Raskólnikov llega hasta la casa de la vieja usurera, y la mata con el hacha. Rápidamente encuentra algunas joyas, las cuales toma. Encuentra la llave de la caja donde cree que guarda el dinero, pero mientras lo busca, para su sorpresa la joven hermana de la vieja, Isabel, entra en la casa, descubriendo el crimen. A Raskólnikov no le queda más remedio que matarla también. Mientras limpia su arma, escucha que unos hombres tocan la puerta. No obstante, se alivia de que se vayan. Raskólnikov aprovecha para tomar las joyas y huir de la escena. Sin embargo, debe esconderse en un apartamento que está pintando, cuando los hombres suben con el portero a averiguar por qué nadie responde en la casa de la usurera. Raskólnikov huye sin que nadie lo vea, logra dejar el hacha en la construcción donde la ha tomado, regresa a su cuarto y se desploma en el sillón, nadie lo ha visto, es un crimen perfecto.

Leer también:

 

Resumen por capítulos Crimen y Castigo (tercera parte)

Resumen por capítulos Crimen y Castigo (cuarta parte)

Resumen por capítulos de Crimen y Castigo (quinta parte)

Resumen por capítulos Crimen y Castigo (sexta parte)

Imagen: portada Crimen y Castigo, colección El mundo de los Libros, de Jon Aizpurua
Fuente de imagen: estrelladelsaberylaliteratura.blogsot.com

Resumen por capítulos de Crimen y castigo (primera parte)
enero 27, 2016
Se habla de:                 

Ver más Artículo al azar