Semántica

Quizás lo mejor, antes de avanzar sobre la definición de Semántica, sea necesario revisar de forma breve el concepto mismo de Lenguaje, así como el de cada una de las dimensiones o niveles, que han sido explicados  por la Lingüística.

También te puede interesar:

El lenguaje

En este sentido, se puede comenzar por decir que la Lingüística define de forma general al Lenguaje como un sistema de signos, en donde cada uno de ellos cuenta con un valor propio por oposición, es decir, que se define en la medida en que se opone a sus semejantes. Un ejemplo de esto podría ser por ejemplo que el signo /a/ es /a/ porque no es /p/ ni /b/ o /m/. Así también, la Lingüística ha señalado que el Lenguaje es un sistema dicotómico, esto es que se encuentra conformado por dos entidades, que se requieren y a un mismo tiempo se oponen, sin que puedan separarse o concebirse por aislado.

Estas entidades que conforman el Lenguaje serían la Lengua, descrita como la entidad en donde reside el conjunto de reglas que constituye el lenguaje, y que es descrita como intangible, inabarcable, inmutable, colectiva, no dinámica, así también como el Habla, explicada como la realización concreta de la Lengua, y descrita por su parte como una entidad tangible, abarcable, individual, mutable y dinámica.

Dimensiones del Lenguaje

Así mismo, la Lingüística ha indicado que el Lenguaje es un sistema dicotómico de signos que puede ser considerado o estudiado desde cuatro dimensiones, cada una de las cuales contempla un atributo o nivel de este sistema, y que pueden ser explicados a su vez de la siguiente manera:

  • Nivel fonético-fonológico: en primer lugar, se encontrará el nivel fonético-fonológico del Lenguaje, en el cual se estudiará todo lo referente a la adquisición, entendimiento y reproducción de los distintos sonidos de la Lengua, tanto desde su punto de vista abstracto, concerniente a la Lengua, como en base a su realización por medio del Habla.
  • Nivel sintáctico:  por su parte, el nivel sintáctico del Lenguaje, tanto en lo que corresponde a los procesos intangibles que suceden en la Lengua, como aquellos producidos de forma concreta en el Habla, se refiere a la organización y estructura que adquiere el discurso, con el propósito de comunicar. De esta forma, en el Nivel sintáctico se aborda entonces el orden de los signos lingüísticos, las palabras y finalmente las oraciones.
  • Nivel léxico-semántico: en tercer lugar, se encontrará el Nivel léxico-semántico, en el cual la Lingüística asume la tarea de estudiar el proceso de cómo las palabras se unen con sus significados, así también como la forma en que se crean nuevas palabras, o palabras ya existentes cambian sus significados con el tiempo.
  • Nivel pragmático: finalmente, en el nivel pragmático, la Lingüística busca estudiar el cómo el discurso o el Lenguaje se relaciona con el contexto en donde se da, al igual que presta interés en las determinadas interpretaciones y circunstancias en el que este sistema puede cobrar vida o funcionar.

La semántica

Teniendo presente estas definiciones tal vez sí sea mucho más sencillo abordar la definición de Semántica, área de la lingüística que se interesa específicamente en el estudio de la dimensión léxico-semántica del lenguaje, buscando entonces entender el cómo las formas lingüísticas se relacionan con su significado, es decir, que se inclina por estudiar los niveles de sentido de los signos lingüísticos, en tanto símbolos y parte del código lingüístico.

En tal sentido, se podría decir entonces que la Semántica tiene como principal objetivo el estudiar y describir cómo ocurren en los hablantes los distintos procesos de codificación de decodificación, que permiten la comunicación lingüística. En consecuencia, a fin de cumplir con este propósito, la Semántica se adentra en el estudio de la estructura de las palabras y las expresiones, y el cómo estas se relacionan con sus distintos contextos, siendo vital para la comprensión del Lenguaje como elemento comunicativo.

El código lingüístico

Sin embargo, puede que sea totalmente necesario, a fin de complementar la definición de Semántica, recordar que el Lenguaje constituye una forma de comunicación, la cual se encuentra conformada por el siguiente conjunto de elementos:

  • Emisor: encargado de codificar y emitir el mensaje oral.
  • Receptor: cuya responsabilidad será recibir, decodificar e interpretar el mensaje.
  • Mensaje: información trasmitida por el Emisor hacia el Receptor.
  • Canal: medio que usa el Mensaje para viajar desde el Emisor al Receptor. En el caso del Lenguaje, el canal será el aire por medio del cual se trasladan las ondas sonoras de la voz emitida por el Emisor.
  • Contexto: el lugar en donde tiene lugar el acto comunicativo, y que sirve como referencia.
  • Código: y finalmente el código, que será el conjunto de signos por medio del cual se estructura un mensaje, para que pueda viajar y ser entendido por el Receptor, posterior al proceso de decodificación.

Por consiguiente, la Semántica lingüística sería la disciplina que se enfocaría en el estudio del Código lingüístico –tal como lo hacen las otras disciplinas lingüísticas- pero con el interés de entender cuáles son los procesos involucrados en la acción del hablante de codificar y decodificar un mensaje, es decir, por qué ciertas formas responden a ciertos significados, o con el tiempo han dejado de responder a tales sentidos.

Imagen: pixabay.com

Semántica
octubre 25, 2017


Ver más Artículo al azar