Significado de la carta Ocho de Espadas en el Tarot

Simbología

Con el nombre de Ocho de Espadas, esta carta viene ocupar el octavo puesto del palo Espadas de los Arcanos Menores del Tarot. En esta entrada ofrecemos un resumen de las posibles interpretaciones atribuidas a esta baraja por parte de los especialistas en este método adivinatorio surgido al aparecer en el Medioevo italiano.

También te puede interesar:

Basándonos en el mazo del Tarot de Rider, en esta carta podemos ver la imagen de una mujer que se encuentra con una venda en los ojos y atada de manos en medio de ocho espadas, las cuales aparecen clavadas en el suelo. Para algunos especialistas en símbolos, las espadas dibujadas en esta carta recuerdan los barrotes de una prisión, no obstante, los estudiosos de símbolos señalan también el hecho de que están desplegados de forma horizontal, es decir que la mujer en realidad no se encuentra detrás de ellos, tiene mucho espacio por delante para escapar si así lo desea. No obstante la venda que cubre sus ojos no le permite ver las opciones que tiene delante.

Tras de ella se puede ver un paisaje que al parecer acaba de pasar por una fuerte tormenta, igualmente el piso que se haya debajo de ella luce húmero, lo que para algunos tarotistas es señal de fertilidad, sin embargo no se ve vestigio alguno de vegetación, símbolo que es interpretado por los estudiosos como la incapacidad de aprovechar los recursos que se tienen. Así como la mujer no puede ver las oportunidades de avance, tampoco se aprovecha la fertilidad para producir lo necesario. No obstante, la mayoría de los tarotistas coinciden en señalar que esta carta trae consigo un mensaje de prueba, es decir, que este período de aprensión es simplemente una prueba de vida, de la cual el consultante saldrá con mucho más conocimiento y sabiduría.

Significados

En cuanto a los planos concretos de la existencia esta carta cuenta con significados específicos. Por ejemplo en el ámbito laboral puede indicar que el consultante se encuentra atravesando un etapa en la que los problemas y obligaciones parecen sobrepasar sus fuerzas, por lo que puede que se encuentre un poco desorientado e impotente, sintiendo que tal vez no está en el lugar adecuado. No obstante es importante recordar cómo la mujer de esta carta tiene todo para salir de las espadas que parecen presionarla pero la venda de sus ojos no lo permite verlo. En este sentido, la persona vive un bloqueo mental que no le permite hacer uso de sus posibilidades, tanto internas como externas, las cuales son sumamente productivas.

Igualmente, aunque esta carta señala que ya la tormenta ha pasado, puede que el consultante esté apenas recuperándose de una etapa de hostilidad en su contra en el ambiente laboral, lo cual aunque superado puede estar haciéndolo sentir solo y aislado. Sin embargo, esta carta advierte sobre la importancia de perdonar en realidad y acercarse a los otros sin ideas preconcebidas. Así mismo puede indicar que la persona vive un nuevo comienzo, en el cual comete el error de acercarse a los otros pensando que estos lo tratarán igual que sus antiguos compañeros o socios. En este caso, la mayoría de tarotistas coinciden en señalar que los prejuicios tienen la propiedad de bloquearnos y limitar tanto nuestros alcances como la forma de relacionarnos con el mundo, por lo que la mejor manera de liberarnos es ir dejando atrás los prejuicios y las ideas a priori, es mejor darse la oportunidad de conocer a los otros tal cual son, que estar cuidándose de vivir, por miedo de volver a pasar por una circunstancia negativa.

Por otra parte, esta carta también cuenta con un significado importante en cuanto a lo económico, pues su aparición dentro de una lectura enfocada a las finanzas puede estar recordándole al consultante sobre la necesidad de arroparse hasta donde llega la cobija, pues no hacerlo puede llevarnos a estar acorralados por las deudas. Igualmente esta carta habla de un consultante que siente que las finanzas y responsabilidades lo encarcelan. Así mismo habla sobre la importancia de calmarse para poder ver realmente las posibilidades que se tienen por delante, pues el consultante puede estar atravesando por una etapa de cansancio que no le deje ver verdaderamente los recursos y habilidades con los que cuenta para ganar más dinero o tener una actividad que le refleje prosperidad.

En el ámbito amoroso, la presencia del Ocho de Espadas viene a advertirle al consultante la necesidad de buscar métodos que lo hagan salir de la rutina, pues tanto él como su pareja pueden estar atravesando un momento en el que todo parece una obligación. Tal vez la pareja ha dejado de lado la forma de divertirse o ha olvidado cómo comunicarse desde la sorpresa, hablando solamente de aquello que los preocupa. De esta forma el Ocho de Espadas advierte sobre la necesidad de reinventarse a diario y de incluir en la relación diversión, un poco de locura y sorpresa.

Si aparece invertida

Al igual que todas y cada una de las cartas del Tarot, el Ocho de Espadas también cuenta con un significado específico si llega a aparecer de cabeza, es decir de forma invertida. En este caso, esta carta cobra un aspecto un poco riesgoso, pues a diferencia de su posición derecha donde el consultante no ve cómo salir de una situación que considera desesperada, cuando el Ocho de Espadas se encuentra invertida puede estar haciendo referencia a métodos poco convencionales que el consultante ha encontrado para salir de la situación que vive, bien desde acciones rebeldes a algunas poco apegadas a la ley. A pesar de que esta carta habla de un impulso por salir de los problemas, de todas formas no debe dejarse de lado la moral y la honestidad, pues nuestros actos siempre tendrán consecuencias.

Ver el significado de todas las cartas

Fuente de imagen: metirta.com

Significado de la carta Ocho de Espadas en el Tarot
noviembre 20, 2015
Se habla de:                 

Ver más Artículo al azar