Subsistemas (TGS)

Ciencia

En el ámbito científico, se conoce con el nombre de Teoría General de Sistemas, o TGS en base a sus siglas, a la corriente que concibe la necesidad de estudiar los fenómenos desde un ámbito sistemático y a la vez interdisciplinario, a fin de que dicha investigación pueda asirse y contar con elementos y procedimientos de diversa índole académica, apostando a que dicho abordaje sea lo más completo posible.

Origen de la TGS

En términos históricos, el origen de la TGS suele ser ubicado en el advenimiento de una revolución científica, acaecida durante la segunda mitad del siglo XX, en la cual las distintas ramas del saber vieron la necesidad de devenir, a fin de aportar los conocimientos de cada una, entendiendo que un fenómeno debe, para su comprensión global y total, ser estudiado desde distintos puntos de vista. Sin embargo, la historia también le concede al biólogo austriaco Ludwing von Bertalanffy el haber planteado formalmente, por primera vez, la Teoría General de Sistemas, en base a la necesidad de tomar saberes de las distintas disciplinas para estudiar de forma completa un objeto o fenómeno, partiendo de la base de que este constituye igualmente un sistema, por lo que debe ser abordado desde distintos ámbitos.

Objetivos de la TGS

En este sentido, también se pueden distinguir algunos de los principales objetivos de la TGS, los cuales estarían orientados, en primera instancia, en conformar –en base a la suma de saberes y disciplinas– una entidad superior de conocimiento, capaz de asumir los fenómenos y objetos a estudiar desde su naturaleza sistémica. Ya en lo práctico, la TGS también estaría enfilando sus esfuerzos en el surgimiento de una terminología común a todas las disciplinas.

Por otro lado, la TGS también estaría buscando el surgimiento de un marco teórico común, en donde los conceptos y definiciones de cada disciplina deviniera en la formación teórica integral, así como en el compartir, por parte de las diferentes disciplinas, de los distintos procedimientos experimentales. De esta manera, la TGS estaría propiciando que aquellas ramas del saber, netamente teóricas, contaran con un marco experimental con el cual colocar en prueba sus conocimientos, mientras que aquellas disciplinas que a lo mejor son sobre todo de tipo práctico o experimental pudieran construir también un marco teórico con el cual sustentas sus hipótesis y métodos científicos.

En sí, la TGS estaría planteando la construcción colectiva de un conocimiento interdisciplinario, que propiciaría el nacimiento de un científico integral, que entendiera los objetos de estudio como un elemento sistémico, es decir como parte de un organismo o entidad superior, así como una entidad conformada por varias otras partes, los cuales deben ser estudiados desde todos los conocimientos disponibles, a fin de poder apreciarlo de la forma más íntegra posible.

Definición de Subsistemas

Así mismo, en este esfuerzo por homologar y compartir el conocimiento teórico y práctico, la TGS también ha propuesto a las distintas disciplinas una terminología propia, la cual trata de nombrar las distintas entidades propias del abordaje sistemático. En este sentido, resalta por ejemplo la noción de subsistema, término con el que la TGS busca nombrar a aquellas estructuras, que en conjunto, forman un sistema, que a su vez pertenece a una estructura sistemática superior. Es decir, que el término subsistema estaría nombrando a aquellos elementos o estructuras interrelacionadas de forma sinérgica, que a su vez -en conjunto- establecen conexión con formas mucho más estructuradas o especializadas.

Ejemplos de subsistemas

Para entender un poco mejor la noción de subsistema resulta pertinente exponer algunos ejemplos del tipo de conjuntos organizados y sinérgicos que pueden constituirse como subsistemas. A continuación, algunos de ellos:

  • El sistema circulatorio: desde el punto de vista biológico, el sistema circulatorio constituye un conjunto organizado de elementos y estructuras, que de forma sinérgica, cumplen con la función de mantener la circulación de la sangre, y la oxigenación de los órganos del cuerpo. Sin embargo, cuando es estudiado como uno de los tantos sistemas que involucra el cuerpo humano, se puede llegar entonces a la comprensión de cómo el aparato circulatorio constituye un subsistema, dentro del sistema que es el cuerpo.
  • Departamento administrativo: otro ejemplo, mucho más referente al ámbito administrativo, sería también la existencia de un Departamento administrativo, por ejemplo el Departamento de Cobranzas de una Empresa. Desde el punto de vista de la TGS, este departamento establecería por sí solo un sistema, conformado por múltiples miembros y estructuras, que de forma sinérgica se comprometen con la obtención de un objetivo común. Sin embargo, al ser parte de un sistema mucho mayor, como lo es la empresa, entonces el Departamento de Cobranzas podría ser analizado como un subsistema del sistema que constituye la compañía o empresa.
  • Colmena de abejas: así mismo, una colmena o panal de abejas puede constituirse como otro ejemplo de subsistema, pues al ser analizado en detalle se puede entender cómo el panal constituye un subsistema ordenado y sinérgico, el cual a su vez se encuentra integrado en un sistema superior, denominado ecosistema, cumpliendo también con una función importante en la existencia de esta forma superior de organización.

Funciones o subsistemas

Así mismo, según la teoría de Katz-Kahm, cada sistema –en específico los sistemas dinámicos abiertos, conocidos también como vivos- responde a un modo de organización, la cual es sostenida en base a cinco funciones que deben cumplirse de forma obligatoria en los sistemas de este tipo,  a fin de que permanezca con vida, y que son conocidos también por el nombre de subsistema:

  • Subsistemas de producción: enfocados en transformar las corrientes de entrada al sistema en el bien o servicio propio de éste. Orientado totalmente a la eficiencia técnica.
  • Subsistemas de apoyo: los cuales se orientan en proveer al sistema de los elementos indispensables para la transformación emprendida por el subsistema de producción.
  • Subsistemas de mantenimiento: estructuras sinérgica cuyo principal propósito es mantener todas las partes del sistema dentro de éste.
  • Subsistemas de adaptación: encargados de realizar los cambios adecuados que debe asumir el sistema en su camino a la adaptación, frente a los distintos cambios que plantea el ámbito exterior.
  • Subsistemas de dirección: encargados de dirigir cada una de las actividades o decisiones que toma el sistema (y los subsistemas que lo conforman) en cuanto a su funcionamiento y supervivencia.

Imagen: pixabay.com

Subsistemas (TGS)

¿Conoces acerca de...?

Bibliografía

El pensante (Enero 25, 2017). Subsistemas (TGS). Bogotá: E-Cultura Group. Recuperado de https://educacion.elpensante.com/subsistemas-tgs/