Sufijo -anza

Idiomas y lenguaje

Antes de avanzar sobre una definición del sufijo –anza, quizás sea mejor tomar un momento para revisar algunos conceptos, que ayudarán a entender esta secuencia lingüística dentro de su contexto morfológico preciso.

Definiciones fundamentes

En este sentido, tal vez entonces resulte también prudente delimitar esta revisión  a dos nociones fundamentales: la primera de ellas, la propia definición de Sufijos, pues esto permitirá entender la naturaleza de este tipo de morfema. Así también será necesario  traer a capítulo la definición de Sufijos nominalizantes, ya que constituye la categoría en donde puede ser clasificado el sufijo –anza. A continuación, cada uno de ellos:

Los sufijos

De esta manera, se puede comenzar a decir que la Lingüística identifica los sufijos como uno de los cinco afijos que esta disciplina considera existen en las lenguas naturales, lo que hace que estas partículas compartan grupo con los prefijos, los interfijos, los infijos y los circunfijos.

Por otro lado, la Lingüística también ha concebido los sufijos como un tipo de morfema, que se caracteriza por ser siempre tónico, así también como por unirse a los lexemas o raíces de palabras de forma posterior, a fin de formar nuevas palabras. Otra de las características de los sufijos es ser el único afijo con la capacidad de cambiar la categoría gramatical de la palabra que le ha dado origen.

Con respecto a sus funciones morfológicas específicas, esta disciplina señala que los sufijos pueden ser considerados como los artífices de dos procesos o tareas, cuya principal diferencia es el tipo de palabras que surgen de ellos, siendo descritas cada una de ellas, de la siguiente forma:

  • Funciones flexivas: serán aquellas que ocurren toda vez que un sufijo derivativo se une de forma posterior a un lexema, a fin de constituir las distintas formas que este puede asumir para responder a los diferentes accidentes gramaticales, impuestos por su contexto.
  • Funciones derivativas: descritas como el proceso por medio del cual un morfema tónico se une a una lexema o palabra, con el fin de generar una nueva palabra, forma ésta que se caracteriza por contar con total independencia gramatical y semántica.

En cuanto a esta última tarea morfológica, la Lingüística también señala que esta puede ser considerada como el proceso, dentro de las lenguas naturales, con mayor productividad lingüística, ya que se considera –según estudios realizados- que al menos 70 % de las lenguas que existen en el mundo basan la creación de nuevas palabras en la Derivación por sufijación, de ahí que entonces los sufijos también sean considerados elementos morfológicos de gran importancia.

Sufijos nominales

En otro orden de ideas, será también necesario pasar revista sobre la definición de Sufijos nominales, los cuales son entendidos como aquellos morfemas tónicos derivativos, que cumplen con la función de unirse a un lexema o palabra, para generar una nueva palabra, que además de tener independencia gramatical y semántica, podrá ser identificada como un sustantivo.

Al proceso por medio del cual este tipo de sufijos originan sustantivos se le conoce como Derivación nominal, mientras que los nombres originados contarán con denominaciones según la categoría gramatical de la palabra que la haya dado origen: sustantivos deverbales, sustantivos deadjetivales y sustantivos denominales.

Sufijo –anza

Teniendo presente estas definiciones, quizás sea mucho más sencillo entender el concepto del sufijo –anza, el cual es entendido a su vez por la Lingüística como un tipo de sufijo derivativo, de tipo nominal, que se une de forma posterior a palabras o lexemas, a fin de generar sustantivos de acción. 

Así también, la Lingüística señala que las palabras a las que se une siempre el sufijo –anza son verbos en infinitivo, por lo que además de ser identificado como un sufijo denominal, se pude decir que los sustantivos que crea son a su vez sustantivos deverbales. Algunos ejemplos de su uso en el Español son los siguientes:

Confiar + -anza= Confianza
Enseñar + -anza= Enseñanza
Criar + -anza= Crianza
Adivinar + -anza= Adivinanza


Imagen:  pixabay.com

Sufijo -anza
Se habla de:                     

Bibliografía

El pensante (noviembre 30, 2017). Sufijo -anza. Bogotá: E-Cultura Group. Recuperado de https://educacion.elpensante.com/sufijo-anza/