Sufijo -cola

Es probable que la mejor manera de abordar una explicación sobre el sufijo –cola, sea revisando de forma breve algunos conceptos, que permitirán entender este morfema en su contexto lingüístico preciso.

Definiciones fundamentales

De esta manera, puede que sea también necesario delimitar esta revisión teórica a dos nociones específicas: la primera de ellas, el propio concepto de Sufijos, ya que esto permitirá entender la naturaleza de la partícula –cola. Así también, será beneficioso pasar revista sobre el concepto de Sufijos de procedencia, por ser esta la categoría en la cual se encuentra clasificado este morfema. A continuación, cada una de estas definiciones:

Los sufijos

Por consiguiente, se comenzará por decir que la Lingüística entiende los Sufijos como una clase de morfemas tónicos, que se unen de forma posterior a un lexema –llamado también raíz de la palabra- para formar una nueva forma lingüística, proceso que será impulsado al menos por dos intenciones morfológicas, las cuales pueden ser descritas a su vez de la siguiente manera:

  • Flexión: por un lado, los sufijos responderán a tareas flexivas, uniéndose entonces a una palabra o lexema, para generar alguna de las formas que este tiene, según los accidentes gramaticales que va sufriendo en su contexto lingüístico.
  • Derivación: igualmente, estos morfemas tónicos podrán unirse a una palaba de forma posterior para cumplir con procesos derivativos, dando pasos a nuevas palabras, gramatical y semánticamente independientes.

Así mismo, esta disciplina identifica los sufijos como uno de los cinco distintos tipos de afijos que existen en las Lenguas naturales, al igual que los prefijos, infijos, interfijos y circunfijos, de los cuales se diferencia –más allá del lugar preciso en donde se inserta en la palabra- por ser el único afijo con la capacidad de inferir y modificar la categoría gramatical de la forma lingüística a la cual se anexa.

Sufijos de procedencia

Por su parte, los Sufijos de procedencia podrán ser entendidos  como una clase de sufijos, que además de distinguirse por estar constituidos por morfemas tónicos, que se unen a la palabra de forma posterior, se caracterizan por proceder de una lengua clásica, como por ejemplo el latín o el griego.

De igual forma, la Lingüística señala que los Sufijos de procedencia cuentan también con su propia carga semántica, la cual en el momento en que este morfema crea junto a un lexema una nueva palabra, comienza a ser parte de esta, orientando por completo su sentido o significado.

Sufijo -cola

Teniendo presente estas definiciones, tal vez sea mucho más sencillo entender la definición del sufijo –cola, el cual ha sido descrito por su parte como un Sufijo de procedencia, puesto que su origen puede ser rastreado hasta la voz latina colere, la cual es traducida literalmente como “cultivar”.

En el Español, este sufijo sigue guardando la carga semántica de la voz griega de donde proviene, por lo que cuando se une a una palabra, crea nuevas formas que refieren siempre a toda actividad u objeto relacionado con el cultivo de alimentos o la cría de animales de consumo. Algunos ejemplos del uso de este sufijo en el Español serán los siguientes: Agrícola, Piscícola, Hortícola, Avícola.

Imagen: pixabay.com

Sufijo -cola
diciembre 18, 2017
Se habla de:                 

Ver más Artículo al azar