Sufijo -génesis

Quizás lo mejor, antes de abordar una explicación sobre el sufijo –génesis, sea emprender una revisión conceptual, que permita tener en cuenta ciertas definiciones, indispensables para comprender esta partícula del Español, dentro de su contexto preciso.


Lo más reciente:

Definiciones fundamentales

De esta manera, puede que también sea necesario delimitar esta revisión a dos nociones específicas: la primera de ellas, la propia definición de sufijos, pues esto permitirá tener presente la naturaleza del sufijo –génesis. Por otro lado, también será pertinente revisar de forma previa el concepto de Sufijos según su origen, por ser la categoría en la que las distintas fuentes morfológicas consideran clasificada la partícula –génesis. A continuación, cada uno de ellos:

Sufijos

En consecuencia, se comenzará por señalar que la Lingüística ha definido los sufijos, de forma general, como aquellos morfemas, de tipo tónico, cuya principal función es anexarse de manera posterior a ciertos lexemas, con el fin de crear una nueva palabra. No obstante, esta disciplina también ha señalado que detrás de la anexión de un sufijo a un lexema pueden encontrarse dos distintos procesos morfológicos, cada uno de los cuales se han descrito a su vez de la siguiente manera:

  • Flexión: por un lado, los sufijos podrán ejercer como partículas flexivas, uniéndose entonces de forma posterior a ciertos lexemas, con el fin de conformar alguna de las diferentes formas que estos pueden asumir, en la medida en que den respuesta a los accidentes gramaticales que sufrirán según su contexto.
  • Derivación: en segundo lugar, otro grupo de sufijos contarán con cualidades derivativas, pues podrán unirse de forma posterior a ciertos lexemas, a fin de crear nuevas palabras, distinguidas por contar con total independencia gramatical y semántica.

Sufijos según su origen

Así también, será menester tomar en cuenta la definición de los Sufijos según su origen, los cuales son conocidos igualmente como Sufijos de procedencia, y que son descritos como aquellos morfemas de tipo tónico, que además de unirse de forma posterior a ciertos lexemas, se caracterizan por contar con orígenes etimológicos que pueden ser rastreados directamente a voces provenientes de lenguas clásicas, como por ejemplo el Latín o el Griego. De igual forma, los Sufijos de origen o de procedencia contarán con su propia carga semántica, la cual se unirá también a la nueva palabra, orientando su sentido semántico.

Sufijo –génesis

Una vez se han revisado cada una de estas nociones, puede que resulte mucho más sencillo aproximarse a una definición del sufijo –génesis, el cual será entendido entonces como un morfema tónico del Español, el cual además de unirse de forma posterior a ciertos lexemas, es identificado por las diversas fuentes morfológicas como un Sufijo de origen, cuya procedencia es relacionada directamente con la voz griega genesis, la cual ha sido traducida de forma general como “nacimiento” o también “comienzo”.

Por ende, en el Español, toda palabra que se origine en base a la unión de un lexema o raíz y el sufijo –génesis, será interpretada como una forma lingüística, cuyo sentido semántico apunta directamente a los conceptos de “creación”, “comienzo”, “nacimiento” o incluso “formación” e “inicio”.

Ejemplos de uso del sufijo –génesis

No obstante, puede que la mejor manera de cerrar una explicación sobre el sufijo –génesis, sea ofreciendo una serie de ejemplos, que permita ver de manera concreta cómo es empleado este sufijo dentro del Español. A continuación, cada uno de ellos:

Androgénesis: concepto que refiere a la formación de hormonas masculinas.
Ciclogénesis: proceso atmosférico, en el que se forma un ciclón.
Embriogénesis: proceso bilógico, consistente en la creación de un embrión.
Biogénesis: principio biológico que refiere a que todo individuo vivo nace de otro.
Patogénesis: proceso en el cual se origina una enfermedad.

Variantes del sufijo –génesis

En otro orden de ideas, la Morfología del Español también señala que el sufijo –génesis contará en esta lengua con al menos tres distintas variantes, las cuales se consideran presentan igual definición, naturaleza, usos y comportamiento dentro del Español, y que corresponden con las siguientes formas:

-genio (sufijo con el que se crean palabras como Primigenio)
-geno (morfema tónico que crea palabras como Lacrimógeno, Autógeno)
-genecia (sufijo del Español con el cual se constituyen palabras como Eugenesia)

Imagen: pixabay.com

Sufijo -génesis
febrero 7, 2018
Se habla de:                     

Ver más Artículo al azar