Sufijos diminutivos

Quizás lo más recomendable, antes de avanzar sobre la definición y demás aspectos de los Sufijos diminutivos, sea revisar de forma breve algunas definiciones, necesarias para entender este tipo de morfemas derivativos dentro de su contexto lingüístico preciso.

También te puede interesar:

Definiciones fundamentales

En este sentido, es probable que también sea prudente delimitar dicha revisión a dos nociones específicas: la primera de ellas, la propia definición de sufijos, pues esto permitirá tener clara la naturaleza de estas estructuras lingüísticas, en base a la cual se genera la categoría de Sufijos diminutivos. Así también será necesario tener presente la definición de Sufijos apreciativos, por ser la clasificación en donde pueden ser incluidos los diminutivos. A continuación, cada uno de ellos:

Los sufijos

De esta manera, se puede comenzar a decir que la Lingüística ha definido de forma general a los sufijos como uno de los cinco tipos de afijos, que pueden encontrarse en las Lenguas naturales, describiéndolos como morfemas tónicos, que se anexan al lexema de forma posterior, teniendo incluso la propiedad de cambiar o modificar la categoría gramatical de este.

Así mismo, esta disciplina ha señalado que los sufijos cumplen básicamente dos funciones dentro de la Lengua:

  • La primera de ellas, la de realizar procesos flexivos, es decir, anexándose a los lexemas, a fin de constituir las distintas formas que puede tener este, según los accidentes gramaticales que vaya sufriendo, de acuerdo al contexto. Este tipo de sufijos recibirán el nombre de Sufijos flexivos.
  • Por otro lado, los sufijos pueden también desempeñar funciones derivativas. En consecuencia, se unirían a la palabra, con el fin de crear una nueva palabra, que a pesar de guardar relación de significado con la forma de la cual se ha originado, tiene plena independencia semántica. Este tipo de sufijos son conocidos como Sufijos derivativo, y son considerados por la Lingüística como los mayores responsables de productividad lingüística en las Lenguas naturales, las cuales al menos en 70 % producen nuevas palabras a través de la Derivación por sufijación.

Sufijos apreciativos

Incluidos dentro de los Sufijos de tipo derivativos, se encuentran los Sufijos apreciativos, los cuales han sido explicados a su vez por la Lingüística como los tipos de morfemas tónicos, que se anexan a una palabra de forma posterior, para constituir una nueva forma, a través de la cual el hablante resalta sobre todo las cualidades o calificativos que tiene sobre la entidad a la que hace referencia.

Por consiguiente, la disciplina lingüística señala que los Sufijos apreciativos pueden o bien señalar el tamaño que el hablante percibe del ente del que habla, o incluso enfatizar también la sensación o experiencia subjetiva que este causa en él. Entre los tres tipos de Sufijos apreciativos identificados por la Gramática, se encuentran los Diminutivos, los Apreciativos y los Peyorativos.

Sufijos apreciativos diminutivos

Teniendo presente estas definiciones, tal vez ciertamente sea mucho más sencillo comprender entonces el concepto de Sufijos diminutivos, los cuales han sido descritos como parte de los Sufijos apreciativos, siendo explicados como aquellos morfemas derivativos tónicos, que se unen al lexema, de forma posterior, para crear una nueva palabra, con la cual el hablante se refiere a un ente (objeto, situación, persona o acción) destacando que la considera de menor tamaño.

Algunos de los principales sufijos diminutivos usados de forma regular en el Español, serían los siguientes:

-achuelo / -achuela:  gazpachuelo, riachuelo, borrachuelo, muchachuela
-ajo / -aja: andrajo, escupitajo, migaja
-cete: galancete, palacete
-cico: pececico, puentecico
-cito: piececito, lunarcito, cafecito
-ecezuelo:  piecezuelo
-ecito / -ecita:  nuevecito, suavecita
-ezuelo: reyezuelo, puertezuelo
-ete: acusete, regordete, alegrete
-eto: libreto, cuarteto
-ichuelo: campichuelo, barquichuel
o
-ico:  mocico, mocica
-ito / -ita:  cuerpecito, vientecito, sillita, camita
-ote: islote (este sufijo puede ser tanto diminutivo, como aumentativo o despreciativo)
-uelo / -uela: hijuelo, aldehuela, arroyuelo
-zuelo / -zuela: mozuelo, portezuela, mujerzuela


Otras connotaciones

Sin embargo, bien como señala Tejera (2007, p.8) no siempre la Derivación apreciativa se da en un solo sentido, es decir, que aun cuando una palabra se haya formado con la adición de un sufijo netamente diminutivo, sea la cualidad de tamaño la única referida por el hablante. En este caso, se puede hablar entonces de Derivación apreciativa bivalente o mixta, la cual además se encuentra bastante ligada a la comunidad lingüística en donde tiene lugar.

Por consiguiente, una palabra que se ha formado con un sufijo diminutivo puede en alguna comunidad lingüística específica tener –además del diminutivo- otro tipo de significados. Un ejemplo dentro del Español podría ser el caso de hijito, el cual además de referirse a un hijo pequeño, puede ser usado también para expresar cariño.

Otro ejemplo de cómo la derivación apreciativa diminutiva puede tener otras connotaciones la constituye la palabra lugarcito, la cual a pesar de que es formada con un sufijo diminutivo, en algunas comunidades lingüística puede tener un sesgo peyorativo o despreciativo. De esta manera, la interpretación de las palabra derivadas a través de sufijos apreciativos diminutivos implicará también las competencias lingüísticas del hablante, el cual no solo deberá tomar en cuenta la forma, sino también las connotaciones que tiene en la comunidad de habla en donde se da la comunicación, así como el contexto comunicativo y las intenciones de su interlocutor.

Fuente: Tejera, M. (2007) La derivación mixta en el Español de Venezuela. Caracas: Fondo Editorial de Humanidades y Educación, Departamento de Publicaciones. Universidad Central de Venezuela.

Imagen: pixabay.com

Sufijos diminutivos
noviembre 25, 2017
Se habla de:                             

Ver más Artículo al azar