Sufijos flexivos de formas no personales del verbo

Previo a abordar la definición de Sufijos flexivos verbales para infinitivo-gerundio-participio, quizás sea recomendable revisar de forma breve algunos conceptos, a fin de poder entender este tipo de sufijo, dentro de su contexto lingüístico preciso.

Definiciones fundamentales

En consecuencia, tal vez resulte también pertinente centrar dicha revisión en tres nociones específicas: Sufijos, Sufijos derivativos y Formas no personales del verbo, pues estos resultarán indispensables a la hora de entender la naturaleza de los sufijos flexivos verbales para infinitivo-gerundio-participio. A continuación, cada uno de ellos:

Los sufijos

De esta manera, se puede comenzar por decir que la Lingüística concibe los sufijos como uno de los cinco afijos que esta disciplina reconoce de forma universal en las Lenguas naturales. Así mismo, han sido concebidos como morfemas tónicos, que se anexan de forma posterior al lexema, teniendo la capacidad de influir de forma directa sobre su categoría gramatical.

Por otro lado, los sufijos cumplen con dos funciones específicas: una de ellas la de señalar los accidentes gramaticales de la palabra; y en segundo lugar, la de originar nuevas palabras, que aun estando relacionadas semánticamente con aquellas que le han dado origen, cuentan con independencia sobre su significado. En este último sentido, la Lingüística también ha identificado al sufijo como la partícula lingüística responsable de la mayor cantidad de producción de palabras en las lenguas naturales, a través de la Derivación.

Sufijos flexivos

No obstante, los sufijos cumplen también con la misión de anexarse a una palabra, a fin de constituir las distintas formas que esta puede tener, respecto a sus diferentes accidentes gramaticales. A los sufijos que se encargan entonces de señalar las diferentes flexiones de una palabra, se le conocen entonces como sufijos flexivos.

Formas no personales de los verbos

Por otro lado, resultará también importante llamar la atención sobre las formas no personales de los verbos, noción gramatical que refiere a aquellas formas verbales que no cuentan con sufijos que dejen en evidencia su persona o número, es decir, que son impersonales, careciendo igualmente de modo y tiempo, por lo que en este tipo de formas verbales solo se diferenciará entonces el aspecto, es decir, si la acción ya fue terminada (aspecto perfectivo) o si por el contrario aún se encuentra en ejecución (aspecto imperfectivo). A continuación, una breve explicación de las tres formas no verbales del Español:

  • Infinitivo: forma verbal que no posee persona, número, tiempo, e incluso resulta también indiferente al aspecto. Los verbos que se encuentren en esta forma, se caracterizarán por contar con terminaciones –ar, -er, -ir. Así mismo, los verbos en infinitivo pueden ejercer doble función gramatical, pues pueden ser tanto verbos como sustantivos.
  • Gerundio: por su parte el Gerundio tiene un aspecto imperfectivo, mostrando una acción que se encuentra en desarrollo. Los verbos que se expresan en esta forma no personal se caracterizan por contar con la terminación –ando / -endo. También cuentan con la posibilidad de ejercer tanto como verbos, como adverbios.
  • Participio: finalmente, el Participio hará referencia a una acción que ya ha concluido, por lo que tendrá aspecto perfectivo. Los verbos en Participio se caracterizan por su terminación –ado / -ido. Cumplen la función tanto de verbo como de adjetivo.

Sufijos flexivos verbales para infinitivo-gerundio-participio

Teniendo presente estas definiciones, quizás resulte ciertamente mucho más sencillo entender el concepto de los Sufijos verbales para infinitivo-gerundio-participio, los cuales son explicados por la Lingüística como aquellos morfemas, que se anexan de forma posterior al verbo, a fin de señalar la forma no personal que le corresponda.

En este sentido, corresponderán a las terminaciones que tiene cada una de ellas: -ar / -er / -ir para el infinitivo; -ando/-endo para el gerundio; y –ado / -ido para el Participio. Algunos de los ejemplos prácticos de los sufijos flexivos para las formas no personales del verbo serían los siguientes:

Cantar (infinitivo)
Bailando (gerundio)
Tomado (participio)
Reír (infinitivo)
Yendo (gerundio)
Partido (participio)

Imagen: pixabay.com

Sufijos flexivos de formas no personales del verbo
noviembre 22, 2017
Se habla de:                             

Ver más Artículo al azar