Usos sorprendentes del secador de pelo

Tal vez uno de los electrodomésticos más populares del mundo de la belleza y el cuidado diario sean los secadores, esos utensilios que permiten obtener un pelo peinado, brillante, manejable y moldeado en tan solo algunos minutos. No obstante, aun cuando casi no exista un hogar en donde no haya un aparato de este tipo en realidad es un invento reciente, el cual como tantos otros surgió durante el siglo XX.

Secador de pelo: definición e historia

En este sentido, no estaría de más reparar un breve momento en la definición técnica del secador de pelo, el cual es concebido básicamente como un dispositivo electromecánico, cuya principal función es expulsar aire caliente o frío, según el deseo del usuario, a fin de aplicarlo directamente sobre el cabello mojado, logrando que el agua que en él se encuentra se evapore, para conseguir un cabello seco, y a la vez moldeado.

Con respecto a la Historia de este artefacto, las distintas fuentes coinciden en señalar a Alexandre Godefoy como su creador, agregando además que este dueño de salón de belleza concibió su invento haciendo que una aspiradora –invento un poco anterior- comenzara a expulsar aire, en lugar de aspirarlo. Al invertir el funcionamiento de la aspiradora, inventó el secador eléctrico. Era el año 1890.

Sin embargo, las mujeres del mundo occidental industrializado tuvieron que esperar hasta 1920 para que compañías como la Universal Motor Company, entre otras desarrollaran un secador eléctrico portátil, el cual combinaba el mecanismo de la aspiradora invertida con el motor de la licuadora, originando electrodomésticos mucho más potentes.

Así mismo, a mediados del siglo XX estos aparatos evolucionaron, puesto que sus creadores lograron secadores con distintas temperaturas, materiales más resistentes, diversos tamaños, etc. Desde ahí cada día son más los hogares que cuentan con este importante utensilio, que hace del arreglo diario una aventura mucho más práctica y rápida.

Usos sorprendentes del secador de pelo

No obstante, cuando se habla del Secador de pelo no solo se debe tener en cuenta su uso puntual de proporcionar calor o frío al cabello húmedo para secarlo, puesto que este utensilio, según afirman distintas fuentes de Economía doméstica, puede ser también un gran aliado en algunas tareas domésticas, contando entonces con algunos usos sorprendentes, y generalmente desconocidos, como los siguientes:

Calentador de cama

Una de las quejas más constantes de aquellas personas que viven en climas fríos, o que deben soportar etapas de invierno, es la baja temperatura con las que cuentan las sábanas a la hora de meterse a la cama. Empero, este padecimiento puede tener punto final si se cuenta con un secador de pelo, ya que como afirman algunos, bastará con destender la cama y aplicar el aire caliente a las sábanas durante unos minutos. De acuerdo con quienes recomiendan esta técnica, el calor emitido por este electrodoméstico será suficiente para ofrecer una cama tibia y acogedora.

Recetas de postres navideños a base de chocolate Quizás una de las épocas en donde la diversidad culinaria se hace más patente sea durante la Navidad...
Recetas saladas a base de almendras Con el nombre de Almendra se conoce al fruto seco, propio del árbol del Almendro, el cual es conocid...
Propiedades curativas de la guayaba Dentro de la gran variedad de frutas existentes en el mundo, se conoce con el nombre de guayaba al f...

Llenar colchones inflables

Otro de los usos pocos conocidos del secador de pelo es su capacidad de convertirse en un bomba para inflables, y es que si se coloca este aparato en la función de aire frío se puede emplear para inflar rápidamente elementos como colchones inflables, o incluso otros elementos como botes inflables, salvavidas, pelotas de pilates, etc. En consecuencia, la historia de tener que desgastar los pulmones o la fuerza manual en hacer que un elemento lúdico inflable tome vida será parte del pasado, ya que si se cuenta con un secador, inflarlos será una experiencia rápida y creativa.

Planchar la ropa

Quién no ha pasado por el horror de estar sobre tiempo para salir a la oficina o una cita importante, y descubrir que la prenda que iba a usar está llena de arrugas, pues se ha pasado por alto plancharla. Sin embargo, si se cuenta con un secador de pelo no será necesario perder más tiempo armando la tabla de planchar y alistando la plancha, ya que de acuerdo a distintas fuentes de Economía doméstica la solución puede ser tan sencilla como colocar la prenda sobre la cama, encender el secador, y aplicar el aire caliente directamente sobre las arrugas, las cuales desaparecerán, según quienes así lo recomiendan.

Igualmente, algunos expertos señalan en cuanto a este método que lo mejor será meter la prensa, colgada en una percha de ropa, al baño en donde se tomará una ducha caliente, para que así el vapor del agua vaya haciendo su trabajo de eliminar esas molestas arrugas, que pueden atentar contra la imagen.

Ropa calientita

Otro padecimiento de quienes deben habitar lugares fríos, o incluso temporadas heladas, es el tener que pasar la fría experiencia de vestirse, ya que la ropa suele estar realmente helada por las mañanas. No obstante, este padecimiento puede volverse un asunto del pasado si se tiene a mano un secador de pelo, ya que simplemente se deberá colocar en la función de aire caliente, para así usarlo sobre la ropa y calentarla, antes de usarla sobre el cuerpo. Este método es ideal sobre todo para la ropa interior y las medias o calcetines.

Retirar etiquetas

Las personas que gustan de reciclar los envases que quedan después de consumir un alimento, salsa o bebida, casi siempre se enfrentan con el terrible reto de tener que desprender la etiqueta de la superficie, la cual no siempre se despega por completo, o incluso al hacerlo deja residuos de pega sobre el envase, los cuales no salen si quiera con el agua y el jabón. En  este sentido, algunos expertos en economía doméstica han advertido que el secador de pelo puede ser un excelente aliado, ya que el calor emitido por él cuenta con la capacidad de ablandar el pegamento, facilitando la tarea de desprenderlo.

Desempañar el espejo

Por último, entre algunos de los sorprendentes usos que puede tener un secador de pelo se encuentra el de ser un excelente desempañador de espejos, lo cual resulta realmente útil si luego de haber tomado una ducha caliente, se desea usar el reflejo para continuar con el arreglo. De esta manera, bastará con apuntar el secador, en función caliente, hacia el espejo, para poder volver a ver en él un reflejo nítido, truco que ahorrará importantes minutos en la rutina de cuidado diario.

Imagen: pixabay.com

Usos sorprendentes del secador de pelo
enero 29, 2018